Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Texas pide al Congreso de EU investigar disparos que llegaron desde México

En agosto pasado durante un enfrentamiento del lado mexicano una bala llegó hasta las instalaciones de la Universidad de Texas, en El Paso
dom 16 enero 2011 06:26 AM
Frontera México-EU
Frontera México-EU Frontera México-EU

El procurador de Texas, Greg Abbott, pidió a los líderes del Congreso estadounidense investigar el caso de disparos lanzados desde México y que cruzaron la frontera, justo en Fort Quitman, un poblado del Condado de Hudspeth.

Varios Rangers de Texas, del Departamento de Seguridad Pública, apoyados por la Oficina del Sheriff del condado de Hudspeth, buscaban desde el viernes al menos ocho balas de alto calibre que aseguran fueron disparadas de lado mexicano y que hasta el momento no han sido localizadas.

Los reportes preliminares indican que la Patrulla Fronteriza no indagará el cado, sino las corporaciones policiales locales, después de que otros incidentes similares en los últimos meses de balas provenientes de México han cruzado la frontera, "poniendo en peligro la seguridad de los texanos".

La mañana del jueves, en Fort Quitman, se cree que una persona disparó con el fin de asustar a los cuatro trabajadores en los caminos de tierra del condado, según Arvin West, sheriff del condado de Hudspeth.

El comisario Mike Doyle mencionó que los trabajadores, que se hallaban en el camino Indian Hot, vieron cómo los disparos provinieron de territorio mexicano, en donde se encontraba una camioneta tipo pick up color blanca con al menos un tripulante.

El sargento Keith Hughes aseguró que bandas de narcotraficantes aprovechan el despoblado de la región para cruzar cargas de drogas, principalmente de marihuana, a través de las múltiples brechas que hay en ese sector.

Publicidad

En junio del 2010, siete balas provenientes de Ciudad Juárez impactaron el edificio del City Hall en El Paso, alcanzando una de ellas a penetrar el vidrio de una oficina en el noveno piso del inmueble.

En otro hecho similar en agosto pasado, una de las balas disparadas durante un enfrentamiento de lado mexicano cruzó la frontera y atravesó una ventana de una puerta lateral y se impactó en el salón 111 del edificio Bell Hall de la Universidad de Texas en El Paso.

El procurador de Texas criticó en una carta enviada al gobierno de Obama “por su continua falla de asegurar nuestras fronteras”, lo que parece haber “envalentonado a los carteles de la droga al punto que están dispuestos intencionalmente a disparar de este lado de la frontera en contra de americanos quienes sin darse cuenta interfieren en sus operaciones de contrabando”.

Abbott dijo que, según reportes preliminares, la Patrulla Fronteriza no investigara el incidente en Fort Quitman, a lo que considera de “vergonzoso” por parte del gobierno federal.

Publicidad
Publicidad