Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

El "arma biométrica" que Estados Unidos dejó a los talibanes sin querer

Estados Unidos recolectó la información biométrica de millones de ciudadanos, funcionarios y miembros de las fuerzas de seguridad en Afganistán, ahora los talibanes podrían usar esa arma a su favor.
mié 18 agosto 2021 03:08 PM

El ejército de Estados Unidos respaldó un gobierno de coalición en Estados Unidos, hace 20 años, expulsando a los talibanes del poder en Afganistán. Durante ese tiempo, los militares norteamericanos crearon una base de datos biométricos (que podría tener 25 millones de entradas) como parte de su esfuerzo para rastrear a terroristas en este país. Pero ahora que los estadounidenses se retiraron y los talibanes arribaron nuevamente al poder, esa gran base de datos biométricos estaría siendo utilizada para perseguir a los antiguos aliados de Estados Unidos.

De acuerdo con un reporte de The Intercept, el ejército de Estados Unidos no solamente utilizó este sistema de recolección de datos biométricos para rastrear terroristas, sino que también capturó la información de civiles afganos, trabajadores de embajadas y funcionarios aliados del gobierno de coalición que fue derrocado. En este sentido, los talibanes tendrían un arma muy poderosa para rastrear, vigilar y expulsar o asesinar a sus opositores.

Publicidad

El sistema denominado Handheld Interagency Identity Detection Equipment (HIIDE) recopila información sensible como el iris de los ojos, las huellas dactilares y la cruza con datos biográficos de identificación, como nombres, direcciones, teléfonos, correos electrónicos, entre otros.

Afortunadamente, según un exfuncionario de Operaciones Especiales del Ejército de Estados Unidos, los talibanes no tienen el equipo para utilizar estos datos. No obstante, estos datos podrían caer en manos de otros interesados, como la agencia de inteligencia de Pakistán, la cual trabaja estrechamente con los talibanes y cuenta con amplia capacidad técnica. Y, de acuerdo con la agencia Reuters, existen informes locales de que los talibanes sí han utilizado los datos biométricos del gobierno, en los últimos cinco años, para ubicar los blancos dentro de las fuerzas de seguridad.

En este sentido, aunque las posiciones son contradictorias sobre la capacidad de los talibanes de utilizar esta información, existe la posibilidad de que estén en posesión de un arma que les permita reprimir civiles, vigilas a activistas y ubicar a aliados incómodos. Este poder de vigilancia podría afianzar al nuevo gobierno de los talibanes.

Publicidad

Y no es una consideración menor si se toma en cuenta que, en un artículo publicado por el ejército de EU, en febrero de 2020, se indicó que el servicio estaba modernizando su tecnología del procesamiento biométrico en cuestión y que había guardado un millón de entradas en el Sistema de Identificación Biométrica del Pentágono. Respecto a este procesamiento, el coronel Senodja Sundiata-Walker, gerente de proyectos del programa biométrico del Pentágono, declaró: “Esta base de datos actualizada hará que sea más eficiente para los combatientes recolectar, identificar y neutralizar al enemigo”.

Esta tecnología sirvió incluso para rastrear e identificar a Osama bin Laden, el extinto terrorista de al-Qaeda que habría planeado los ataques a las torres gemelas, en 2011. De acuerdo con la reportera Annie Jacobsen, Estados Unidos tenía la intención original de recolectar los datos biométricos del 80% de la población afgana para localizar a terroristas y criminales.

Publicidad
Publicidad
Publicidad