Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Los 4 presidentes de Latinoamérica que depredan la libertad de prensa

El brasileño Jair Bolsonaro, el nicaragüense Daniel Ortega, el venezolano Nicolás Maduro y el cubano Miguel Díaz-Canel aparecen en la galería de los principales enemigos del periodismo, según RSF.
lun 05 julio 2021 01:34 PM

Los presidentes de.Nicaragua, Daniel Ortega; Venezuela, Nicolás Maduro, y Cuba, Miguel Díaz-Canel, así como el brasileño Jair Bolsonaro, son los integrantes latinoamericanos de la galería de depredadores a la libertad de prensa, un informe publicado este lunes por la organización Reporteros Sin Fronteras (RSF).
Los presidentes de Nicaragua, Daniel Ortega, de Cuba, Miguel Díaz-Canel, y de Venezuela, Nicolás Maduro, tienen en común el deseo de controlar lo que la prensa dice sobre ellos.

Los presidentes de Brasil, Jair Bolsonaro; Nicaragua, Daniel Ortega; Venezuela, Nicolás Maduro, y Cuba, Miguel Díaz-Canel, son los integrantes latinoamericanos de la galería de depredadores a la libertad de prensa, un informe publicado este lunes por la organización Reporteros Sin Fronteras (RSF). El reporte se realiza de manera anual desde el 2000.

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, quien ya ha sido criticado por RSF debido a sus constantes descalificaciones a la prensa crítica, no ha sido incluido en la lista. México es considerado uno de los países más peligrosos para ejercer el periodismo en el mundo.

Publicidad

Jair Bolsonaro (Brasil)

Desde que Jair Bolsonaro asumió la presidencia de Brasil, el 1 de enero de 2019, el trabajo de los periodistas de su país se ha complicado en extremo. El presidente se ha encargado de insultar, denigrar, estigmatizar y humillar a los periodistas demasiados críticos. Según Bolsonaro, la prensa es inútil, pues solo esparce "rumores y mentiras constantes"

"En las redes sociales, ejércitos de simpatizantes y robots difunden y amplifican ataques destinados a desacreditar a la prensa, a la que presenta como enemiga del Estado", indica la organización.

El canal Globo es uno de los blancos favoritos del presidente y sus hijos. Lo llaman "prensa funeraria" porque publica información sobre la progresión de la epidemia de COVID-19 en Brasil y el número de muertes relacionadas con el coronavirus. En 2020, la organización registró más de 180 ataques contra el grupo, al que acusan de querer “ traicionar” y “destruir” el país.

El gobierno del ex capitán del ejército brasileño ha sido muy criticado por su gestión de la pandemia, al grado de enfrentar una investigación del Senado al respecto.

Las mujeres periodistas también son otro objetivo común de los ataques de Bolsonaro, quien ha emitido varias víctimas de agresiones sexistas en contra de comunicadoras como Patricia Campos Mello.

Miguel Díaz-Canel (Cuba)

Miguel Díaz-Canel, quien acaba de erigirse como primer secretario del Partido Comunista de Cuba y es presidente de la isla desde 2019, ha seguido la línea de los hermanos Fidel y Raúl Castro —en el poder desde 1959— al mantener un control casi absoluto sobre la información.

Publicidad

El Estado cubano vigila de cerca las televisiones, radios y periódicos, mientras que la prensa privada sigue prohibida por la Constitución. Los periodistas que no aceptan la línea castrista conviven con arrestos persecuciones arbitrarias, amenazas de prisión, persecución y acoso, registros domiciliarios, ilegales, y confiscación y destrucción de material periodístico.

Sobre su persecución contra la prensa independiente, el propio Díaz-Canel ha dicho que la libertad de expresión en Cuba está limitada por la existencia misma de la revolución. "La libertad de expresión en la Revolución sigue teniendo como límite el derecho de la Revolución a existir", dijo Díaz-Canel, en un encuentro con un grupo de intelectuales y artistas el 28 de junio.

El ex presidente Raúl Castro, quien se retiró de la vida pública este año, también está en la galería de depredadores de RSF.

Daniel Ortega (Nicaragua)

La opresión del gobierno de Daniel Ortega y sus simpatizantes del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN) intenta silenciar a la prensa crítica a través de todos los medios: amenazas, persecuciones, campañas de difamación arrestos y encarcelamiento arbitrarios.

La Ley reguladores de agentes extranjeros, aprobada después del estallido de las protestas sociales de 2018, tiene como propósito vigilar de cerca a los medios y organizaciones que reciben financiamiento externo.

