OPINIÓN: El euro no sobrevivirá a menos que cambie Europa

Las consecuencias del 'brexit' aún no son visibles, pero será un parteaguas para la historia de la Unión Europea.
Solución  La Unión Europea debe dar respuesta a sus problemas más urgentes, como el desempleo.  (Foto: iStock by Getty Images)
OTMAR ISSING

Nota del editor: Otmar Issing es el presidente del Centro de Estudios Financieros de la Universidad Goethe en Frankfurt. Él fue el principal economista del Banco Central Europeo. Las opiniones expresadas en este comentario le pertenecen únicamente a su autor.

(CNN) — Europa se encuentra en una encrucijada en 2017.

Por casi 70 años, solo ha conocido una dirección: una integración aún más fuerte que involucra el aumento constante de países. Ahora una gran economía y gran peso político ha dado la espalda y abandonado la Unión Europea. El brexit será un punto de cambio para la historia.

Hasta ahora, es muy incierto cómo se desarrollarán las relaciones entre el Reino Unido y la Unión Europea de 27 naciones. Las consecuencias más amplias aún no son visibles. Los partidos nacionalistas de derecha e izquierda de otros países usan el ejemplo británico para apoyar sus llamados a abandonar la Unión Europea. Sin embargo, la enorme complejidad del brexit y el potencial por el daño económico podría actuar como disuasión a otros que se vean tentados a tomar ese camino.

Lee: El 'brexit' de May incluye salida de Reino Unido del mercado único de la UE

Pero no es solo la Unión Europea la que está en riesgo. El Euro también se encuentra en una encrucijada. Escribir esta nota me recuerda el hecho de que use este término en el 2007 como título para el último capítulo de mi libro, "The Birth of the Euro."

Suenan las alarmas

¿Esto sugiere que mis advertencias fueron demasiado alarmistas hace 10 años y lo siguen siendo? Desafortunadamente, no.

El euro pasó por una crisis casi letal tras el colapso mundial de los mercados financieros en 2008. Ciertamente, este evento generó un número de reformas necesarias en algunos de los países miembros. Aun así, a 10 años, la unión monetaria europea difícilmente se encuentra en mejor forma.

OPINIÓN: ¿Reino Unido está listo para el 'brexit'?

Se necesitan reformas mucho más ambiciosas. El desempleo ha aumentado a niveles récord y, a pesar de una reciente mejoría, continúa siendo muy alto en un número de naciones. Algunos gobiernos se han endeudado tanto que dependen de la compra de bonos por parte del Banco Central Europeo para protegerlos de los incrementos sustanciales en las tasas de interés que amenazarían su solvencia económica.

Las hojas de balance del Banco Central muestran que el capital se va de las naciones en crisis a lugares seguros, en particular Alemania, en grandes volúmenes. Grecia aún se tambalea entre necesitar otro rescate y ser forzada a salir de la eurozona.

La divisa puede salir del paso por un tiempo. Pero no puede sobrevivir indefinidamente a menos que se resuelvan estos problemas fundamentales.

Lee: Euro mal planeado, la causa de los males de Europa: Stiglitz

Al preservar un nivel de intereses extremadamente bajos y comprimir la propagación de los bonos gubernamentales, es el Banco Central lo que mantiene unida a la eurozona. Es el único juego en la ciudad. Pero el banco central está sobrecargado con su responsabilidad y ha tenido que extender sus acciones hasta el límite de su mandato y más.

¿Cuál es el futuro para el Euro?

¿Cómo podemos salir de esta situación crítica y asegurar el futuro del euro? Una sugerencia popular es crear una unión fiscal, transfiriendo dinero de los contribuyentes de las naciones más acaudaladas hacia aquellas en dificultades.

Lee: El Banco Central Europeo contempla una mejoría de la economía

Sin embargo, la propuesta ignora el hecho de que la Unión Europea se compone de naciones soberanas. Y la soberanía implica la responsabilidad por la recaudación de impuestos y el gasto público depende de los gobiernos nacionales que responden a sus electores a través de parlamentos locales.

Es difícil ver que esto se modifique pues eso requeriría un cambio correspondiente al tratado de la Unión Europea y, en algunos casos como Alemania, de las constituciones nacionales. Ambas situaciones son muy improbables.

Y, ¿quién se apuntaría a crear una unión fiscal sin legitimidad democrática o recaudación de impuestos sin representación?

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

El acuerdo institucional existente recae en el acuerdo de “no rescate”, un elemento clave del tratado. El principio debe ser respetado y guiar la decisión de Europa sobre qué camino tomar. La única manera de avanzar es que los países introduzcan reformas severas para impulsar el crecimiento y el empleo en combinación con disciplina fiscal. Hay mucho trabajo por hacer.

Consulta más información sobre este y otros temas en el canal Opinión

Ahora ve
Historias de abuso sexual que han sacudido al mundo del entretenimiento
No te pierdas
×