EU y Rusia rompen negociaciones para tratar de poner fin a la guerra en Siria

El anuncio se da tras la destrucción de un hospital en el sector rebelde de Alepo.
Violencia  De acuerdo con el Observatorio Sirio el conflicto ha dejado 230,000 muertos.  (Foto: Reuters)
WASHINGTON (Expansión) -

Estados Unidos suspendió este lunes las conversaciones con Rusia para tratar de poner fin a la guerra en Siria y acusó a Moscú de no cumplir con sus compromisos en el acuerdo de cese al fuego, según la agencia Reuters.

El anuncio se dio después de que el Gobierno de Siria respaldado por Rusia atacó un área de Alepo en manos de los rebeldes, dañando hospitales y dejando sin agua potable a sus habitantes.

"Estados Unidos suspende su participación en los canales bilaterales con Rusia que fueron establecidos para sostener el cese a las hostilidades", dijo en un comunicado el portavoz del Departamento de Estado John Kirby, citado por Reuters.

La confirmación del colapso de las conversaciones entre las potencias sugiere que casi no quedan esperanzas para alcanzar una solución diplomática al conflicto que lleva casi seis años.

Estados Unidos se quejó que el gobierno del presidente ruso Vladimir Putin no fue capaz o no estuvo dispuesto a asegurar que el gobierno de Siria se adhiriera a los arreglos propuestos por Moscú, de acuerdo con la agencia Notimex.

“En su lugar, los gobiernos de Rusia y Siria han escogido proseguir una ruta militar, inconsistente con el cese al fuego, como lo demuestra la intensificación de sus ataques a las áreas civiles”, señaló.

“Desafortunadamente, Rusia incumplió sus propios compromisos, incluyendo sus obligaciones bajo la ley internacional”, señaló el vocero de la dependencia, citado por Notimex.

Moscú dijo que Washington trata de culpar a Rusia con su decisión de apartarse de las conversaciones y remarcó que el Gobierno estadounidense no ha cumplido con ciertos aspectos del acuerdo.


El Departamento de Estado fustigó además que los dos gobiernos hayan evitado que llegara ayuda humanitaria a civiles, incluyendo el ataque a una misión humanitaria el 19 de septiembre, del que Estados Unidos responsabiliza a Rusia y al gobierno sirio de Bashar al Assad.

Lee: ¿Quiénes son los responsables del fin de la tregua en Siria?

El régimen sirio lleva a cabo desde hace once días, con ayuda de Rusia, una vasta ofensiva para recuperar este sector de Alepo (norte de Siria), a base de bombardeos masivos que han motivado la indignación de los países occidentales.

"La paciencia de todo el mundo con Rusia se ha agotado", dijo Josh Earnest, portavoz de la Casa Blanca. "Lo que está claro es que Estados Unidos y Rusia no tienen nada más de lo que hablar", añadió, de acuerdo con AFP.

Moscú "lamenta esta decisión de Washington", dijo la portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores, Maria Zakharova, indicaron las agencias de prensa rusas, de acuerdo con Notimex.

Por otra parte, Estados Unidos anunció que este lunes había realizado un ataque aéreo cerca de Idleb (noroeste de Siria) contra un "prominente" miembro de Al Qaida, aunque no confirmó ni su muerte ni su identidad, según Reuters.

En tanto, los rebeldes sirios respaldados por Turquía y una coalición liderada por Estados Unidos se acercaron al pueblo de Dabiq controlado por Estado Islámico, el sitio de una profecía apocalíptica central para la ideología del grupo militante.

Grupos rebeldes del Ejército de Siria Libre han estado presionando hacia el sur en territorio de EI en una operación respaldada por Turquía desde el 24 de agosto y han tomado pueblos cerca de Dabiq en los últimos días.

Un líder rebelde dijo que el plan era alcanzar Dabiq en las próximas 48 horas, pero advirtió que EI había minado el área que rodea la ciudad.

Aunque Dabiq, un pueblo ubicado en el campo al noreste de Alepo, tiene poco valor estratégico, es visto por EI como el lugar donde se librará una batalla final entre musulmanes e infieles, proclamando el Apocalipsis.

Ahora ve
Este país identifica a cada ciudadano en las calles en apenas segundos
No te pierdas
×