Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Un legislador de EU propone considerar terroristas a los narcos de México

El republicano Michael McCaul presentó una iniciativa en la que argumenta que los capos usan las mismas técnicas violentas que Al-Qaeda
jue 31 marzo 2011 01:23 PM
Carro Bomba
Ciudad Juarez Carro Bomba

Seis organizaciones de narcotraficantes de México podrían ser incluidos en la lista de terroristas de Estados Unidos después de que el legislador republicano Michael McCaul presentara un proyecto de ley ante el Congreso.

La oficina del republicano informó que los cárteles de los hermanos Arellano Félix, los hermanos Beltrán Leyva , La Familia Michoacana, el cártel de Sinaloa , el cártel del Golfo y el grupo delictivo de Los Zetas , son los que se incluyen en la propuesta del legislador.

"Los cárteles usan la violencia para ganar influencia política y económica. Ellos han tomado el control de gran parte del norte de México, el desbordamiento de la violencia se ha traducido en el abandono de la propiedad y la pérdida de la seguridad del lago de la frontera de Estados Unidos", dijo el congresista, que funge como presidente del subcomité de supervisión e investigaciones del comité de seguridad nacional.

La iniciativa de McCaul ante la Cámara de los Representantes propone que esos grupos sean clasificados como "organizaciones terroristas extranjeras" con la finalidad de limitar sus intereses financieros y otros bienes, y dar castigo a quienes les den apoyo logístico.

"Los cárteles de la droga extranjeros han usado técnicas brutales de violencia contra ciudadanos de Estados Unidos para proteger y expandir su comercio de drogas y sus áreas de operación", cita el documento que entrego McCaul este jueves.

Al inaugurar una audiencia del subcomité de supervisión e investigaciones, McCaul dijo que la situación de seguridad en México no mejora y que "la estrategia de la Iniciativa Mérida no está funcionando".

Publicidad

La Iniciativa es un proyecto conjunto en el que Estados Unidos provee ayuda valuada en 1,400 millones de dólares para apoyar la lucha contra el narcotráfico en México.

El legislador dejó claro que la violencia de los capos de la droga ponen en riesgo a México de convertirse en un Estado fallido "controlado por criminales, y si esto ocurre, podría convertirse en un santuario para terroristas que, como sabemos, intentan entrar a Estados Unidos".

El proyecto de ley cita la muerte de un estadounidense en septiembre de 2010 a manos del grupo de Los Zetas y el ataque perpetrado en febrero pasado contra agentes del Servicio de Inmigración y Aduanas de Estados Unidos (ICE, por sus siglas en inglés), en el que murió el agente Jaime Zapata, para ejemplificar la violencia del narco.

La oficina de McCaul menciona que en los cárteles de la droga han asesinado a más de 35,000 personas en México desde 2006. El gobierno federal mexicano informó en enero pasado que la cifra de muertos por hechos vinculados al crimen organizado era de 34,610 .

"Aunque no se rigen por ideologías religiosas, los cárteles mexicanos operan de la misma manera que Al-Qaeda, los talibanes o Hezbollah, comparten el deseo de usar tácticas similares para ganar influencia política y económica", indicó la oficina del legislador.

McCaul plantea que las organizaciones del narco en México están empleando las mismas técnicas de terror que las organizaciones terroristas como secuestros, asesinatos políticos, ataques contra objetivos civiles y militares, tortura, decapitaciones y mutilación.

La iniciativa del republicano Michael McCaul se presenta un día después de que James Winnefeld, jefe del Comando Norte de Estados Unidos, dijera ante la Cámara de los Representantes que la amenaza que enfrenta México es "sofisticada y despiadada" y que el poder del crimen organizado en el país podría ubicarse entre las 10 principales fuerzas armadas del mundo gracias a sus ingresos anuales.

Mayor control sobre el terrorista

En cuanto una organización criminal extranjera es clasificada como terrorista, el Departamento de Estado determina como ilegal que cualquier persona en Estados Unidos le provea materiales, recursos o incluso servicios.

Los integrantes de una organización terrorista extranjera, de ser detenidos, no tienen derecho a ser deportados ni salir de Estados Unidos.

Además, las instituciones financieras de EU tienen la obligación de congelar los fondos de las organizaciones designadas terroristas o de cualquiera de sus integrantes.

Después de que el Departamento de Estado decide clasificar como terrorista a una organización, se aumentan los esfuerzos gubernamentales para aislar sus actividades, disuadir sus transacciones económicas y se trabaja en la estigmatización a nivel mundial de sus acciones.

La lucha frontal contra el crimen organizado en México inició en 2006, cuando el presidente Felipe Calderón asumió el cargo.  El año pasado ha sido el más violento desde entonces, cuando hubo 15,273 muertos por hechos vinculados a la delincuencia organizada.

El gobierno federal asegura que la violencia no es un común denominador en todo el país y que se concentra sólo en 85 municipios de los 2,440 que integran el territorio nacional.

En enero pasado, el vocero de seguridad mexicano, Alejandro Poiré, destacó que se han capturado a 19 de los 37 principales líderes del narcotráfico en México.

Publicidad
Publicidad