Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

El Ejército estadounidense analiza equipar con 'smartphones' a las tropas

El Ejército ha llevado a cabo un programa para probar la viabilidad del uso de teléfonos inteligentes y tabletas en el combate
mié 13 julio 2011 10:09 AM
ejercito
us army soldier soldado ejercito

Para las tropas del Ejército estadounidense, los teléfonos inteligentes podrían convertirse en un equipo de campo necesario, junto con las botas, las armas y las municiones.

El Ejército está terminando un programa de seis semanas para probar la viabilidad del uso de teléfonos y tabletas con pantalla táctil en el combate. El programa piloto comenzó el 6 de junio en las áreas de entrenamiento en White Sands y Fort Bliss, en Nuevo México y Texas.

El simulacro ha sido tan alentador que, según oficiales del Ejército, la primera ola de soldados equipados con smartphones podría ser enviada al extranjero a finales de este año.

A ciertos miembros de las brigadas ya les asignaron radios tácticos; los teléfonos no reemplazarían a estos equipos, sino que serían distribuidos más ampliamente e idealmente operarían en conjunto con equipos más antiguos, dijeron las autoridades.

La infantería está utilizando los teléfonos inteligentes para enviar y recibir actualizaciones a través de mensajes de texto acerca de su entorno, imágenes con un archivo de localización GPS, para crear mapas y llenar rápidamente los reportes regulares.

"Cuando tienen un problema o necesitan enviar un informe, usan los mensajes de texto", dice Michael McCarthy, director del Ejército para el programa. "Estos soldados jóvenes crecieron con esta tecnología. Están muy familiarizados (y) cómodos con ella".

Publicidad

Las autoridades dijeron que también están en desarrollo sistemas que aprovechan la cámara de un teléfono y el GPS para superponer información sobre una imagen del entorno cercano, lo cual es llamado ' realidad aumentada '.

En los ensayos, los soldados han evaluado en conjunto más de 300 dispositivos Android, iPhone y Windows Phone, dijo McCarthy. También están probando tabletas de Apple, Dell y Hewlett-Packard, indicaron.

Por otra parte, otra división del Ejército está probando teléfonos que utilizan una versión especializada del software de código abierto Android de Google , indican funcionarios. El prototipo se llama Joint Battle Command-Platform Handheld .

"Estamos observando una gran variedad de dispositivos", dice McCarthy. "Todos los teléfonos que hemos probado son bastante buenos".

Sin embargo, algunos dispositivos han demostrado ser problemáticos. Un popular teléfono de Samsung Electronics no pudo conectarse a las redes celulares y tenía fallos en su sistema operativo Android, dice McCarthy. Así que Sprint Nextel lo cambió por otro modelo de Samsung, dijo.

El grupo de militares inicialmente tuvo algunos problemas al probar el iPhone en el desierto, debido a un problema que muchos dueños veteranos del popular dispositivo de Apple conocen muy bien: " AT&T no ofrecía servicio ahí ", dice McCarthy.

Más tarde, fueron capaces de ejecutar el iPhone junto con el resto. "El iPhone y Android han sido muy bien recibidos", dijo Ed Mazzanti, director del Ejército que ha liderado el programa de dispositivos móviles.

Mazzanti espera que el Ejército dé luz verde a dos sistemas operativos móviles para su uso oficial. De esta manera, se reducirían al mínimo las necesidades de desarrollo de software, sin dejar de ofrecer variedad, lo que podría ser una defensa contra ataques cibernéticos dirigidos a un tipo específico de la plataforma de software .

Ingenieros de software del Ejército han desarrollado una manera para que las aplicaciones sean transferidas entre las dos plataformas con un mínimo esfuerzo, dicen los funcionarios. Otras aplicaciones están codificadas como páginas web optimizadas para móviles, señalan.

Una portavoz de Google, que fabrica Android, se negó a comentar sobre las transacciones de la empresa con las distintas organizaciones. Una portavoz de Apple tampoco quiso hacer comentarios.

Las pruebas del Ejército han demostrado que estos aparatos hechos con vidrio, metal y plástico  son increíblemente resistentes . Han resistido tormentas de arena y las condiciones más duras, a pesar de que muchos teléfonos estaban desnudos y otros protegidos por fundas de goma de poco más de 10 dólares, dice McCarthy. (Uno de ellos, lamentablemente, fue atropellado por un camión y "no sobrevivió", explica).

Los soldados pueden operar las pantallas táctiles de los dispositivos utilizando guantes especiales.

No esperen ver a sargentos en Costco llenando carritos de compras con estos dispositivos. Sin embargo, los funcionarios del Ejército dicen que comprar la tecnología disponible en el mercado, en lugar de invertir en investigación y producción, es más económico.

"Es mucho más barato para el Ejército comprar cosas que ya se han desarrollado, que crearlas por nuestra cuenta", dice McCarthy.

Muchos de los productos que se venden en Best Buy son más avanzados que las herramientas actualmente en desarrollo por el Ejército. Un teléfono inteligente, como los aficionados a los mensajes de texto saben, no es sólo un teléfono, dijo Mazzanti.

"Es una computadora, una unidad para visualizar, una unidad de salida de video", dijo. "Dado que es una herramienta de 200 gramos basada en una computadora, empezamos a darnos cuenta de que había mucho potencial".

Pero todavía restan obstáculos antes de que los teléfonos puedan ser distribuidos a las tropas en combate. El software de los teléfonos y sus transmisiones no están completamente seguras .

"Hoy en día, no tenemos el nivel de cifrado que necesitamos para llevar (un teléfono) al extranjero y para que se integre plenamente en nuestros sistemas de comando de misión", dijo Mazzanti. Aún así, "podría haber algunos despliegues limitados, incluso este año, vinculados a radios tácticos, que abastecen la codificación necesaria".

Además del programa de smartphones y tabletas, el Ejército también está probando un equipo que permite a los operadores desplegar una red celular improvisada. La 'torre de telefonía celular en una maleta', que crea una red inalámbrica de rango limitado, se utiliza cuando el servicio no es confiable o propenso a atraer a oyentes no deseados.

Publicidad
Publicidad