Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

OPINIÓN: Una oportunidad para fortalecer la cultura de la prevención en México

Los sismos de septiembre pusieron al descubierto la baja cultura de la legalidad y de la autoprotección que existe en nuestro país, opina José Antonio Manzanero.
Solidaridad
Solidaridad Los notarios de todo el país se unieron en solidaridad con los damnificados de los sismos ocurridos en septiembre pasado en México a través de diferentes líneas de acción.

Nota del editor: José Antonio Manzanero Escutia es presidente del Colegio Nacional del Notariado Mexicano. Las opiniones expresadas en esta columna son exclusivas de su autor.

(Expansión) — Como parte de su compromiso de responsabilidad con la sociedad, el notariado nacional participa en diferentes programas que tienen como objetivo apoyar a los mexicanos y regularizar importantes aspectos de la vida pública y privada; algunos de estos programas son las jornadas notariales, las guardias e intervención en procesos electorales, la campaña “Septiembre, Mes del Testamento”, el apoyo a los adultos mayores, los programas de regularización de la tenencia de la tierra, entre otros.

Bajo esta premisa, los notarios de todo el país nos unimos en solidaridad con los damnificados de los sismos ocurridos en septiembre pasado en México a través de diferentes líneas de acción.

Lee: ¿Qué hacer si perdiste tus escrituras en el sismo?

¿Cómo hemos apoyado en estos meses a las víctimas? Se han propuesto programas especiales de regularización de propiedad, así como de estímulos fiscales que propicien y ayuden a tener certeza en la titularidad de las propiedades; en coordinación con diversas dependencias, establecimos espacios de asesoría gratuita para la población afectada tanto en las notarías como en módulos; participamos en la realización de fe de hechos para los efectos del artículo 69 de la Ley Sobre el Contrato de Seguro y para determinar los daños y pérdidas de bienes muebles e inmuebles; y participamos en instrumentos relacionados con trámites sucesorios , declaraciones respecto al nombre de las personas, certificaciones de documentos y otros que se requieran para la población afectada.

Asimismo, se amplió la campaña “Septiembre, Mes del Testamento” a todo octubre; además, tanto los colegios de los estados afectados, como diversos notarios de todo el país, otorgaron testamentos sin costo adicional a personas que realizaron donativos a una IAP u OSC cuyo objetivo fuera el auxilio a la población afectada por el sismo.

Publicidad

De manera adicional, los colegios de notarios estatales de las entidades afectadas llevaron a cabo programas para prestar servicios a la población afectada sin costo alguno, por ejemplo, diligencias de fe de hechos que constaten de manera objetiva daños causados directamente por el propio sismo, expedición de testimonios o copias certificadas de escrituras relacionadas con inmuebles afectados, expedición de testimonios de testamentos otorgados por víctimas del sismo, auxilio en la tramitación de testimonios o copias certificadas de escrituras y documentos de inmuebles con daños y asesoría gratuita.

Lee: Tras el sismo, ¿qué pasa con los terrenos de los edificios demolidos?

Lamentablemente, este tipo de tragedias pone al descubierto la baja cultura de la legalidad y de la autoprotección que existe en nuestro país; falta mucho por hacer en cuanto a regularización de la propiedad y cultura testamentaria. Momentos como éste representan una oportunidad para hacer conciencia de que no estamos exentos a ser víctimas de una tragedia, es tarea de todos impulsar la cultura de la prevención, como una medida para fomentar la legalidad, con el fin de que los mexicanos tengamos mayor certeza sobre nuestro patrimonio y el de nuestras familias.

OPINIÓN: ¿Avanza la cultura de la legalidad en México?

Por todo ello exhortamos a la sociedad a regularizar su patrimonio a través de la escrituración de su propiedad, a otorgar testamento, a llevar a cabo los procesos sucesorios, así como de tener a la mano, todos juntos y protegidos en bolsas de plástico o bien en archivos electrónicos o materiales, todos aquellos documentos clave para llevar con ellos o contar con su pronta y fácil localización e identificación en situaciones de emergencia como son: actas de nacimiento e identificaciones oficiales, escrituras, listado de los números de cuenta y bancos, lista de los seguros de vida, atención médica y de daños a propiedades y autos, facturas de autos y otros bienes de valor, testamento y documento de voluntad anticipada, en caso de tenerlo.

De esta manera podremos brindar seguridad jurídica a nuestras familias y construir un México más seguro para todos.

Consulta más información sobre este y otros temas en el canal Opinión

¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Hubo un error. Por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad