Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Otro ejecutivo de Google se va tras señalamientos de acoso sexual

La tecnológica tomó medidas antes de que un grupo de trabajadoras realizara el jueves una protesta.
mié 31 octubre 2018 03:40 PM

SAN FRANCISCO - Alphabet, casa matriz de Google, confirmó este miércoles que un ejecutivo señalado de acoso sexual fue despedido sin indemnización debido al aumento de la tensión sobre el manejo de esos temas en la compañía .

La noticia de que Rich DeVaul, uno de los directores del Laboratorio X -la unidad de investigación de Google-, había dejado la empresa surgió tras informes de que las empleadas intentaban organizar una protesta para el jueves contra el manejo indulgente de la conducta sexual inapropiada en el lugar de trabajo.

El director ejecutivo de Google, Sundar Pichai, envió un mensaje a los empleados el martes por la noche en el que sostiene que ha escuchado a muchas empleadas hablar respecto al tema de la conducta inapropiada en el trabajo y está "profundamente arrepentido por las acciones pasadas y el dolor que causaron a las trabajadoras".

Lee: Google crea herramienta para monitorear el #MeToo en el mundo

"Como director ejecutivo, personalmente ha sido importante para mí tomar una línea mucho más dura sobre el comportamiento inapropiado", dice Pichai en el mensaje, y reitera que Google había despedido a 48 empleados en los últimos dos años, incluidos 13 altos ejecutivos, como resultado de acusaciones de acoso sexual.

Publicidad

Pichai se ha reunido con empleados de Google para tratar el tema desde que The New York Times informó la semana pasada que un empleado senior de Google, el creador de Android, Andy Rubin, recibió una indemnización por despido de un valor de 90 millones de dólares (mdd) tras quejas de mala conducta. El diario también dio a conocer que Google cubrió otros reclamos de acoso sexual.

Sam Singer, un portavoz de Rubin, rechazó las acusaciones en su contra en una declaración a la agencia de noticias AFP, diciendo que Rubin dejó Google por su propia voluntad para lanzar Playground, una empresa de capital de riesgo e incubadora de tecnología.

Las preocupaciones expresadas por las mujeres en Alphabet se suman a las crecientes denuncias de la existencia de una cultura sexista en un Silicon Valley.

Publicidad
Publicidad