“Las cifras delictivas no reflejan la realidad”: México Evalúa propone auditoría

Las políticas de seguridad se basan en estadísticas ‘maquilladas’ por motivos políticos y la mayoría de los ilícitos ni siquiera se registra, según los resultados preliminares de un estudio de la ONG.
Expertos denunciaron que las cifras delictivas son falseadas por autoridades de todos los niveles alrededor del mundo, para ofrecer a la ciudadanía mejores resultados en la lucha contra la inseguridad.
Manipulación  Expertos denunciaron que las cifras delictivas son falseadas por autoridades de todos los niveles alrededor del mundo, para ofrecer a la ciudadanía mejores resultados en la lucha contra la inseguridad.  (Foto: iStock by Getty Images)
José Roberto Cisneros
CIUDAD DE MÉXICO (Expansión) -

Ante la desconfianza en torno a las cifras reportadas por los gobiernos sobre la cantidad de ilícitos que se cometen, especialistas plantearon la creación de un organismo independiente que audite dichos datos de incidencia delictiva.

La estadística criminal de los últimos 20 años revela tendencias anormales, señalan los resultados preliminares de un estudio de México Evalúa presentados este lunes, a los cuales se suma el que la mayoría de los delitos se queda en la cifra negra —es decir, no se denuncia—. Esto deriva en que las políticas para combatir la inseguridad estén basadas en información poco confiable, particularmente en delitos de alto impacto, apuntaron los responsables de la investigación.

“Hay que ver con mucha cautela las cifras del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SNSP). No están reflejando la realidad delictiva del país (...) Si no tenemos información que nos permita hacer un despliegue operativo o una intervención en materia de prevención, va a ser muy difícil que las políticas de seguridad sean exitosas”, dijo la directora de México Evalúa, Edna Jaime.

“El objetivo último de este proyecto es proponer una instancia en el país que haga auditoría de datos delictivos (...) Que promueva la calidad, que como vigilante de la calidad de la información pueda estar identificando fallas y eventualmente tener algún mecanismo de apremio o sanción para obligar a que los registros se hagan correctamente”, agregó.

Jaime explicó que dicha instancia podría estar vinculada al Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) —que ya genera algunos datos en la materia, como la Encuesta Nacional de Victimización y Percepción sobre Seguridad Pública (Envipe)— o el Secretariado Ejecutivo del SNSP —dependiente de la Secretaría de Gobernación (Segob), y que recopila la información sobre incidencia delictiva que envían los gobiernos estatales.

El coordinador del Programa de Seguridad de México Evalúa, Jonathan Furzsyfer, resaltó que cada estado cuenta con diferentes capacidades para registrar y procesar la criminalidad, por lo que se pronunció por primero mejorar la capacitación y recursos de las policías y demás autoridades en la materia.

“Antes de empezar a castigar a todos los estados sistemáticamente, hay que ponerlos a todos en el mismo nivel (...) Hay otras cuestiones que a lo mejor no tienen que ver con manipulación de datos precisamente, sino a lo mejor con falta de tecnología, capacitación o recursos para hacer un estudio mucho más detallado, una clasificación delictiva mucho más precisa”, explicó.

Ente los hallazgos presentados por México Evalúa, destacan algunos casos en los que alzas en la incidencia de delitos de bajo impacto o no intencionales coinciden con una baja en crímenes graves, lo cual —de acuerdo con los expertos— es un mecanismo usualmente empleado a nivel internacional por autoridades de todos los niveles para ofrecer resultados en la lucha contra la inseguridad. Este tipo de estadísticas es empleado para evaluar y diseñar políticas públicas; apenas en agosto, el presidente Enrique Peña Nieto instruyó al gabinete de seguridad a poner "en marcha una estrategia de atención integral para los 50 municipios que concentran el 42% de los homicidios dolosos".

Aunque los especialistas insistieron en que no hay un solo responsable de estas fallas, comentaron que el análisis revela “un elemento político, un sello del gobernador en las tendencias de delitos estatales”.

“Se puede ver claramente en el cruce de cifras de los últimos 20 años que, cada vez que hay un cambio en el partido político principal, tienen diferentes prioridades y esas prioridades se reflejan en los incrementos y decrementos de las cifras delictivas (...) Pero esto no se restringe a México, esto es un fenómeno internacional y pasa todo el tiempo”, abundó James Patrick, uno de los autores de la revisión, con experiencia de más 10 años en el análisis de delitos en el Reino Unido, donde denunció que las cifras eran manipuladas.

Se espera que las conclusiones finales estén listas a principios del año próximo.

La CNS tiene consejo de organizaciones ciudadanas

La Comisión Nacional de Seguridad (CNS) firmó un convenio con las organizaciones de la sociedad civil Causa en Común, Observatorio Nacional Ciudadano, México Unido Contra la Delincuencia, México Evalúa, Red Nacional de Profesionistas en Seguridad Pública y el Instituto Nacional de Administración Pública para supervisar la actuación de la Policía Federal y disminuir las conductas indebidas, mejorar la confianza ciudadana en la corporación e incrementar la transparencia y rendición de cuentas.

El mecanismo operará bajo una perspectiva de derechos humanos en la investigación de quejas, denuncias y reportes ciudadanos, y también pretende informar por lo menos cada semestre sobre los resultados de las instituciones de seguridad pública.

“Es un importante precedente para la supervisión externa a las instituciones de seguridad pública, y dada la emergencia de seguridad en algunas entidades, puede ser replicado para también, mejorar tanto los procesos internos de sanción como los protocolos para uso de la fuerza e identificar mejores prácticas”, destacaron las organizaciones.

Organizaciones especializadas en políticas de seguridad pública y representantes de la Comisión Nacional de Seguridad firmaron un acuerdo de vigilancia externa para fortalecer la rendición de cuentas en la Policía Federal.
Corresponsabilidad  Organizaciones especializadas en políticas de seguridad pública y representantes de la Comisión Nacional de Seguridad firmaron un acuerdo de vigilancia externa para fortalecer la rendición de cuentas en la Policía Federal.

El titular de la CNS, Renato Sales, enfatizó que “el servicio público tiene que hacerse en público y ser transparente”.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

“Es imperativo generar una relación que construya confianza entre el ciudadano y sus servidores públicos, y la única manera es abrir la puerta, es extender la mano, para que los ciudadanos nos enseñen a ver qué es lo que estamos haciendo bien y, desde su perspectiva, qué estamos haciendo mal”, indicó, según un comunicado de la comisión.

El convenio tendrá vigencia hasta el término del sexenio de Peña Nieto.

Ahora ve
Testigo relata momentos de terror en La Rambla, Barcelona
No te pierdas
×