Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Facebook: un espacio de discusión para los miembros del Congreso de EU

Los integrantes de la Cámara de Representantes usan las redes sociales para publicar sus posturas acerca de la crisis de deuda
mar 02 agosto 2011 09:09 AM
john boehner facebook
john boehner facebook john boehner facebook

A medida que los miembros del Congreso navegan por las arenas movedizas de la crisis del techo de deuda , muchos de ellos también empiezan a recurrir a una plataforma digital más asociada con el intercambio de actualizaciones personales y videos divertidos: Facebook.

En los últimos días, los legisladores han invadido la popular red social para publicar videos que delinean sus posiciones, realizar encuestas de opinión, llegar a nuevos electores y solicitar retroalimentación.

“Durante la semana pasada, nuestro equipo ha visto un marcado incremento en el número de miembros del Congreso hablando directamente con los electores a través de sus páginas oficiales de Facebook ”, dice Andrew Noyes, director de comunicación de políticas públicas de la red social.

El número de publicaciones, que incluyen fragmentos de video o de audios de radio también se elevó durante la semana pasada, a medida que los legisladores trataban de involucrar a sus seguidores de nuevas maneras, añade Noyes. En tanto más miembros hablen ante las cámaras de C-SPAN “esperamos ver un repunte en el ritmo de estas publicaciones”.

Todos los mensajes en Facebook del miembro de la Cámara de Representantes, John Boehner, en las últimas dos semanas han expresado sus opiniones sobre la crisis de deuda.

No está claro si estos mensajes están inclinando la aguja de la opinión pública, pero están promoviendo el diálogo: un mensaje de Boehner del lunes pasado provocó más de 15,000 comentarios.

Publicidad

Mientras tanto, los demócratas del Congreso han utilizado Facebook para manifestar su oposición al proyecto de ley de Boehner sobre el techo de la deuda. El representante demócrata por Maryland, Steny Hoyer, publicó un clip de C-SPAN de sus comentarios desde la Cámara de Representantes, mientras que el senador demócrata Mark Udall, de Colorado, pidió a los usuarios de Facebook firmar su petición en línea instando al Congreso a adoptar una solución bipartidista “sensible”.

Los observadores dicen que los políticos han adoptado las plataformas de las redes sociales como Facebook y Twitter, ya que les permiten comunicarse directamente con los electores, sin que sus mensajes sean alterados.

“Se puede transmitir emoción en una actualización de Facebook o en un vídeo de YouTube. Ofrecen autenticidad”, dice Brad Fitch, presidente de la Fundación de Administración del Congreso, un grupo no partidista dedicado a mejorar la participación ciudadana con el Congreso.

“Ellos (los legisladores) no están permitiendo que el diálogo sea creado por alguien más. Están creando el diálogo”, asegura Fitch. “Y están muy entusiasmados por evitar otros medios de comunicación molestos”.

Algunos miembros del Congreso son adictos a la respuesta instantánea que reciben en Facebook y en Twitter, según Fitch.

“Los políticos anhelan la reacción del público y anhelan ser amados”, comenta.

Los miembros del Congreso también utilizan Facebook y Twitter para refutar rápidamente reportes publicados o afirmaciones de sus oponentes con las que discrepan.

Uno de los retos de la comunicación a través de las redes sociales sin filtrar (especialmente en los candentes temas políticos) es que los comentarios pueden degenerar en insultos o algo peor. El viernes, el representante republicano Bobby Schilling, de Illinois, tuvo que recordar a sus fanáticos en Facebook que los comentarios profanos, amenazadores o inadecuados serán borrados.

Entonces, ¿todos estos mensajes de redes sociales por parte del Congreso realmente influyen en la opinión pública?

Probablemente no, dice Nick Judd, director adjunto del Foro de Democracia Personal , un sitio web sobre la intersección de la política y la tecnología.

“Parece que, aunque la población de Estados Unidos en las redes sociales es grande y creciente, la gente que habla sobre política en ellas ya está polarizada. Se podría pensar que es como estar en una gran fiesta donde los adictos a la política están arrinconados en una esquina oscura, hablando entre sí”, dijo.

“¿Cuánto influye ese grupo en sus amigos apolíticos? No lo sé. Pero una teoría que prevalece ahora es que Facebook, en particular, dificulta romper esa barrera”, Judd cita un libro reciente: The filter bubble de Eli Pariser, que argumenta que Facebook tiende a rodear a los usuarios con amigos de ideas afines y a protegerlos de los puntos de vista opuestos.

Eso no significa que los políticos no deban recurrir a las redes sociales para difundir su mensaje. Una reciente encuesta de personal del Congreso realizada por la Fundación de Administración del Congreso, encontró que casi el 75% piensa que Facebook es “bastante o muy importante” para comunicar las opiniones de sus miembros, seguido de cerca por YouTube y por Twitter.

“Facebook se ha convertido en un canal fundamental de comunicación del gobierno”, afirma Noyes. “Los políticos simplemente se están volviendo cada vez más creativos en las redes sociales a medida que el debate sobre el techo de la deuda y otros temas cruciales de política pública continúan”.

Publicidad
Publicidad