Publicidad
Publicidad

Los aeropuertos, el negocio que envidian las aerolíneas

Los márgenes financieros y la rentabilidad de las aerolíneas se desplomaron en los primeros tres meses del año, mientras que los aeropuertos tocan niveles récord en sus ingresos.
Haciendo el dinero
Ganancias. Los grupos aeroportuarios obtienen mayores beneficios que las aerolíneas. (Foto: Bet_Noire/Getty Images/iStockphoto)

Los grupos aeroportuarios son la envidia de las aerolíneas mexicanas, que han visto reducirse sus márgenes financieros y rentabilidad, a pesar de que el transporte de pasajeros alcanza niveles récord.

Mientras los operadores de los aeropuertos en el país promediaron un margen financiero de 28.8%, la rentabilidad financiera de las aerolíneas se desplomó a -25.1%, de acuerdo con un análisis de Banorte al cierre del primer trimestre de 2018.

“A pesar de grandes crecimientos de operaciones y pasajeros en la industria aérea en México, la presión del precio de combustible y la caída en precios no muestra que la aviación mexicana esté en niveles de rentabilidad en doble dígito que permita ser sustentables a largo plazo”, reconoció Sergio Allard, presidente de la Cámara Nacional de Aerotransporte (Canaero), en abril.

La aviación mexicana transportó casi 90 millones de pasajeros en 2017, un incremento de 10.2% anual. Sin embargo, de cara a sus accionistas, el beneficio neto no es positivo.

Lee: A las aerolíneas mexicanas les llueve sobre mojado

De las dos únicas aerolíneas que cotizan en Bolsa, Volaris reportó un margen neto de -19.1% de enero a marzo de 2018. Y Aeroméxico reportó un margen neto de -0.7% en el mismo periodo.

Publicidad

En contraste, los gestores aeroportuarios Asur, GAP y OMA ofrecieron a sus accionistas un beneficio neto de 37.1%, 32.7% y 31.5%.

La diferencia radica en el modelo de negocio: los grupos aeroportuarios obtuvieron concesiones décadas atrás, lo que actualmente les permite invertir en infraestructura y cobrar cuotas reguladas, mientras que las tarifas en la aviación comercial se rigen por la libre competencia, según explicó una fuente que por políticas empresariales pidió el anonimato.

“Ese compromiso de desarrollar infraestructura y haber pagado por el concepto del riesgo representa una oportunidad para que el inversionista recupere su inversión”, comentó Porfirio González, director general de OMA, durante el primer Foro de Transporte Aéreo celebrado en abril.

De enero a marzo de este año, Volaris, Aeroméxico, Interjet y VivaAerobus permanecieron en terreno negativo. Todas registraron pérdidas. En ese mismo periodo, Asur, GAP y OMA lograron ganancias por 1,455 mdp, 1,114 mdp y 608 mdp, respectivamente.

“México está con retos muy importantes en el sector. La competencia es muy intensa. Tanto es así que en este país es donde se logra menor rentabilidad dentro de las aerolíneas de Latinoamérica, y eso es porque es una competencia feroz”, comentó José Alfonso Lozano García, director de asuntos corporativos de Volaris.

¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

has quedado suscrito al newsletter.

Publicidad
Publicidad