Publicidad

Ortega ha instaurado "un sistema de asfixia económica contra los medios independientes, con políticas discriminatorias para la publicidad oficial, la concesión de frecuencias de radio y televisión, restricciones a la importación de equipos y materiales periodísticos, o auditorías abusivas".

Con la vista puesta en las elecciones de noviembre, Ortega ha emprendido procesos judiciales encontró de todos sus opositores, que van desde la clase política hasta medios de comunicación.

El editor Carlos Chamorro, fundador del diario digital informativo Confidencial, y su hermana Cristiana, cofundadora de la Fundación Violeta Chamorro, que defiende la libertad de prensa, son los principales objetivos de Ortega. Cristiana está bajo arresto domiciliario y Carlos en el exilio en Costa Rica.

Nicolás Maduro (Venezuela)

La situación de la prensa en Venezuela ha experimentado un deterioro acelerado desde 2017. Las detenciones arbitrarias y la violencia contra los periodistas por parte de los servicios policiales y de inteligencia venezolanos van en aumento.

“La Comisión Nacional de Telecomunicaciones (Conatel) despoja de sus frecuencias de emisión a las radios y televisiones demasiado críticas, y coordina los cortes de internet, el bloqueo de las redes sociales y la confiscación de equipos. La mayoría de los periódicos impresos de la oposición no ha resistido estas presiones”, señala RSF.

Publicidad

Los medios en línea se enfrentan a ataques informáticos constantes, lo que hace que su trabajo de información sea cada vez más complicado y costoso.

Desde la llegada al poder de Nicolás Maduro, en 2013, más de un centenar de medios han cerrado. Entre ellos está el emblemático periódico El Nacional, fundado en 1943, que dejó de circular en su edición impresa en diciembre de 2018. La versión digital se mantiene, pero también con ataques del gobierno de Maduro.

Los periodistas extranjeros son detenidos, interrogados y expulsados periodísticamente de Venezuela. Además, muchos periodistas venezolanos se han visto obligados a elegir el exilio desde 2018, para huir de amenazas y salvaguardar su integridad física.

Depredadores en todo el mundo

Además de los líderes latinoamericanos, RSF enumera a 37 gobernantes entre sus depredadores hacia la prensa. Algunos son ya viejos conocidos del listado, como el presidente de Rusia, Vladimir Putin, y el líder chino Xi Jinping.

Durante 2020, Putin hizo aprobar una serie de reformas constitucionales antiliberales que, entre otros problemas, criminalizan la protesta y limitan la libertad de prensa. Muchos periodistas fueron detenidos durante las protestas a favor del opositor Alexéi Navalni.

Actualmente hay al menos ocho periodistas rusos en prisión: Alexander Valov (2018), Remzi Bekirov (2019), Abdulmumin Gadjiev (2019), Rachid Maisigov (2019), Ivan Safronov (2020), Ian Katelevski (2020), Aleksander Dorogov (2020) y Vladislav Yesipenko (2021). En 2020, el periodista Aleksander Tolmachev murió por falta de atención médica mientras estaba detenido.

Por su parte, Xi ha impuesto en China un modelo social basado en la censura, la propaganda y la vigilancia. Los medios estatales no solo deben obedecer al Partido, sino también "reflejar su voluntad, proteger su autoridad y su unidad". Además, la información disponible en internet está sumamente controlada.

También hay nuevos integrantes de esta galería. El más notable es el príncipe heredero de Arabia Saudita, Mohamed Bin Salman, quien está al frente de una monarquía que no tolera a los medios independientes, de acuerdo con RSF. “El terrible asesinato en 2018 de Jamal Khashoggi reveló un método de depredación simplemente bárbaro”, dice la organización.

El presidente húngaro Viktor Orbán también se integra al listado. Se ha proclamado un partidario de la “democracia antiliberal” y ha trabajado desde su regreso al poder, en 2010, a deshacer el pluralismo y la independencia de los medios de comunicación de su país.

RSF hace una mención especial a Carrie Lam, la jefa ejecutiva de la Región Especial de Hong Kong, quien ha apoyado las medidas de represión ordenadas desde Beijing contra el movimiento prodemocracia en este territorio.

Las medidas adoptadas por Lam han llevado a la desaparición, el 24 de junio, del principal diario independiente de Hong Kong, Apple Daily, y al encarcelamiento de su fundador, Jimmy Lai, ganador en 2020 del Premio Especial RSF a la Libertad de Prensa.

Publicidad
Publicidad