La Comer ‘bate sus alas’ y deja atrás a la competencia en el trimestre

Las ventas de sus tiendas con más de un año de operación aumentaron 9% en el trimestre, un alza superior al del resto de las cadenas de autoservicios.
La Comer maneja formatos dirigidos a la clase media y alta como City Market, Fresko y Sumesa.
Diferenciación.  La Comer maneja formatos dirigidos a la clase media y alta como City Market, Fresko y Sumesa.  (Foto: Paulina Chávez)
Rosalía Lara
CIUDAD DE MÉXICO (Expansión) -

Las ventas de las cadenas de autoservicios sufrieron en el primer trimestre de 2017, en comparación al año anterior. Las razones fueron variadas: los saqueos a varias tiendas por las protestas ante el aumento en el precio de la gasolina, un día menos en el trimestre por el año bisiesto de 2016, y el desfase de Semana Santa que se celebró en abril y no en marzo.

Pese a ello, las ventas de La Comer tuvieron un incremento superior al del sector.

De las cuatro cadenas de autoservicio que cotizan en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV), La Comer fue la que reportó los mejores resultados a nivel Ventas Mismas Tiendas, las hechas en las unidades con 12 meses en operación. La cadena registró un alza de 9% en este rubro; seguida de Walmart y Chedraui, con 4% cada una; y Soriana, con un incremento de 1.7% anual.

Pese a las condiciones en el trimestre para el sector de autoservicios, La Comer logró superar a su competencia.
El viento en contra.  Pese a las condiciones en el trimestre para el sector de autoservicios, La Comer logró superar a su competencia.  (Foto: Expansión)

El desempeño de La Comer superó también el de las firmas que componen la Asociación Nacional de Tiendas de Autoservicio y Departamentales (Antad), que registraron un alza de 2.3% anual.

Lee: La Comer, la reina de la eficiencia en costos.

La empresa, que en 2016 le vendió 143 de sus tiendas a Soriana, para quedarse con sus formatos más rentables, logró este avance porque venía de unos resultados débiles. "El resultado del trimestre fue afectado de manera positiva por un comparativo contra un 2016 débil, debido al efecto de fallas en el aprovisionamiento y logística durante los primeros meses de 2016”, detalla en su reporte trimestral.

“La Comer, desde su inicio, ha seguido una estrategia de diferenciación contra otras alternativas que existen en el mercado. Esta estrategia ha dado muy buenos resultados y se percibe en la cada vez mayor aceptación de nuestros clientes. Aunque todos nuestros formatos han presentado buenos resultados, City Market y Fresko han tenido crecimientos de ventas muy superiores a los del mercado”, dijo a Expansión una fuente de la empresa.

Recomendamos: La nueva Comer quiere llegar a 177 tiendas en 2022

En el caso de Walmart, la cadena sufrió el desfase de la Semana Santa y problemas en la cadena de suministro que afectaron al desempeño de sus unidades Walmart y Superama. "Los equipos de Compras y Logística están trabajando de cerca con nuestros proveedores para resolver estos problemas lo más rápido posible”, dijo Guilherme Loureiro, director general de Walmart México, en conferencia con analistas.

Por su parte, Chedraui indicó en su reporte que los saqueos mermaron sus ingresos durante enero, lo que se combinó con los desfases del efecto calendario.

Además de esos factores, las ventas de Soriana se vieron perjudicadas por los cierres definitivos o temporales de seis tiendas. Sin embargo, el optimismo de la compañía sigue en pie ante la recuperación de algunos indicadores macroeconómicos, “fortaleciendo de esta manera nuestra postura de mantener las metas financieras planteadas para este año” señaló la firma en su reporte.

Lee: Los saqueos dejan pérdidas para la ANTAD por 1,922 mdp

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Varios analistas no comparten su visión. Carlos Capistrán, economista en jefe para México de Bank of America, destacó en un reporte que “por un tiempo, los consumidores en México han estado realizando compras sin confianza. Creemos que la falta de confianza se verá reflejada en una baja del consumo”.

Otros factores que mermarán el desempeño del consumo, según Capistrán, son las mayores tasas de interés reales, que desacelerarán el crecimiento del crédito; la inflación por encima del 5%, que provocará que los salarios reales se contraigan por primera vez en los últimos tres años, y la probabilidad de que las remesas en pesos disminuyan en términos anuales durante la segunda mitad del año.

×