Publicidad
Publicidad

Las farmacias buscan alternativas al oligopolio en distribución de medicamentos

El sector critica que los medicamentos de alta especialidad solo pueden adquirirse con los mayoristas de la distribución, Nadro, Marzam y Fármacos Nacionales.
Buscan alternativas.
Los afiliados a la Unifacc buscan abastecerse de medicamentos con pequeños distribuidores para evitar la "homologación comercial" de las grandes cadenas.

Las pequeñas farmacias no tienen capacidad para comprar los medicamentos de alta especialidad directamente a los laboratorios, por lo que dependen de los distribuidores mayoristas —Nadro, Marzam y Fármacos Nacionales— para adquirir el 40% de los tratamientos para enfermedades como las crónico-degenerativas.

Estas farmacias afirman que la existencia de un oligopolio en la distribución de medicamentos les perjudica frente a las grandes cadenas, que pueden compran mayor volumen, asegura Óscar Zavala, presidente de la Unión Interdisciplinaria de Farmacias, Clínicas y Consultorios (Unifacc). “Nadro, Marzam y Fármacos Nacionales están afiliados a la Diprofar (Asociación de Distribuidores de Productos Farmacéuticos), y hemos observado que tratan de homologar las condiciones comerciales a los clientes. Esto puede ser peligroso, porque puede desencadenar una especulación en el precio de las medicinas a nivel nacional”, dijo a Expansión.

Lee: ¿Finalmente hubo algo ilícito en la compra de Marzam?

Nadro y la Diprofar no estuvieron inmediatamente disponibles para contestar a una petición de entrevista. El fondo que compró a Marzam, Moench Coöperatief, no pudo ser localizado en su número telefónico, no posee sitio web, y los especialistas en inversiones no conocen el perfil de sus operaciones ni su historial.

Recientemente, la Comisión Federal de Competencia investigó a Nadro, después de que la filtración de documentos conocida como los Panama Papers causara un escándalo mediático, al revelar que presuntamente la compra de Marzam se realizó gracias a un crédito otorgado a Moench por Marina Matarazzo, esposa de Pablo Escandón, presidente de Nadro. Por ello, presuntamente, detrás del fondo holandés, se encontraba Nadro.

Finalmente, la Cofece cerró la investigación, tras anunciar un acuerdo con Moench Coöperatif y Luis Doporto, el abogado involucrado en la operación. El compromiso obliga a los involucrados a demostrar, en un plazo de tiempo determinado, la desvinculación entre Nadro y Marzam.

Publicidad

Mientras, las farmacias y clínicas de la Unifacc buscan alternativas para surtirse del 60% de los medicamentos de consumo frecuente. “Trabajamos con Almacén de Drogas, un distribuidor que está creciendo, con distribuidores nacionales regionales y con la central de abastos de Iztapalapa, donde un gran número de propietarios de farmacias independientes está yendo a adquirir sus medicamentos”, dijo Zavala.

Lee: Moench Coöperatief y Luis Doporto esquivan sanción por el caso Marzam... por ahora

Pero en muchos productos dependen todavía de estos grandes distribuidores, afirma. “En la Central de Abastos y en el mercado alterno de distribución tenemos un abastecimiento de hasta el 40% de los productos de mayor rotación, pero todos los productos de alta especialidad o de enfermedades crónico-degenerativas los tenemos que comprar obligadamente con el mayorista, porque los laboratorios no quieren tomar el riesgo de vender sus productos a pequeños distribuidores. Al final terminan siendo el mal necesario”, asegura el representante de las pequeñas farmacias.

¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

has quedado suscrito al newsletter.

Publicidad
Publicidad