Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Los culpables de filtrar en 2010 el iPhone 4 reciben cargos menores

Este miércoles se presentaron los cargos a los acusados de ofrecer y vender el prototipo del teléfono de Apple a diversos sitios de internet
jue 11 agosto 2011 12:17 PM
iPhone Smartphone
iPhone Smartphone iPhone Smartphone

Los dos hombres responsables de ofrecer un prototipo perdido del iPhone 4 a distintas páginas web antes de que el teléfono se diera a conocer oficialmente, enfrentan cargos por delitos menores informó el sito especializado en tecnología Ars Technica.

Sin embargo ningún empleado de Gizmodo —el sitio que finalmente compró el prototipo— será acusado.

La oficina del Fiscal de Distrito del Condado de San Mateo, en California, anunció este miércoles señaló en un breve comunicado de prensa que Brian Hogan, de 22 años —la persona que supuestamente encontró el teléfono en un bar de Silicon Valley— y su amigo Sage Wallower, de 28 años, están acusados por malversación de propiedad perdida (Wallower también está acusado por posesión de propiedad robada), informó el portal.

“Después de examinar la evidencia, se determinó que no se presentarán cargos en contra de los empleados de Gizmodo”, escribió el fiscal de distrito en el comunicado, informó Ars Technica.

Gizmodo causó revuelo en el mundo de la tecnología en la primavera de 2010 cuando el sitio reveló que tenía en su poder un prototipo del iPhone 4 que supuestamente se perdió en un bar en Redwood City, California.

Probablemente recuerdes cómo se desarrolló la historia: una persona que después se identificó como Brian Hogan dijo que un ingeniero de Apple utilizaba un teléfono y después, accidentalmente lo dejó en el bar, al final, Hogan se llevó el teléfono a su casa y se lo mostró a su amigo, Wallower, quien supuestamente sugirió vender los derechos de las fotografías —y finalmente vender el aparato—a varios sitios de tecnología, de acuerdo con información del portal.

Publicidad

El teléfono y sus fotografías se mostraron a varias publicaciones, Ars Technica incluida, pero Gizmodo terminó comprando el prototipo para su propia cobertura exclusiva previa al anuncio de Apple del iPhone 4 en junio, informó el portal.

Finalmente, Gizmodo le regresó el prototipo a Apple, pero sólo después de un intercambio de correos electrónicos con Steve Jobs y una carta del equipo legal de Apple en donde se exigía su devolución. En ese momento estalló la controversia cuando se registró el departamento de Jason Chen, el editor de Gizmodo, y se comenzó un debate en línea sobre quién podía ser acusado por mostrar la propiedad filtrada de Apple.

Este miércoles el fiscal de distrito del Condado de San Mateo cree que Gizmodo no actuó ilegalmente en el escándalo, pero Hogan y Wallower sí lo hicieron. Gawker Media, la empresa matriz de Gizmodo, como era de esperar, se mostró contenta con la decisión, informó el portal.

“Estamos complacidos de que el fiscal de distrito del Condado de San Mateo, Steven Wright, decidió, después de revisar toda la evidencia, que el equipo de Gizmodo no cometió ningún delito relacionado con la publicación del prototipo del iPhone 4 el año pasado”, dijo Gawker en un comunicado, informó Ars Technica.

“Si bien siempre hemos creído que actuamos dentro de la ley, era inevitable para Jason Chen, el editor en cuestión, sentir la presión, y nos alegramos de que finalmente podemos olvidarnos de este asunto”, informó el portal.

Publicidad
Publicidad