La manera en que Periscope está cambiando los medios

En sus primeros 10 días, la plataforma para transmisiones en vivo alcanzó el millón de usuarios; la app lanzó su versión para el sistema operativo Android este martes.
Periscope  (Foto: Getty)
Rachael Rodríguez
(Reuters) -

Un millón de usuarios se unieron a Periscope en sus primeros 10 días en la tienda de aplicaciones de iPhone. Hoy, la plataforma perteneciente a Twitter tiene dos meses de vida y acaba de lanzar una versión para Android. Y, como cualquier nueva plataforma de redes sociales, está en el centro de múltiples controversias éticas y legales.

Entre estas controversias está la manera en que modifica la forma de transmitir las noticias y el actuar de los medios de comunicación. Estas son las cuatro claves para entender estos cambios. 

1. Acceso

Periscope busca llevar a los usuarios, de manera virtual, a lugares en donde no podrían estar de no ser por la aplicación.

Por ejemplo, las protestas por la muerte de Freddie Gray contra la policía en Baltimore mostraron qué tan valioso puede ser Periscope para ver las noticias mientras se están desarrollando. El periodista de The Guardian Paul Lewis habló con la gente en las calles dándoles una plataforma sin filtros para compartir directamente con su audiencia lo que pensaban de la situación. Sin la carga de grandes cámaras de televisión, Lewis pudo transmitir en vivo mientras se movía por la ciudad, llevándole a los espectadores poderosas imágines como la un proyecto de vivienda pública incendiándose.

En una nota más ligera, también puedes usar Periscope para acompañar a una celebridad por unos tragos un viernes por la noche o ir al detrás de escenas de un programa de televisión. Ellen DeGeneres, Mariah Carey, Jimmy Fallon y Tyra Banks están entre las celebridades que utilizan Periscope para conectarse con sus fanáticos. Otras celebridades, como Madonna, usan Meerkat, una aplicación similar de transmisión en vivo. Así que si alguna vez quisiste saber cómo era caminar de los camerinos hacia el set de un programa de entrevistas nocturno, puedes hacerlo con Periscope.

2. Intimidad

Una cosa sobre Periscope: no es un medio pasivo. Los espectadores no solo están viendo. Están totalmente involucrados con la transmisión.

Los espectadores de una transmisión en vivo de Periscope pueden dar un golpecito en su pantalla para enviar corazones de diferentes colores al emisor, dejándole saber que a la gente le gusta lo que está transmitiendo.

3. Diseño

Desde la invención de los teléfonos con cámara, los editores de video y las personas conscientes del diseño han suplicado que la gente voltee sus teléfonos para grabar videos de modo horizontal. Incluso hay campañas virales en contra de los videos verticales.

Pero Periscope —que está completamente diseñado para usar en tu teléfono y no en un buscador o televisión—descaradamente abraza el formato de video vertical. Meerkat y Snapchat también están optimizados para video en modo retrato. Le pregunté al confundador de Periscope, Kayvon Beykpour, por qué decidió ir a contracorriente.

“Teníamos esta observación de que la gente usa sus teléfonos en el formato vertical y pensamos que era el modo más natural para iniciar la experiencia Periscope”, explicó. “La gente se está acomodando con el video vertical”.

Beykpour añadió que él no es “religioso” al respecto, y que Periscope permitirá video en modo paisaje “en algún momento”.

Aún así, es un gran punto de quiebre para la industria mediática, que tendrá que descubrir cómo hacer uso de todo este video vertical en vez de simplemente descartarlo como mal diseño.

4. Leyes y éticas

Las aplicaciones de transmisión en vivo como Periscope son los nuevos Google Glas, una temible y desconocida nueva frontera de problemas éticos y legales.

La gente que quería ver la publicitada pelea entre Mayweather y Pacquiao el 2 de mayo debían pagar miles de dólares en boletos o 100 dólares en pago por evento. Pero esa noche, una tercera opción apareció: Periscope.

Docenas de fanáticos transmitieron en vivo desde la aplicación gratuitamente (e ilegalmente). HBO tuvo el mismo problema unos días antes cuando los usuarios de la app transmitieron el estreno de la quinta temporada de Game of Thrones.

Beykpour no parecía muy preocupado al respecto, diciendo que Periscope no es exactamente la manera ideal de ver Game of Thrones.

“No es una buena experiencia—no va a ser algo que moleste al ecosistema”, dijo.

Aún así, él puso énfasis en que “tenemos un proceso para manejar las peticiones para bajar contenidos (el Acta de derechos de autor digitales del milenio, o DMCA por sus siglas en inglés). Le hemos dejado claro a nuestros socios y hemos declarado que respetamos la propiedad intelectual”.

Viendo la amenaza de las aplicaciones de transmisión en vivo, algunas ligas deportivas están tomando acciones rápidas. La periodista Stephanie Wei, quien reporta para FoxSportsAsia y Sports Illustrated, dijo que le quitaron sus credenciales del PGA Tour después de usar Periscope para transmitir una práctica en un evento de golf.

“Todo se sentía tan natural, casi como si no transmitir en vivo fuera perderme de una oportunidad de hacer mi trabajo de una manera más informativa”, escribió en un blog. “La respuesta a los streams (de los fanáticos) fue apabullante y tremendamente positiva. Pensé en las posibilidades y como Periscope podría ser un parte aguas en la mejora de coberturas mediáticas de rondas de práctica antes de los días de torneo”.

“Entiendo y respeto que el Tour necesita proteger a sus socios de transmisión que pagan por derechos de TV”, añadió, “pero es momento de ajustarse al actual, siempre cambiante, paisaje mediático y como la gente—sus consumidores—consumen el contenido de golf, especialmente el contenido que no será transmitido por un socio”.

Y los problemas con derechos no son el único problema legal y ético al que se enfrentan las aplicaciones de transmisión en vivo. ¿Qué sucede si un informante decide transmitir secretamente una junta de directivos, por ejemplo? O en un nivel más básico, ¿puedes meterte en problemas por usar Periscope mientras caminas por la calle?

Paul Lewis, el periodista que usó Periscope desde Baltimore, se metió en problemas en un momento cuando los transeúntes no estaban contentos con que él estuviera haciendo livestream. Cuando se desconectó de repente, los espectadores se empezaron a preocupar por su seguridad. Más tarde él tuiteó: “Todo terminó bien. A la gente no le gustó que los estuviera filmando, me fui, rápidamente y estoy bien”.

Mientras Periscope sigue creciendo, nuevos problemas surgirán, pero Beykpour está seguro de que la comunidad “continuará volando nuestras mentes”. La plataforma recientemente tuvo su primera transmisión desde Corea del Norte, y Beykpour dijo que “tuvimos que hacer un doble chequeo”. ¿Qué está esperando para el futuro?

“Me encantaría ver una transmisión desde Antártica. Creo que es el único país o territorio que no hemos cubierto”.

Ahora ve
Así han ayudado los eclipses a la humanidad a lo largo de la historia
No te pierdas
×