Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Tras 15 meses de retraso, la 'Estela de Luz' es inaugurada

La torre cubierta de cuarzo costó 1,000 millones de pesos y estaba programada en los festejos del Bicentenario de México, en 2010
sáb 07 enero 2012 08:08 PM

Tras 15 meses de retraso en su entrega, este sábado fue inaugurada por el presidente Felipe Calderón el monumento Estela de Luz en la Ciudad de México.

Una cuenta regresiva de 10 a 0 con números iluminados sobre los páneles de cuarzo de la obra de 104 metros de altura fue el marco que dio por inaugurado el monumento ubicado en el Paseo de la Reforma, la avenida más emblemática de la capital del país.

“Es un homenaje a los héroes que en los últimos dos siglos han formado esta nación. Es una forma de agradecer y de sentirnos orgullosos de quienes defendieron la República”, dijo el presidente.

“(La Estela de Luz) habrá de convertirse en un simbolo de la historia nacional y también en un hito de la Ciudad de México”, dijo Calderón durante la inauguración.

La obra de 104 metros de altura, que se encuentra en el Paseo de la Reforma, la avenida más emblemática de la capital mexicana, fue entregada por la constructora GUTSA a la filial de la paraestatal Petróleos Mexicanos, iii-Servicios.

La torre cubierta de cuarzo que brillará con luces, costaría 400 millones de pesos, pero modificaciones al proyecto tras conflictos entre arquitectos y la empresa constructora no solo retrasaron su finalización, sino también elevaron su costo a unos 1,000 millones de pesos.

Publicidad

Los problemas con la cimentación fue otro de los motivos por el cual se retrasó su entrega.

La obra consiste en dos columnas separadas que representan los dos siglos del Bicentenario . El cuarzo cristaliza de manera romboédrica, lo que le permite ser translúcido y al mismo tiempo reflejar parte de la luz.

A los retrasos se sumaron presuntas irregularidades en la contratación.

El pasado 12 de diciembre, la Secretaría de la Función Pública (SFP) anunció que destituyó e inhabilitó a Agustín Castro Benítez, exdirector de iii-Servicios, por permitir la participación de un particular en la planeación y contratación de la obra.

Castro Benítez fue deshabilitado por 12 años para ocupar cualquier cargo público.

También existe una denuncia penal ante la Procuraduría General de la República contra tres funcionarios de la paraestatal, así como de un particular que se ostentaba como servidor público.

Con información de Hugo Salvatierra/Obras

Publicidad
Publicidad