Pemex realiza operaciones en mercados internacionales para achicar su deuda

La petrolera busca reducir sus necesidades de financiamiento hacia el futuro y obtener fondos para achicar pasivos y hacer inversiones
La paraestatal busca contar con fondos para invertir en proyectos clave y reducir pasivos.
Inversiones  La paraestatal busca contar con fondos para invertir en proyectos clave y reducir pasivos.  (Foto: Cortesía)
CIUDAD DE MÉXICO (Reuters) -

La petrolera mexicana Pemex está ejecutando una operación de manejo de pasivos en los mercados internacionales de deuda cuyo resultado espera anunciar en los próximos días, y con la que apunta a reforzar una estructura financiera que arrastra ingentes pasivos y pérdidas.

El director de finanzas de la estatal, Juan Pablo Newman, precisó este miércoles que la transacción tiene tres componentes: una parte es un refinanciamiento, otra parte un "prefondeo", y la tercera, un intercambio. No obstante, declinó dar detalles argumentando que la operación aún está abierta.

"Es una operación bastante importante dentro del marco de reforzar la estructura de financiamiento de la empresa", indicó el ejecutivo a un pequeño grupo de corresponsales extranjeros.

¿Petróleos Mexicanos está en peligro?

"Todavía no culmina y el punto importante -el tamaño no sé cuál va a ser porque todavía sigue abierta la operación- es qué se hizo, con qué objetivo, y cómo consolida una de las curvas más importantes para Pemex que es la curva en dólares", detalló.

Newman agregó que los fondos también servirán para tener caja para 2017.

Lee: Pemex, el rey que puede perder su trono

Pemex, golpeada por la caída de los precios del crudo, quiere reducir sus necesidades de financiamiento hacia el futuro y obtener fondos para achicar pasivos y hacer inversiones en áreas medulares, como exploración y producción de hidrocarburos.

El gigante estatal reportó un pasivo total de 185,000 millones de dólares al 30 de junio, que incluye una deuda financiera de 96,200 millones de dólares. En tanto, las pérdidas en el primer semestre rozaron los 7,700 millones de dólares.

La empresa, con activos que totalizan unos 90,000 millones de dólares a valor libro, ha dicho que estaría dispuesta a ejecutar desinversiones y vender activos no medulares, mientras capea la situación con fuertes recortes presupuestarios ante la caída de los precios del petróleo y de sus ingresos.

En ese sentido, este martes se concretó la venta a IEnova -unidad en México de la estadounidense Sempra Energy- del 50% que Pemex tenía en la empresa conjunta Gasoductos de Chihuahua por 1,143.8 millones de dólares.

Lee: Pemex, con bajo éxito exploratorio en 2016

Newman dijo que los recursos serán usados para "primero, robustecer nuestros indicadores financieros y segundo, a dedicarlos a la inversión prioritaria".

Por otra parte, Newman aseguró que Pemex ya ha pagado el 98% de los casi 147,000 millones de pesos que debía a proveedores al cierre de 2015, y que el resto ya está en proceso para ser honrado.

Y respecto al esperado plan de negocios para los próximos años, el directivo dijo que éste será entregado antes de que finalice el 2016 y que la empresa analiza rigurosamente cuáles son los activos de los que podría desprenderse.

Como resultado de los ajustes presupuestarios la producción de Pemex podría caer a 1.9 millones de barriles por día (bpd) en 2017, de acuerdo con cifras oficiales, desde un estimado para este año de un promedio de 2.13 millones de bpd.

Ahora ve
Las FARC entregan a la ONU las últimas armas que tenían en su poder
No te pierdas
×