Las marcas de tequila son cada vez menos mexicanas

En los últimos años, grandes empresas de vinos y licores transnacionales como Diageo, Brown-Forman y Beam Suntory, han adquirido marcas de tequilas mexicanas.
George Clooney.  La última compra fue la del tequila Casamigos, del actor estadounidense, por parte de la británica Diageo, que también adquirió el tequila Don Julio en 2015.  (Foto: Shutterstock)
Sheila Sánchez Fermín /
CIUDAD DE MÉXICO (Expansión) -

Hay mucho movimiento en la industria tequilera. Hoy es una de las categorías estrella de los vinos y licores alrededor del mundo. Sin embargo, esto ha sucedido gracias a la promoción de sus dueñas transnacionales, pues cada vez son menos las marcas que quedan en manos de empresas mexicanas.

Por ejemplo, está el caso de la compra del tequila Don Julio por parte de la británica Diageo a Casa Cuervo; la adquisición de Casa Herradura y el Jimador por parte de la estadounidense Brown-Forman en 2006; la venta de los tequila Sauza, uno de los más antiguos en México, Hornitos y Tres Generaciones a la estadounidense Beam Suntory Global; y las compras del tequila Espolón por Campari y del tequila Casa Noble por parte de Constellation Brands.

Lee: La nueva vida de Don Julio

“No es un fenómeno nuevo. Con el boom del tequila, por ahí del año 2000, cuando se dio a gran escala, las empresas grandes empezaron a comprar marcas de tequila, porque la categoría ya se convierte en una grande y relevante”, comentó Horacio Núñez, socio director de ISCAM-Consejeros Comerciales.

Las empresas hacen estas adquisiciones para diversificar y fortalecer sus portafolios, sobre todo con productos premium. El último movimiento fue la compra del tequila que pertenecía al actor George Clooney, Casamigos, por parte de la británica Diageo.

Es una marca con mayor presencia en Estados Unidos, igual que el tequila Patrón, del que Bacardi tiene una participación.

"El elemento clave es el continuo crecimiento saludable del tequila, especialmente en los Estados Unidos, impulsado por los de gama alta como Casamigos. La empresa, obviamente, siente que la trayectoria de crecimiento de la marca, especialmente con su peso de distribución agregado, producirá resultados”, dijo a través de un comunicado Jeremy Cunnington, analista senior de bebidas alcohólicas de Euromonitor Internacional.
Lee: Tequila patrón, una marca estadounidense hecha en México

Estados Unidos, ¿el rey del tequila?

El consumo de tequila creció un 6% a nivel global y un 8.4% en Estados Unidos en 2016, de acuerdo con Euromonitor.

El año pasado, México vendió un poco más de 196 millones de litros de tequila, de los cuales el 81% se destinaron a Estados Unidos, y tan solo en enero de este año la producción aumento en un 28% respecto al mismo periodo del año pasado, aseguró Ramón González Figueroa, director del Consejo Regulador del Tequila.

“Estados Unidos sigue siendo el número uno”, agregó González.

Recomendamos: Las razones por las que José Cuervo tuvo tanto éxito en la BMV

“Lo más benéfico de esto es que, al final, el tequila tiene una denominación de origen, que es México, y entonces se producen todas estas marcas en el país, se compra agave aquí, se paga mano de obra y se vende en el extranjero a un buen precio”, finalizó Núñez.

Ahora ve
México se prepara para el round 5 del TLCAN
No te pierdas
×