Antonio Osio Tovar: impulso a las start-ups

Para el socio fundador de Capital Invent, es vital crear casos de éxito para que las personas se inspiren y creen un negocio escalable.
Antonio Osio Tovar  también es miembro fundador de Demeter Entrepreneur Network.  (Foto: Gladys Serrano)
Por: ANA LAURA MALDONADO
CIUDAD DE MÉXICO (Expansión) -

Antonio Osio Tovar tiene un gusto especial por la tecnología. Por eso, después de haber estudiado Derecho y Economía en el Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM), cursó una maestría en Administración de Negocios en el Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT, por sus siglas en inglés), de donde se graduó en 2014. Hoy, junto con sus socios, Heberto Taracena y Jana Boltvinik, busca convertir a Capital Invent en el primer fondo de capital emprendedor en México en acompañar a una start-up de tecnología desde su creación como capital semilla hasta su salida a la bolsa.

“Es necesario generar casos de éxito para que la gente se inspire y crea que puede lograrlo”, dice Osio. “Como nunca antes, la tecnología presenta las posibilidades de transformar la realidad y la vida de millones de personas, da la oportunidad de acercarse, comunicarse, informarse y trabajar en conjunto, pero también de crear una empresa y escalarla como negocio hacia miles de personas de manera muy barata”, comenta.

En 18 meses de operación, Capital Invent ya ha logrado inversiones en 12 proyectos que han generado más de 100 empleos de alto impacto.

Lee: Fracaso, el miedo que impide a los mexicanos emprender

De acuerdo con datos del Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática (INEGI), siete de cada 10 empleos en México se generan en pequeñas y medianas empresas, y son estas las que contribuyen con el 48% del producto interno bruto del país, en el que la tasa de emprendedores creció más del doble en tres años -pasó de 5.7% en 2011 a 12.7% en 2014-, según indica el reporte más reciente del Global Entrepreneurship Monitor (GEM).

Soy un tipo muy afortunado, tengo un trabajo que me apasiona, porque es muy gratificante conocer todos los días a jóvenes comprometidos que buscan resolver problemas y ofrecer nuevos productos para impactar positivamente y hacer evolucionar a los grandes mercados que operan de manera tradicional,

dice este joven de 32 años que también es miembro fundador de Demeter Entrepreneur Network, organización global que apoya a emprendedores sociales en mercados emergentes y en la que ha logrado integrar a emprendedores mexicanos y latinoamericanos.

Lee: 30 promesas (para un año desafiante)

“Ser emprendedor es una prueba de resistencia, es un maratón, no una carrera de cien metros. Hay que involucrarse con los emprendedores y sus empresas, ser muy empáticos y conocer sus necesidades y preocupaciones. Es un negocio muy personal que requiere conectar, hacer buenas amistades y relaciones sólidas a largo plazo”, comenta Osio, quien a su paso por el MIT fungió como presidente de los alumnos mexicanos y, desde entonces, ha buscado acercar a México con la institución para
fomentar el desarrollo tecnológico del país.

Pero en un país donde, señala el GEM, solo el 17% por ciento de los adultos tiene la intención de emprender, y de ellos el 30% afirma que el miedo al fracaso le impide hacerlo, Antonio sabe que su labor desde el fondo de inversión va mucho más allá del capital.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

“A los jóvenes en México hay que decirles que es necesario tomar riesgos y saber que se puede fracasar, porque eso es elemental en la vida: se trata de levantarse y seguir, pero ya con un aprendizaje que fortalece y enseña a no cometer los mismos errores”, concluye.

Edad: 32
Puesto: Socio fundador de Capital Invent

Ahora ve
A un mes del sismo del 19 de septiembre, la herida sigue abierta
No te pierdas
×