OPINIÓN: ¿Qué tanto afectó a los mercados la candidatura de Trump?

Parece que el mercado mexicano ha limpiado el efecto Trump de sus activos: el dólar-peso volvió a los niveles de precios cuando fue confirmado candidato y la Bolsa registra un crecimiento de un 2%.
Escenarios  Si Donald Trump logra ganar en las elecciones de EU, seguramente el valor dólar-peso superaría los 19.93 y la Bolsa mexicana también se vería afectada.  (Foto: Especial)
Roberto Ruarte / / / Director y editor de Ruarte Reports

Nota del editor: Roberto A. Ruarte es asesor en mercados financieros. Las opiniones en esta columna pertenecen exclusivamente al autor.

(Expansión) – El 19 de julio de este año, el partido republicano nominó a Donald Trump como su candidato presidencial. Tanto en su campaña como en las internas de su partido y como posteriormente a su nominación, Trump ha demostrado hostilidad hacia México.

De hecho, ha realizado comentarios racistas y hasta ha mencionado la construcción de un muro fronterizo; inclusive invitado por el presidente Enrique Peña Nieto ratificó en la misma capital mexicana sus dichos: no solo manifestó que el muro sería construido, sino que posteriormente en Estados Unidos comentó que los mexicanos lo pagarían, aunque ellos no lo sabían.

Es claro que para México no es indiferente el resultado del próximo 8 de noviembre y eso se puede ver especialmente en la relación dólar-peso más que en el Índice de Precios y Cotizaciones (IPC) de México. La candidatura de Trump y su subida en las encuestas hacia el primer debate del 26 de septiembre, y luego su caída, han tenido incidencia solamente en el mercado mexicano como se prueba en esta nota.

OPINIÓN: Hillary Clinton, ¿'ave Fénix' o 'cisne negro'?

El día del lanzamiento de la candidatura, tres activos mexicanos de referencia que tomaremos, a saber: EWW, el ETF que replica a México en dólares en Estados Unidos; el IPC, el índice de valores de la Bolsa Mexicana de Valores; y por último, la relación más sensible: el dólar-peso mexicano.

Adicionalmente utilizaremos la comparación con el mismo Estados Unidos para ver si afectó en la misma medida la candidatura y los altibajos en las encuestas de Trump, y veremos el caso de Brasil, el otro gigante de Latinoamérica para ver qué ha sucedido. Vayamos a los guarismos.

El día de la oficialización de la candidatura: el 19 de julio, el EWW se encontraba en 50.91, el IPC en los 47,060 puntos y el dólar-peso en 18.67. El momento del primer debate marcó el punto más crítico para México, era donde en las encuestas Trump se había acercado a la candidata Clinton y eso lo sintió el dólar-peso, que pasó de niveles de 18.67 a su techo interbancario en 19.93, y en ventanillas bancarias arriba de 20 pesos. El IPC no tuvo mayor reacción, ya que cotizaba en los 47,252, prácticamente sin cambios, y el EWW, por efecto del dólar y no de Bolsa, perdió más de un 7%.

Lee: México-Donald Trump, una relación tormentosa en 4 puntos

En el segundo debate, la situación fue distinta. Luego del primer debate, la mayoría de los opinólogos consideraró que Trump lo había perdido y en el segundo se publicaron unos videos con opiniones aún más controvertidas hacia el género femenino del candidato republicano, lo que aumentó las posibilidades de Clinton y bajar a Trump en las encuestas; el dólar-peso lo registró de inmediato al cotizar en 19-18.90 pesos en el segundo debate.

Al momento de escribir esta nota se aproxima el tercer y último debate. Para muchos, la suerte de Donald Trump está echada y eso anticipan los mercados: el dólar se encuentra en niveles de 18.53 pesos, niveles inferiores a los que tenía cuando se oficializó su candidatura. La Bolsa generó una subida hacia 48,184 puntos, nada muy significativo -prácticamente un 3%-, pero el EWW, que refleja tanto el comportamiento de la Bolsa como el dólar, se ubica en niveles de 51.88, esto es un 2% mejor que el 19 de julio en que Trump fue oficializado candidato presidencial.

Parece que el mercado mexicano ha limpiado el efecto Trump de sus activos. El dólar-peso volvió a los niveles de precios a su confirmación como candidato y la Bolsa registra un crecimiento de un 2%.

Lee: El peso sobrevive al huracán Trump

Si observamos bien, en la Bolsa de Estados Unidos no hubo un gran efecto en el Dow al momento de su confirmación como candidato. De hecho, allí valía 18,595. En el primer debate 18,228, en el segundo 18,329 y ayer miércoles 18,241; es decir que la Bolsa estadounidense ha estado apática, como si fuera indiferente sobre cuál de los candidatos terminará ungido el 8 de noviembre.

Si no observáramos el mercado brasileño en particular, y emergentes en general, diríamos que todo está como antes de la oficialización de Trump. Sin embargo, si lo hacemos nos daremos cuenta de que a Brasil poco le ha importado sus problemas internos y mucho menos la elección clave de Estados Unidos: el EWZ ha crecido desde 32.50 dólares a 33.93 en el primer debate, a 35.87 en el segundo y a 37.24 dólares al tercer debate; esto es más de un 15 o 16% en el periodo y el real se ha valorizado un 3%.

¿Republicanos dan por hecho la derrota de Donald Trump?


La pregunta aquí es ¿con los resultados puestos y si Trump efectivamente es derrotado, qué pasará con México y sus activos? ¿Seguiría al mercado de Brasil que en este año le ha sacado mucho terreno al rendir más de un 75% en dólares contra un 4% de México en dólares, o seguirá lo que dicte la Bolsa de Estados Unidos después de las elecciones?

Si el milagro para Trump se produjera, lo que sería una mala noticia para México, seguramente veremos valores de dólar-peso superiores al primer debate del 26 de setiembre y la Bolsa seguramente también se vería afectada.

En nuestra opinión, aún en el peor escenario, estamos en el último año de subida del dólar y si se escapara por una sorpresiva derrota de Clinton, para nosotros sería venta y si la Bolsa mexicana se sacude por la noticia, buscaremos el nivel para tomar posiciones en niveles más deprimidos.

Lee: Comercio EU-México, ¿cuánto de lo que dice Trump es cierto?

Si no hay sorpresa, evaluaremos qué pasa primero con la Bolsa de Estados Unidos y, si la misma no tiene reacción negativa, veremos si México puede acortar la gran diferencia de rendimiento que muestran los mercados latinoamericanos como Brasil, Perú, Colombia y Chile para este año.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Si hay sorpresa, al menos de nuestro lado, creemos que precios deprimidos del peso mexicano y la Bolsa mexicana que oportunamente precisaremos serán una gran oportunidad en vistas a un horizonte 2017-2021 que puede tornarse positivo para el mercado mexicano, cualquiera que sea el resultado del próximo 8 de noviembre.

Consulta más información sobre este y otros temas en el canal Opinión

Ahora ve
Una mexicana y un estadounidense se casan en el muro fronterizo
No te pierdas
×