Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Consejo de Derechos Humanos de la ONU condena la represión en Siria

El Consejo de Derechos Humanos aprobó condenar la represión del régimen sirio ante las protestas de los opositores
mar 23 agosto 2011 07:52 AM
fuerzas de seguridad sirias patrullan el país
AFP. Siria-Conflicto fuerzas de seguridad sirias patrullan el país

El Consejo de Derechos Humanos de la ONU aprobó este martes la propuesta de declaración presentada por la Unión Europea (UE), con el respaldo de Estados Unidos, para condenar la represión del régimen sirio de las protestas de la oposición.

La declaración, que pide el envío urgente de una comisión independiente que investigue presuntos crímenes contra la humanidad cometidos en Siria, obtuvo el respaldo de 33 países y el rechazo de Rusia, Cuba, China y Ecuador, que consideraron que esta iniciativa tiene "fines destructivos" y busca "desestabilizar la situación".

El resto de Estados representados en el Consejo de Derechos Humanos en Ginebra se abstuvieron Bangladesh, Camerún, Yibuti, India, Malasia, Mauritania, Filipinas y Uganda.

La UE y EU expresaron públicamente el amplio respaldo recibido por la resolución, que busca incrementar la presión sobre el régimen de Bachar al Asad, aunque fuentes diplomáticas dejaron ver cierta decepción por el contundente rechazo de Rusia y China, países que disponen de derecho a veto en el Consejo de Seguridad.

Antes de la votación, las delegaciones rusa y china hicieron público, de manera conjunta, su rechazo a la resolución por considerar que tiene "fines destructivos y busca desestabilizar la situación en siria".

Rusos y chinos instaron al Consejo a recordar la importancia del respeto a la Carta de las Naciones Unidas en lo que se refiere a las normas internacionales, el respeto a la soberanía de las naciones, su independencia y su integridad territorial.

Publicidad

"Hay que hacer todo lo posible por entablar un diálogo en Siria con participación de todas las partes", dijo el representante chino, que pidió al Consejo que hiciera gala "de una actitud objetiva y se basara en una información correcta para tomar su decisión".

Las delegaciones de ambos países declararon el lunes, en la primera jornada de esta reunión especial del Consejo, que no se puede culpar solo al gobierno de Damasco de la violencia y subrayaron que con esta condena dirigida únicamente al régimen "solo complicará la situación y afectará la reslución del conflicto".

El embajador de Siria ante la sede de la ONU en Ginebra, Faisal al-Hamwi, manifestó por su parte que la resolución es un texto "político y desequilibrado al cien por cien" y consideró que "envía un mensaje erróneo sobre el deterioro de la situación en mi país".

"Los autores de este proyecto de resolución se han negado a responder a las numerosas tentativas para modificarlo para que fuera más equilibrado y responda al espíritu del Consejo", dijo.

El texto es "el reflejo de una clara voluntad de intervenir políticamente en un país independiente y soberano", denunció el embajador sirio, que expresó la disposición de su gobierno de recibir a la misión independiente que propone la resolución para investigar presuntos crímenes contra la humanidad.

No obstante, Al-Hamwi matizó que la visita de esa misión, con la que la ONU quiere investigar lo ocurrido desde el pasado mes de julio, podrá realizar su trabajo una vez que el Gobierno sirio complete las reformas aprobadas para democratizar el país.

Publicidad
Publicidad