Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Ni un sedán ni un SUV: Mitsubishi va por Honda y Suzuki con un monovolumen

El segmento de los monovolúmenes de siete pasajeros mueve alrededor de 20,000 unidades al año y en México está dominado por los fabricantes japoneses.
vie 23 julio 2021 05:00 AM
Mitsubishi Xpander Cross
Mitsubishi tiene el objetivo de vender 3,000 unidades al año de este nuevo modelo que, a diferencia de otros del portafolio, no se ha visto afectado por la escasez de semiconductores.

Mitsubishi ha decidido incursionar en el segmento de los monovolúmenes para siete pasajeros con el lanzamiento de su modelo Xpander. Este vehículo, de reciente creación y producido en Indonesia, llega a México para competir con modelos de Honda, Suzuki y Toyota, las tres japonesas que dominan en este segmento de mercado.

Ah-kin Vázquez, director comercial de Mitsubishi en México, tiene el objetivo de vender 3,000 unidades al año de este nuevo modelo que, a diferencia de otros del portafolio, no se ha visto afectado por la escasez de chips. "Xpander, en particular, no ha tenido problemas de abasto porque al tener un equipamiento bastante sencillo, no le pega el problema de los semiconductores", explica.

Publicidad

El directivo espera que la disponibilidad de inventario de este nuevo modelo, en un momento en el que la mayoría de los vehículos nuevos escasean en los pisos de venta y los concesionarios mantienen listas de espera de dos o tres meses, le permitirá a Mitsubishi posicionarlo rápidamente en el mercado.

"Las marcas no tan grandes, pero que tienen inventario, van a salir beneficiadas", dice Vázquez.

El segmento de los monovolúmenes de siete pasajeros -un tipo de carrocería que tiene el compartimiento del motor, de pasajeros y la cajuela integrados en una sola unidad para aprovechar mejor el espacio- mueve alrededor de 20,000 unidades al año y en México está dominado por los fabricantes japoneses.

Mitsubishi competirá con dos versiones: Xpander, un contrincante directo de los modelos de Suzuki Ertiga XL7 y Honda BR-V, así como el Xpander Cross, con la que buscará atraer algunos clientes del segmento de los SUV subcompactos, ahora dominado por Kia Sellos, Chevrolet Tracker y Nissan Kicks.

"En el mercado hay bastante escasez de unidades y aunque no tenemos el volumen que quisiéramos, al menos tenemos un reabastecimiento constante de unidades. Y eso le ha dado mucha visibilidad a la marca. Hay clientes que dicen: oye, nunca había pensado en Mitsubishi, pero voy a probar”, dice Vázquez.

La llegada de este modelo le permitirá llenar el hueco que tenía en su portafolio, entre su sedán Mirage G4 y el SUV Outlander, tras la salida de Eclipse Cross, el SUV más pequeño que comercializaba la firma japonesa en México.

La marca, que en febrero de 2020 independizó sus operaciones comerciales de Fiat Chrysler, cerró el primer semestre del año con una participación de mercado de 1.3%, dos décimas más que en el mismo periodo de 2020.

El año pasado, en medio de la pandemia, comercializó 10,447 unidades, según datos de Inegi. Para este año, Jorge Vallejo, CEO de la marca en México, tiene el objetivo de vender 16,000 unidades, un número similar al obtenido en 2019.

"El panorama de la industria automotriz ha estado complicado, pero afortunadamente empezamos a ver una recuperación mes a mes. En el primer semestre llevamos una recuperación acumulada de 36%, comparado con el mismo periodo de 2020, y esperamos mantener esta inercia en la segunda mitad del año”, dice Vallejo.

Publicidad
Publicidad
Publicidad