OPINIÓN: Sin periodistas no puede existir la democracia

Las agresiones a los periodistas pueden impactar negativamente a los países democráticos al impedir que información de todo tipo y fuente circule libremente entre la sociedad civil.
Limitante  En México se dificulta el cumplimiento de la función democrática que realizan los profesionales de la prensa debido a la elevada impunidad que se sufre en casos de agresiones.  (Foto: iStock)
Por: MARTHA ALEJANDRA CHÁVEZ CAMARENA

Nota del editor: Martha Alejandra Chávez es Licenciada en Derecho por la Universidad La Salle Morelia; Master en Argumentación Jurídica por la Universidad de Alicante y Especialista en Justicia Electoral por el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación. Cuenta con Maestría en Derechos Humanos por la Universidad Iberoamericana y de Especialización en Derecho Electoral por la UNAM. Actualmente es Magistrada en el Tribunal Electoral de la Ciudad de México y Presidenta del Comité de Transparencia. Las opiniones en esta columna pertenecen exclusivamente al autor.

(Expansión) – Hoy se celebra a nivel mundial el día para poner fin a la impunidad de los crímenes contra periodistas. El mismo nombre con el que se ha bautizado este día nos señala un grave problema existente en nuestra sociedad actual: el riesgo que corren en muchas partes del mundo las personas que se encargan de comunicar, a través de su trabajo mediático, lo que sucede en nuestro entorno, con profesionalismo, ética y veracidad.

Sin duda, las cifras son preocupantes. De acuerdo con la Organización de las Naciones Unidas, se han arrebatado más de 700 vidas de profesionales de la comunicación a nivel mundial en la última década, y solamente el 10% de estos crímenes ha sido esclarecido. Esto sin contar agresiones de todo tipo que no les cuestan la vida.

En México, la violencia que sufre el gremio periodístico ha mantenido una escalada preocupante: de acuerdo con el último informe semestral de Artículo 19, en promedio, un periodista es asesinado cada 26 días.

Lee: 2015, el año más violento para la prensa, señala Artículo 19

Igualmente, de acuerdo con esta organización, las agresiones no mortales han experimentado un aumento. Según su más reciente informe, en el primer trimestre de este año se registraron 69 agresiones, mientras que en los tres meses inmediatos se contabilizó un aumento de 115%.

El efecto es muy importante para el tejido social. De acuerdo con la Relatoría Especializada para la Libertad de Expresión de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) la violencia contra los periodistas tiene un triple efecto: por un lado vulnera el derecho de las víctimas a expresar y difundir sus ideas, opiniones e información; en segundo lugar, las agresiones generan un efecto amedrentador y de silenciamiento en sus pares; y, finalmente se violan los derechos de las personas y las sociedades a buscar y recibir información e ideas de cualquier tipo.

En otras palabras, las agresiones llevadas a cabo contra los periodistas, en especial el 90% que la ONU reporta que no se resuelve satisfactoriamente, pueden impactar negativamente a los países democráticos, al impedir que información de todo tipo y fuente circule libremente entre la sociedad civil, por supuesto con las propias limitantes constitucionales y legales del caso.

Por ello, es necesario entender la interacción que periodistas, sociedad e instituciones públicas realizan a diario, pues al generarse información sobre la realidad social, los periodistas son el primer conducto para que llegue a los ciudadanos, los cuales, a su vez, podrán tomar partido y/o decisiones de manera informada, tal y como señala el artículo sexto constitucional.

Sin embargo, en una sociedad inmersa en un ambiente de violencia contra los periodistas, este proceso se trunca, pues evita que la información llegue a las instituciones y ciudadanos en general, privando, a las primeras, del conocimiento indispensable para la instauración de políticas y obras públicas necesarias para el bienestar general, así como un sano ejercicio de rendición de cuentas, mientras que los segundos padecen un vacío de información en su entorno que puede ser llenado con rumores, lo que resta gobernabilidad a las comunidades y merma el papel fundamental que tiene la opinión pública en las sociedades democráticas.

La libertad que los profesionales de la prensa pueden gozar es, en gran medida, uno de los principales apoyos al ejercicio de la libertad para recibir información. Tan es así, que la libertad de prensa y la libertad de información son consideradas como pilares básicos de su democratización, junto con la libertad de expresión, que es el pilar fundamental de todo Estado Democrático de Derecho.

Lee: Las agresiones contra periodistas crecen en el sexenio de Peña Nieto, según Artículo 19

En México, se dificulta más aún el cumplimiento de esta función democrática debido a la elevada impunidad que se sufre en casos de agresiones, incluyendo asesinatos, que los periodistas han sufrido en amplias franjas del país.

Sumado a esto, hay estados en los que los periodistas y los medios para los que trabajan deben realizar su labor ante una fuerte presencia y, seguramente de presión, de grupos del crimen organizado. Ejemplos de esto, son las entidades de Veracruz, Tamaulipas, Guerrero, Chihuahua y Oaxaca, que, de acuerdo con la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, lideran la pérdida de vidas de comunicadores.

Además, dentro del marco de la conmemoración de la lucha por la erradicación de la impunidad de la violencia contra los periodistas, merece resaltar las agresiones contra las mujeres periodistas, ya que suman a las amenazas propias de su profesión, la necesidad de investigar y prevenir el riesgo adicional que sufren con perspectiva de género para poder comprender y reparar por completo todas las dimensiones de éste trágico fenómeno.

De acuerdo con el informe de la CIDH, existe un incremento generalizado en las agresiones a periodistas, con la agravante de que las agresiones contra las mujeres periodistas han aumentado porcentualmente de una forma más acelerada que en el caso de los hombres.

Consulta más información sobre este y otros temas en el canal Opinión

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Para asegurar el futuro de nuestro país, es necesario atender eficazmente este tipo de agresiones, ya que la información constituye una poderosa herramienta para la construcción de una sociedad democrática. Descuidar a los periodistas y su labor es un lujo que no se puede dar nuestra sociedad, ya que sin libertad de expresión, información y difusión de ideas, no puede existir la democracia.

* Este contenido es un extra del reportaje de portada de la más reciente edición de la revista Expansión en el que se nombró al 2016 como el año del Activismo Ciudadano y que está a la venta en Sanborns, Starbucks y Vips, así como en otros establecimientos cerrados. También puedes descargar la versión digital en App Store y Google Play.

Ahora ve
Cosas que los mexicanos han dejado de hacer por temor a la inseguridad
No te pierdas
×