Bancos medianos pueden competir con grandes gracias al canal digital

Las instituciones medianas y pequeñas pueden ahorrar recursos en su operación y lograr captar clientes jóvenes.
La tecnología acorta la competencia entre bancos.
Banca digital  La tecnología acorta la competencia entre bancos.  (Foto: iStock)
CIUDAD DE MÉXICO -

Las instituciones financieras pequeñas y medianas tienen en la banca digital el potencial para competir en este terreno con gigantes como BBVA Bancomer, Banamex y Santander, incluso de quitar a sus clientes más jóvenes.

“El pilar estratégico para el crecimiento global de la compañía es el canal digital (…) Lo vemos mucho en los segmentos de bancos pequeños y medianos”, dice Rodrigo Santiago de la Torre, líder regional de canales digitales de América Latina, el Caribe y Canadá de Fiserv, proveedor de servicios tecnológicos.

En el último año bancos como Bancomer y Banamex han hecho inversiones millonarias para fortalecer su plataforma tecnológica, con el lanzamiento de nuevas aplicaciones, sucursales digitales y servicios de pagos móviles.

“Los bancos están empezando a ponerse las pilas para poder competir en un mercado que va a estar crecientemente dominado por aplicaciones digitales”, dice Daniel Laniado, director general de Servicios Financieros de la consultora Accenture México.

Si un banco es de menor tamaño o si su origen es totalmente digital tendrá una transición más ágil, subrayó Ignacio Valle, socio líder de Servicios Financieros de Deloitte.

Por la alta inversión y actualización requeridas para el desarrollo de una plataforma digital y móvil, los bancos medianos requieren de un tercero para apostar por un producto competitivo. Es en este segmento donde empresas que dan servicios tecnológicos para servicios financieros ven un mercado provechoso.

Bancomer ya tiene todo desarrollado, yo no voy a hacer que Bancomer cambie su aplicación, pero sí puedo hacer que un banco como Mifel, CIBanco, Bansí le compitan y lo puedan hacer dentro de sus presupuestos”, explicó el directivo de Fiserv, empresa que busca a este tipo de clientes en México para desarrollar la banca móvil.

Los ahorros operacionales se reflejan en un corto tiempo en los resultados del banco. De acuerdo con datos de Fiserv y KPMG, el costo por transacción en banca móvil es 43 veces más barato que en una sucursal.

Este canal también es un elemento atractivo para nuevos clientes jóvenes, pues uno de cada cuatro usuarios de 18 a 25 años están dispuestos a cambiarse de banco dependiendo de la experiencia móvil que ofrezca el banco, según dichas fuentes.

El pilar estratégico para el crecimiento global de la compañía es el canal digital y para allá está incursionando la banca, coinciden los especialistas entrevistados. El potencial del mercado es de decenas de millones de dólares al año, estima Rodrigo Santiago de la Torre.