Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Cómo cancelar una tarjeta de crédito sin tantas complicaciones

Aunque los bancos suelen darle muchas vueltas, la cancelación de una tarjeta de crédito no tiene por qué ser un proceso tan complicado. Te explicamos los pasos necesarios y los puntos a considerar.
lun 09 agosto 2021 12:29 PM
cómo cancelar tarjeta de crédito
Si no tienes un adeudo, el banco debe notificar la cancelación del contrato al siguiente día hábil.

Es válido cancelar una tarjeta de crédito si piensas que es un medio de financiamiento que, por el momento, no necesitas. También puedes solicitar la cancelación si cuentas con una tarjeta más conveniente, en términos de Costo Anual Total (CAT). Este proceso puede ser tan engorroso como la solicitud del plástico. Pero aquí te diremos cómo hacerlo de la manera más simple.

Todo derechohabiente conserva el derecho a cancelar su tarjeta de crédito cuando lo crea conveniente. La única razón por la cual el banco puede negarte la cancelación del plástico es cuando exista un saldo pendiente de pago. Entonces, habrá que liquidar la tarjeta para proceder a su cancelación.

Publicidad

Pasos para la eliminación de una tarjeta de crédito

1. La tarjeta debe estar en ceros: Verifica en tu estado de cuenta que no conservas ningún adeudo y que no existe ningún movimiento a favor o en contra. Si tienes algún cargo, realiza el pago correspondiente. Después de esto, solicita al banco la cancelación, ya sea en sucursal o vía telefónica. Una vez liquidada la deuda, la institución financiera deberá enviar dentro de los siguientes diez días hábiles, o en la siguiente fecha de corte, el documento que conste que el contrato terminó, sin adeudo alguno. En caso de que no debas nada al momento de hacer la solicitud, el contrato deberá darse por terminado al siguiente día hábil.

2. Da de baja las domiciliaciones: Si piensas dar de baja tu tarjeta de crédito, antes cancela los cobros domiciliados. Esto evitara que, al momento de hacer la solicitud, haya algún cargo “sorpresivo” que olvidaste.

3. Comunícate con la institución financiera: Haz una llamada telefónica o acude a sucursal para comunicar tu decisión de cancelar la tarjeta de crédito. Lee las condiciones de cancelación. Si es una tarjeta compartida con otra persona, la otra también debe dar el consentimiento con su firma presencial. Al finalizar, pide tu acuse de recibo, la clave de confirmación y/o el número de folio.

4. Haz la entrega del plástico: En algunas ocasiones, el banco solicita que lleves el plástico personalmente, además del llenado de un formulario. Si no cuentas con la tarjeta, solamente deberás manifestar por escrito que ésta fue destruida o que no la tienes.

5. Es un trámite gratuito: El banco no puede cobrarte ninguna penalización o comisión por este trámite.

¿Cancelar una tarjeta de crédito afecta mi historial crediticio?

La conducta de pago oportuno que mantuviste con tu tarjeta de crédito quedará reflejada en el historial crediticio del Buró de Crédito. Por eso, si cancelas tras un largo periodo de relación crediticia y conducta de pago total y oportuno, esta información permanecerá en tu historial. Si es tu caso, no debes preocuparte, pues seguirás siendo sujeto de crédito para otras instituciones financieras.

Sin embargo, si cancelas la tarjeta de crédito tras un largo periodo de negociación de deuda o una quita, entonces, esto quedará marcado dentro del historial, como una conducta relativamente negativa. Y es que, siempre es mejor cumplir con las obligaciones financieras, aunque sea tarde, que nunca hacerlo.

De cualquier modo, tras cancelar la tarjeta de crédito, es recomendable avisar al Buró de Crédito, para que quede asentado que la cuenta fue cerrada, sin adeudo y pedir un reporte de crédito especial.

¿Se puede cancelar la tarjeta de crédito con deuda?

Como lo mencionamos anteriormente, no se puede cancelar una tarjeta hasta que ésta quede en ceros. No obstante, esto no significa, necesariamente, que tengas que liquidar la deuda con el banco emisor de la tarjeta. Pues existe la posibilidad de que puedas trasladar la deuda de una tarjeta de crédito a otra de una institución financiera distinta.

Esto lo puedes hacer cuando las condiciones de tasa de interés y cobro de anualidad sean menores en otro banco. De este modo, dejarás en ceros la tarjeta que quieres cancelar, pero deberás liquidar la deuda con tu nuevo acreedor.

 
¿Quieres saber cómo cuidar tu dinero?
Recibe nuestro contenido sobre ahorro, gasto e inversión en un correo semanal.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Ha ocurrido un error, por favor inténtalo más tarde

Publicidad