Macron debe evitar cometer los errores de Hillary Clinton

Etiquetado como “elitista” por su rival, Marine Le Pen, y criticado por su celebración de la victoria de la primera vuelta, el candidato independiente espera no cometer el error de la demócrata.
El candidato centrista ganó la primera vuelta y ha sido respaldado por varios de sus rivales.
Espaldarazo  El candidato centrista ganó la primera vuelta y ha sido respaldado por varios de sus rivales.  (Foto: Shutterstock)
(CNN) -

Falta poco para las elecciones presidenciales de Francia, pero el hombre que más apunta a convertirse en el nuevo líder del país no da nada por sentado.

Puede que Emmanuel Macron esté liderando las encuestas, pero el centrista independiente de 39 años ha sufrido una de las semanas más difíciles de su campaña hasta ahora.

Recomendamos: Los últimos 10 días me hicieron perder la elección: Clinton

Etiquetado como “elitista” por su rival, Marine Le Pen, criticado por su celebración de la victoria de la primera vuelta, y luego eclipsado en su ciudad natal por la candidata de extrema derecha, Macron ha pasado gran parte de la semana pasada a la defensiva.

Francia, entre el nacionalismo de Le Pen o la globalización de Macron

Es por eso que aún no ha llevado sus muebles al Palacio del Elíseo, en vez de eso, puso en práctica una lección de las elecciones de 2016 en Estados Unidos, en la que Hillary Clinton sufrió una sorpresiva derrota.

“Ese fue sin duda, el error que cometió Hillary Clinton”, dijo Emmanuel Macron a Melissa Bell, de CNN, el jueves: “Absolutamente no estoy jugando de esa forma, incluso desde el primer día, no ha sido así como me he defendido o peleado”.

La campaña dio un giro

Macron ganó la primera vuelta y ha sido respaldado por varios de sus rivales, pero la semana pasada ha traído nuevos problemas para el candidato de 39 años, quien busca convertirse en el líder más joven de la nación desde Napoleón.

Lee: No importa quién gane en Francia, el reto es el Parlamento

Primero fue su celebración después de ganar la primera vuelta, en un bar-restaurante de lujo en París lo que causó consternación, esto llevó a muchos a creer que ya se había declarado presidente. Fue acusado de estar fuera de contacto con el público, lo cual encaja perfectamente en la acusación de Le Pen, quien dice que él sigue siendo parte de la élite.

Este miércoles, la campaña electoral de Macron dio un giro en la fábrica de secadoras, Whirlpool, en su ciudad natal de Amiens, después de que Le Pen se presentó para reunirse con los trabajadores de la fábrica mientras hablaba con representantes sindicales en la Cámara de Comercio.

“Estoy en medio de empleados que se resisten a la globalización salvaje, no con los gerentes que comen costosos platillos, dijo Le Pen, según BFMTV.

Mientras ella recibía aclamaciones y posaba para selfies, Macron se enfrentó a una recepción mucho más hostil cuando entró en la fábrica. Él se detuvo para hablar con los trabajadores y responder a las preguntas mientras describía la visita de Le Pen como un truco.

Recomendamos Los mercados celebran el triunfo de Macron sobre Le Pen

El jueves, en una entrevista transmitida por el canal nacional francés TF1, Macron, quien es un millonario banquero de inversiones y exministro del gobierno, se molesta ante la percepción de ser un candidato para la élite francesa.

“No soy candidato sólo para un pequeño grupo, voy a proteger a las clases medias y a los más vulnerables de Francia, aseveró.

"Tengo una política para la educación, para el trabajo, lo tengo especificado en mi proyecto, apela a toda Francia, a la totalidad del país, a los pueblos, al campo, a los agricultores, a los industriales, a los trabajadores y a los empresarios”.

También marcó un punto de diferencia con Le Pen, quien ha reunido partidarios con un mensaje anti Unión Europea.

Mientras que Le Pen ha abogado por sacar a Francia de la Unión Europea y por cerrar las fronteras del país, Macron ha pedido una mayor integración.

“No estaré contra Berlín, estoy con Berlín”, dijo. “Tenemos diferencias, tenemos desacuerdos, pero no les diré a los franceses que voy a defender sus intereses contra Berlín”.

“Europa es una construcción, nuestra, nosotros decidimos crear Europa, lo hicimos por nuestra paz, por nuestra prosperidad, por nuestra libertad”.

Lee: Cómo dos 'outsiders' están cerca de la presidencia francesa

Aunque la mayoría de las encuestas muestran a Macron muy adelante en la segunda vuelta del 7 de mayo, él sigue siendo cauteloso.

Rechazó las acusaciones de que carece de la experiencia necesaria para el puesto y dice que “no hay una edad ideal para convertirse en presidente de la República”.

“Ningún día, desde el comienzo de la campaña, me he considerado como el favorito”, dijo.

“La falta de experiencia se debe a mi edad, no tengo experiencia en la política, pero sí en el gobierno, el sector privado y el servicio público. Creo que es importante, la señora Le Pen no tiene esa experiencia”.

Ahora ve
Varias personas son apuñaladas en Turku, Finlandia
No te pierdas
×