Los emprendedores mexicanos que producen agua del aire

El objetivo de los fundadores de Innovaqua es que el sistema Nube se convierta en un electrodoméstico básico en los hogares del país.
El proyecto busca atender específicamente las necesidades de agua del mercado mexicano.
Sello propio.  El proyecto busca atender específicamente las necesidades de agua del mercado mexicano.  (Foto: Innovaqua)
Diana Zavala /
CIUDAD DE MÉXICO -

Gastón Islas y Mauricio Bonilla vivieron hasta la adolescencia en Ciudad Obregón, Sonora, localidad que se dedica principalmente a la agricultura y que depende del agua para su desarrollo. En 2010, la región entró en crisis: comenzó a carecer de este elemento por la construcción del Acueducto Independencia, elaborado para proveer agua a la población de Hermosillo.

“La economía se cayó porque ya no había agua y por eso empezamos a buscar alternativas que pudieran resolver este problema, pero queríamos una solución realmente a largo plazo”, explica Islas, egresado de la licenciatura en Gestión de las Tecnologías de la Información.

Juntos idearon un sistema llamado Nube, que produce agua del aire. A través de un condensador, absorbe la humedad del entorno y el líquido pasa por un equipo de siete filtros que convierte el fluido en ionizado y alcalino. Desarrollos parecidos a Nube ya eran utilizados en otros países, sin embargo, Islas y Bonilla idearon artefactos que pudieran adaptarse a las necesidades de los hogares mexicanos.

Lee también: Emprendimiento social: sin lucro, pero rentable

En 2013, los emprendedores fundaron Innovaqua, empresa enfocada en reducir las problemáticas por el agua y que comercializa productos tecnológicos innovadores, como botellas sustentables y sistemas de filtrado. La inversión inicial del proyecto fue de 1.5 millones de pesos y, en 2015, fueron elegidos para recibir mentorías y financiamiento por parte del programa de emprendimiento NEXOBanRegio.

David Araiza, coordinador de impulso en MakeSense, organización que vincula a ciudadanos con emprendedores sociales con el objetivo de resolver desafíos por medio de la inteligencia colectiva, afirma que sistemas como Nube demuestran que los empresarios comienzan a ver los problemas de manera más holística y generan soluciones atinadas para los problemas urgentes. "Los emprendedores son la vía de solución a esas problemáticas que no solo suceden en Monterrey o Ciudad de México y sus proyectos pueden escalar ya que la situación hídrica es bastante crítica en muchas martes de México y el mundo", agrega.

A partir de 2015, el negocio de Bonilla, director de Operaciones, e Islas, director comercial, se expandió y establecieron un showroom en Monterrey, Nuevo León. Además abrieron sucursales en Ciudad Obregón, Colima, Tuxtla y próximamente en Cancún y Playa del Carmen.

Lee también: 5 ideas con impacto global para emprendedores sociales

Actualmente, Innovaqua vende entre 15 y 20 equipos de Nube al mes. “Hasta ahora hay más de 300 proyectos exitosos, en algunos se han vendido más de una Nube por proyecto”, detalla Islas.

Nube puede producir un garrafón de agua al día solamente con conectarlo a la electricidad y el equipo tiene vida útil de más de 25 años, de acuerdo con los creadores. La empresa también tiene una versión industrial que puede producir hasta 5,000 litros diarios.

“Vemos la Nube como un electrodoméstico necesario", especifica Islas. "En todas las casas hay un refrigerador o un microondas, así que lograremos que nuestro producto sea igual de esencial”.

De acuerdo con Araiza, algunos de los desafíos de este tipo de emprendimientos son probar que la tecnología funciona en distintos ambientes y que los ciudadanos los adopten. "Aunque sorprendentemente los ciudadanos están cada vez más abiertos a este tipo de soluciones y se quieren involucrar", explica el especialista. "Hay una apertura hacia esta área de innovación porque saben que hay retos que los ciudadanos solos no pueden solucionar".

Lee también: El ABC de una empresa social rentable

Otro de los objetivos del emprendimiento es llevar Nube a comunidades marginadas que no tienen acceso a agua potable e instalarlo en espacios públicos. “Estamos trabajando con gobiernos para apoyar a comunidades excluidas”, agrega Islas.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Desde 2014, la empresa tiene un proyecto en operación con el gobierno de Monterrey para abastecer bebederos en el área de la Macroplaza.

Su visión a futuro es que las personas puedan producir su propio líquido de manera autosuficiente. “Desde un principio estuvimos leyendo y escuchando que las guerras iban a ser por el agua, que era un recurso muy importante. Cada vez somos más y hay menos. Podemos hacerla de la atmósfera, hay más agua ahí que en todos los ríos del mundo juntos” , finaliza Gastón Islas.

Ahora ve
Rebecca Burger, una estrella de Instagram, murió preparando crema chantilly
No te pierdas
ç
×