Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Los policías de un pueblo de Chihuahua renuncian por miedo a un ataque

Todos los agentes municipales de Ascensión presentaron su renuncia y entregaron sus armas y uniformes tras el asesinato de dos compañeros
jue 04 agosto 2011 03:11 PM
chihuahua policias municipales abatidos
chihuahua policias municipales abatidos chihuahua policias municipales abatidos

Los elementos de seguridad pública de Ascensión, un pueblo del norteño estado de Chihuahua, renunciaron a sus cargos luego de la muerte de dos de sus compañeros, pues tienen miedo de sufrir un ataque por parte de criminales, informó el alcalde local.

El funcionario, Jaime Domínguez Loya, confirmó que los 26 policías municipales dimitieron y entregaron tanto armas como uniformes, de acuerdo con un reporte de la agencia Notimex.

Domínguez Loya afirmó que desconoce los motivos del asesinato de dos policías, tiroteados por presuntos integrantes del crimen organizado. Dijo que el ataque, en el que también quedó herido otro agente, fue precedido por una agresión armada contra las instalaciones de la policía municipal.

Tras la dimisión, agentes federales y estatales asumieron el mando de la seguridad pública en el municipio, informó el fiscal general del Estado, Carlos Manuel Salas.

El funcionario estatal indicó que esta localidad, colindante con Nuevo México, en Estados Unidos, se encuentra custodiada por elementos de la Policía Única Estatal, la Policía Federal y el Ejército mexicano. 

El pasado 14 de mayo, las autoridades anunciaron la muerte del director de Seguridad Pública y dos agentes policiales, cuyos cuerpos fueron localizados horas después de que fueron secuestrados por hombres armados.

Publicidad

Meses antes, la misma población se rebeló contra la corrupción policial y los habitantes destituyeron a los 12 policías y tomaron la seguridad de la zona en sus manos.

Chihuahua es el epicentro de una lucha entre cárteles de la droga que se disputan las rutas de drogas a Estados Unidos, así como el control de la venta al menudeo en las calles.

Los policías locales han sido acusados de brindar protección a diversos cárteles de la droga, lo que los hace blanco de ataques de grupos rivales.

Esta semana, José Antonio Acosta Hernández, El Diego , un presunto líder de La Línea, brazo armado del cártel de Juárez, afirmó que hasta antes de su detención, era protegido por policías de Chihuahua, tanto estatales como municipales.

La ola de violencia que azota a México ha cobrado sólo en el estado de Chihuahua más de 11,000 vidas (aproximadamente 40,000 en todo el país) desde diciembre de 2006, cuando el presidente Felipe Calderón lanzó una estrategia frontal de combate al crimen organizado.

En esta estrategia participan unos 50,000 militares y 20,000 policías federales en todo el país, de los cuales alrededor de 9,000 se encuentran en este norteño estado mexicano desde 2008.

Publicidad
Publicidad