Coca-Cola y Pepsi quitan azúcar a sus refrescos por impuesto en Reino Unido

El nuevo impuesto entrará en un año, pero ya orilló a las refresqueras a reducir el nivel de endulzante en estas bebibas.
Obligadas  Las refresqueras deberán bajar su contenido de azúcar para mantener su nivel de ventas.  (Foto: iStock by Getty Images)
REINO UNIDO (CNNMoney) -

Como parte de un esfuerzo para reducir la obesidad infantil, el gobierno británico anunció un nuevo impuesto en 2016, proyectando que además reunirá 520 millones de libras (632 millones de dólares) en ingresos adicionales.

Temerosas de que la subida de precios dañe sus ventas, las empresas de bebidas no esperan y ya trabajan frenéticamente en la reducción de azúcar en sus productos.

La Oficina de Responsabilidad Presupuestal británica predice que solo fluirán 380 millones de libras (462 millones de dólares) en nuevos fondos fiscales a las arcas gubernamentales como resultado de los recortes de azúcar.

Lee: Coca-Cola México elimina los productos Life y Zero

El secretario de Hacienda de Reino Unido aseguró estar “satisfecho” de reportar que el gobierno esperaba menos ingresos, reconociendo que ese sentimiento era inusual para un ministro de finanzas.

"Los productores ya están reformulando el azúcar de sus bebidas, lo que significa una proyección menor de ingresos para este impuesto”, declaró este miércoles Philip Hammond.

Leer: Las ganancias de Coca-Cola FEMSA suben 12.4% en el último tramo de 2016

Las bebidas con contenido total de azúcar mayor a 5 gramos por 100 mililitros serán sujetas a un impuesto de 0.18 libras (0.22 dólares) por litro bajo las nuevas reglas, mientras que la tasa para las bebidas con más de 8 gramos será de 0.24 libras (0.29 dólares) por litro.

La idea es que un menor consumo de azúcar resulte en mejores índices de salud, especialmente para los niños. Por ahora, los productores de refrescos y bebidas están respondiendo a las nuevas reglas.

En noviembre pasado, la refresquera Lucozade Ribena Suntory dijo que reduciría en 50% el azúcar agregado a sus productos para julio de 2017, con la esperanza de que todas sus bebidas caigan en el rango de impuesto de menos de cinco gramos de azúcar.

Coca-Cola, de igual manera aumentó sus esfuerzos y en octubre pasado afirmó que cuenta con más de 200 iniciativas de reformulación en pie para reducir globalmente el azúcar añadido. Dijo que ya ha reducido el azúcar y las calorías en marcas como Sprite y Fanta en un 30% en Reino Unido.

¿Por qué Coca-Cola retira del mercado dos de sus marcas en México?

PepsiCo, que también es propietaria de las marcas Gatorade y Tropicana, también está reduciendo el dulce. Dijo que dos tercios de sus bebidas de una porción contarán con 100 o menos calorías para 2025.

Leer: A pesar de la política de prevención, México engorda

El gobierno espera que el impuesto ayude a disminuir la tasa de obesidad infantil en el Reino Unido, que es una de las más altas en el mundo desarrollado: uno de cada cinco niños británicos será obeso para cuando termine la escuela primaria, según el gobierno.

El azúcar juega un papel fundamental en la obesidad infantil, y las bebidas que la contienen son la fuente más grande de la misma en la dieta de niños y adolescentes en el Reino Unido.

"Como muestra la reducción de la expectativa de ingresos de Hacienda, el impuesto al azúcar ya está en funcionamiento para impulsar la reformulación de las bebidas azucaradas por parte de los fabricantes”, dijo Shirley Cramer, directora ejecutiva de la Sociedad Real de la Salud Pública.

La mayoría de los mexicanos padece de sobrepeso u obesidad
Ahora ve
Cómo lograr que tu oficina aproveche las nuevas herramientas tecnológicas
No te pierdas
×