OPINIÓN: Iluminación inteligente al alcance de todas las casas

Desde dispositivos inalámbricos, la evolución de la iluminación inteligente ha sido bastante notoria, tanto en el producto en sí, como en los costos del mismo.
Luz inteligente  La oferta actual permite que un sistema de automatización sea tan sencillo o complejo como el cliente decida.  (Foto: Shutterstock)
Roberto Mallens

Nota del editor: Roberto Mallens es vicepresidente para América Latina de Lutron Electronics. Las opiniones expresadas en esta columna son exclusivas de su autor.

(Expansión) — La automatización en los hogares es un concepto que poco a poco ha ido ganando fuerza alrededor del mundo; se trata no solo de brindar un elemento estético al diseño de espacios, sino de aprovechar todos los beneficios de ahorro energético, creación de ambientes y aumento en la seguridad que las casas inteligentes pueden traer consigo.

Sin embargo, gran parte del crecimiento y expansión de este tipo de soluciones se ha dado por la evolución de las mismas y el desarrollo tecnológico, gracias al cual es posible ofrecer mejores productos, facilitar la instalación y operación, así como en algunos casos reducir los costos.

Hablando de iluminación inteligente, la evolución ha sido bastante notoria, tanto en el producto en sí, como en los costos del mismo. En América Latina, hace 10 años, era necesaria una planeación previa y meticulosa para poder incluir iluminación inteligente en un inmueble, los sistemas eran mayormente cableados, por lo que para dar un tono estético se tenía que incluir este aspecto desde la construcción o llevar a cabo una renovación total –y sumamente costosa- de algún espacio ya construido.

OPINIÓN: La automatización del hogar puede incrementar el valor de la propiedad

Punto y aparte era el tema económico, ya que no solo se realizaba una inversión importante en la compra del sistema inteligente, era necesario tomar en cuenta los costos de instalación (personal, material, etcétera), mantenimiento (las bombillas compatibles eran difíciles de encontrar y en muchos casos su precio era elevado) y de espacio (servidores especiales y controles grandes); todo ello para que, con una inversión aproximada de 2,000 dólares por área de iluminación, el resultado final fuera bastante limitado –en comparación con lo que se puede hacer ahora.

Para las empresas se trataba de poder invertir en la investigación, experimentación y desarrollo de estas nuevas tecnologías, lo que traía como resultado que la producción de los sistemas fuera costosa.

Actualmente, la situación es totalmente diferente, en primer término, la oferta de soluciones es mucho más grande, lo que genera que el rango de costos y funcionalidades también lo sea. Hoy en día, la oferta va desde sistemas alámbricos completos, que suman iluminación con control de seguridad e Internet de las Cosas y cuyos costos siguen siendo elevados, hasta soluciones inalámbricas escalables cuya inversión inicial puede estar a partir de los 150 dólares.

Lee: ¿Privacidad en la era del Internet de las Cosas?

Estos últimos son los sistemas que se han beneficiado más del desarrollo tecnológico que ha permitido que las empresas desarrolladoras y manufactureras estén en posibilidades de ofrecer productos de alta calidad a precios accesibles, de manera que la automatización deje de ser percibida como inalcanzable.

Las soluciones inalámbricas de iluminación funcionan de una manera sencilla para el usuario, quien tiene que contar con ciertos elementos, dependiendo del producto que elijan, pero que generalmente son:

  • Un SmartBridge que básicamente funcionará como puente entre los dispositivos inteligentes, las luminarias, los atenuadores y el control remoto.
  • Por lo menos un atenuador compatible.
  • Luminarias inteligentes, hoy en día la variedad es mucha y por tanto los costos son variables.
  • Un dispositivo inteligente (smartphone, smartwatch, tableta).

Lee: ¿Cómo tener una casa inteligente en México?

Adicionalmente, y para hacer más completo el sistema, éste se puede complementar con recursos como: control remoto, sensores de presencia, persianas inteligentes, sistemas de control de voz, etcétera.

Una casa conectada e inteligente controlada por tu smartphone

En resumen, la oferta actual permite que un sistema de automatización sea tan sencillo o complejo como el cliente decida, y le da la opción de sumar elementos en la medida en que su presupuesto se lo permita.

El beneficio de este tipo de sistemas es, además del incremento en el valor comercial de una propiedad, un ahorro energético que, según datos de Lutron Electronics, va del 4 al 9% por cada atenuador, lo que se traduce en ahorros aproximados de 30 dólares anuales cambiando solamente un interruptor de luz, dependiendo de los costos de la energía de cada país. Adicionalmente, se pueden tener ahorros de hasta un 60% de energía eléctrica en proyectos que combinan diversas soluciones como atenuadores, sensores de presencia, controles personales y sistemas de manejo de luz de día.

Consulta más información sobre este y otros temas en el canal Opinión

Ahora ve
El primer robot de videojuegos del mundo tiene forma de araña
No te pierdas
×