Las sanciones de EU a Corea del Norte pueden salpicar a China

Las empresas chinas podrían ser blanco de las nuevas sanciones de Estados Unidos que buscan detener las pruebas nucleares y de misiles de Corea del Norte.
Una alianza necesaria  China, como principal socio de Corea del Norte y miembro del consejo de seguridad de la ONU, tiene un papel fundamental en cualquier acción de su vecino.  (Foto: iStock by Getty Images/a-poselenov)
JAMES GRIFFITHS
(CNN) -

Estados Unidos podría apuntar a las compañías chinas como parte de las nuevas sanciones a Corea del Norte, dijo un funcionario del gobierno esta semana, incluso mientras los diplomáticos trabajan con Beijing en la Organización de Naciones Unidas (ONU) para alcanzar un nuevo acuerdo internacional.

En declaraciones a un subcomité de Asuntos Exteriores del Senado de Estados Unidos, Susan Thornton, subsecretaria interina de la oficina del Departamento para Asuntos de Asia del Este, dijo que “ahora los chinos tienen claro que vamos a perseguir entidades chinas si es necesario”.

Recomendamos: ¿Por qué China refuerza su frontera con Corea del Norte?

El testimonio de Thornton se produjo mientras la Cámara de Representantes estaba votando sobre un proyecto de ley de amplio alcance con nuevas sanciones dirigidas a Rusia, Irán y Corea del Norte.

Sus comentarios muestran el acto de cuerda floja del gobierno del presidente estadounidense, Donald Trump, con Corea del Norte, en el que China es un aliado clave para presionar a Pyonyang, pero también un principal objetivo potencial para sanciones destinadas a limitar el comercio y las importaciones de Corea del Norte.

Poniendo a China de su lado

Washington ha confiado en China para buscar progresos sobre Corea del Norte, incluso a medida que Pionyang ha incrementado sus pruebas de misiles y nucleares a partir de la elección de Trump.

Este mes, Corea del Norte afirmó que había probado un misil balístico intercontinental con capacidad nuclear, tras lo cual, el secretario de Estado estadounidense, Rex Tillerson, dijo que “se requiere de acción global para detener una amenaza global”.

Beijing —como aliado principal de Corea del Norte y miembro del Consejo de Seguridad de la ONU— es el actor más importante en cualquier acción global propuesta.

Pero lo que se percibe como un fracaso de Beijing en Estados Unidos para detener esas pruebas ha hecho que las relaciones con Washington se enfríen. En junio pasado, Trump tuiteó que deseaba “haber tenido un poco más de ayuda con respecto a Corea del Norte por parte de China, pero eso no parece estar funcionando”.

Washington también aprobó nuevas sanciones contra un banco chino con vínculos financieros ilícitos con Corea del Norte, una medida que enfureció a Beijing.

"Instamos enfáticamente a Estados Unidos a corregir inmediatamente sus acciones injustas para evitar afectar la cooperación bilateral en temas relevantes”, dijo el portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de China, Lu Kang.

La embajadora estadounidense en la ONU, Nikki Haley, dijo este martes que se están haciendo progresos con China en nuevas sanciones internacionales dirigidas a Corea del Norte.

"Estamos constantemente en contacto con China... las cosas se están moviendo, pero aún es demasiado pronto para decir hasta dónde avanzarán”, dijo a los periodistas.

“La verdadera prueba será lo que (los chinos) hayan acordado con Rusia (y si) Rusia viene y trata de salirse de eso”.

Lee: Corea del Norte amenaza con atacar a EU si intenta derrocar a su líder

Tong Zhao, analista del Carnegie Tsinghua Center for Global Policy, dijo que aunque China ha apoyado durante mucho tiempo las sanciones, sigue la confusión acerca de cuáles políticas persiguen definitivamente ambos países.

“La estrategia estadounidense solo tiene sentido para China si el objetivo último de Estados Unidos es amenazar directamente la estabilidad del régimen norcoreano a través de un embargo económico global”, dijo.

“China tiene grandes preocupaciones sobre ese enfoque, pero por otro lado los funcionarios estadounidenses también han dicho repetidamente que no están tratando de amenazar al régimen”,a gregó.

La aparente contradicción entre las declaraciones y las acciones causa confusión, dijo Zhao. Agregó que los dos países “necesitan dejar de centrarse en debatir las tácticas específicas” y en vez de eso deben enfocarse en la estrategia general y los objetivos con respecto a Corea del Norte.

Lee: Así es como la élite de Corea del Norte se da sus lujos..., aunque sean prohíbidos

¿Pueden las sanciones tener éxito?

Aun cuando Washington intenta sortear las dificultades acerca de las sanciones norcoreanas, algunos analistas argumentan que no tendrán mucho efecto.

“Si Kim y sus generales tienen que apretarse el cinturón, los programas nucleares y de misiles son lo último que recortarán”, escribió John Delury, experto de la Escuela de Postgrado de Estudios Internacionales de la Universidad de Yonsei en Seúl, para CNN Opinion en diciembre próximo.

Recomendamos: 5 sanciones insuficientes para contener a Corea del Norte

“Al contrario, en ausencia de conversaciones diplomáticas y bajo una presión intensificada, es probable que Pionyang duplique su disuasión nuclear, que considera como su mejor garantía de seguridad nacional y supervivencia del régimen”, agregó.

Thornton hizo eco de los comentarios de Delury este martes, incluso cuando pidió una mayor aplicación de las sanciones contra Corea del Norte.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

“Corea del Norte no tiene intención de abandonar su programa nuclear en el entorno actual”, dijo. “Corea del Norte no renunciará a sus armas a cambio de conversaciones, incluso con concesiones económicas que proporcionan una ayuda muy necesaria al pueblo norcoreano”.

Washington, añadió, que tampoco consideraría las conversaciones en este momento, a pesar de los llamados de Beijing y Seúl. "No negociaremos nuestro avance en las conversaciones”, dijo Thornton. Eso ha llevado a algunos a abogar por una opción militar, y el director de la CIA del gobierno de Trump, Mike Pompeo, pareció indicar la semana pasada un apoyo al cambio de régimen en Pionyang; algo que Thornton dijo que el Departamento de Estado no estaba buscando.

Ahora ve
Vecinos trabajan con sus propias manos para revivir las Cascadas de Agua Azul
No te pierdas
×