Reino Unido prohibirá la venta de autos nuevos de gasolina o diésel en el 2040

El gobierno británico busca limpiar el aire de la nación pues los motores de diésel y gasolina contribuyen a problemas de salud.
Reino Unido le dirá adiós a los automóviles de gasolina y diésel
Charles Riley
LONDRES (CNNMoney) -

El Reino Unido prohibirá las ventas de autos nuevos de gasolina y diésel a partir de 2040 como parte de una apuesta por limpiar el aire de la nación.

La decisión de eliminar gradualmente los motores de combustión interna anuncia una nueva era de tecnologías de baja emisión con mayores implicaciones para la industria automovilista, la sociedad y el medio ambiente.

"No podemos continuar con autos de diésel y gasolina”, dijo el secretario de medio ambiente del Reino Unido Michael Gove a la BBC este miércoles. “No hay alternativa a la adopción de la nueva tecnología”.

Casi 2.7 millones de nuevos automóviles fueron registrados en el Reino Unido en 2016, convirtiéndolo en el segundo mercado más grande en Europa detrás de Alemania.

Alcanzar la meta de 2040 será un gran esfuerzo. La demanda británica por autos eléctricos y de células energéticas, al igual que los híbridos, creció un 40% en 2015, pero sólo representa menos del 3% del mercado.

Lee: Los autos de motor de gasolina tienen vida para rato

Sin embargo, los expertos dicen que las ventas de autos limpios probablemente continúen en su impactante trayectoria ascendente.

"Terminar con las ventas de autos de diésel y gasolina para 2040 es un paso en la dirección correcta, pero dado que los autos eléctricos están en camino de todos modos, esto probablemente sea bastante irrelevante. Es un poco como decir que estaremos prohibiendo la venta de motores de vapor para 2040”, dijo David Bailey, un profesor de estrategia industrial en la Escuela de Negocios Aston.

La industria automovilista dijo que la demanda de vehículos eléctricos alcanzará un punto de inflexión una vez que sean más accesibles que los vehículos convencionales.

"Mucho depende del costo de estas nuevas tecnologías y qué tan dispuestos estamos a adoptar autos de batería, híbridos y de hidrógeno”, dijo Mike Hawes, CEO de la Asociación de Fabricantes y Comerciantes de Motores. “Los consumidores tienen preocupaciones sobre su asequibilidad, rango y puntos de carga”.

Gove dijo que el plan de calidad del aire del gobierno, que será anunciado oficialmente a finales del miércoles, era necesario pues los motores de diésel y gasolina contribuyen a problemas de salud, “aceleran el cambio climático, dañan al planeta y a la próxima generación”.

Cerca de 40,000 muertes en Reino Unido son atribuidas a la contaminación del aire, de acuerdo con un estudio publicado el año pasado por el Colegio Real de Médicos. El aire sucio ha sido vinculado al cáncer, asma, derrames y cardiopatías, entre otros problemas de salud.

El problema es especialmente pronunciado en las grandes ciudades. Londres sobrepasó el límite anual de exposición al dióxido de nitrógeno de la Unión Europea tan solo cinco días después del año nuevo, de acuerdo con King's College. La universidad estima que la contaminación del aire es responsable de 9,400 muertes prematuras en la ciudad cada año.

La cronología del fin de las ventas de motores de combustión interna refleja una propuesta de principios de julio de Francia. El presidente Emmanuel Macron ha dado a la industria automotriz la misma fecha de finalización para asegurarse de cambiar a energía más limpia.

"Estamos en una buena posición de liderazgo global en cuanto a la conformación de nuevas tecnologías”, dijo Gove.

Pero la industria automotriz, que soporta a más de 800,000 empleos en el Reino Unido, está cansada de los plazos firmes.

"Podríamos perjudicar al exitoso sector automotriz del Reino Unido si no les permitimos suficiente tiempo para ajustarse”, dijo Hawes.

Otros países han sido aún más ambiciosos que el Reino Unido. India planea terminar con la venta de vehículos que usan gasolina en 2030.

La industria automotriz alemana y los funcionarios gubernamentales se reunirán a principios de agosto para discutir el futuro de la tecnología de los motores diésel. Los fabricantes están intentando evitar que los autos con diésel sean prohibidos en las ciudades y pueblos alemanes.

Ahora ve
Esta exposición muestra lo que nunca habías visto en los 70 años de Ferrari
No te pierdas
×