Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Un hombre protesta lanzándose al vacío en el Parlamento de Rumania

Un técnico de televisión, que tiene un hijo con autismo, se quejó por los recortes sociales aprobados por el gobierno
jue 23 diciembre 2010 09:49 PM

Adrian Sobaru, un rumano de 41 años que trabajaba como técnico de la televisión pública, logró que los parlamentarios voltearan a verlo cuando hizo retumbar su voz desde un balcón en el Parlamento.

Sobre la barandilla del palco reclamó a los legisladores haberle “quitado el pan a mis hijos". Sobaru protestaba por los recortes sociales aprobados por el gobierno, además de la reducción de los salarios públicos en 25% y la subida del IVA del 19 al 24%.

Justo cuando el primer ministro Emil Boc hablaba ante el Parlamento, el técnico gritó contra el gobierno y a modo de advertencia "¡Va para ti Boc!", se tiró al vacío, cayendo sobre las bancas de la sede.

Aún con el impacto de lo ocurrido, algunos diputados acudieron a ayudar a Sobaru, quien llevaba una camiseta en la que se leía: "Han matado el futuro de nuestros hijos. Libertad".

La caída de siete metros le ocasionó traumatismos múltiples, aunque no tiene órganos vitales afectados y su vida no corre peligro, informaron fuentes médicas del hospital donde está internado.

Los medios rumanos indican que la víctima tiene un hijo con autismo y que parte de la ayuda social que recibía había sido suspendida por el gobierno en el marco de sus políticas de austeridad.

Publicidad

Según el testimonio de algunos de sus compañeros, Sobaru no debía haber acudido al Parlamento para realizar labores de filmación, pero pidió expresamente ir en lugar de un colega, lo que hace pensar que lo tenía todo preparado.

La sesión parlamentaria en la que se iba a votar una moción de confianza al Ejecutivo de centro derecha se pospuso poco después.

Una vez retomada la sesión, la que era la cuarta moción contra el gobierno, fracasó por la retirada de todos los diputados de la oposición debido al incidente.

"No podemos hacer ver que no ha pasado nada y continuar la sesión", dijo el líder de la oposición, el socialdemócrata Victor Ponta.

Boc declaró a los periodistas que ha sido "una tragedia que me ha conmocionado", y llamó a la calma "en momentos tan duros como los actuales".

El gobierno rumano ha adoptado duras medidas de ahorro desde que accediera en 2009 a un crédito internacional de 20,000 millones de euros.

Publicidad
Publicidad