El Internet de las Cosas presiona a las empresas a blindar su WiFi

En la próxima década, la mitad de los objetos que se conecten a la red lo harán vía WiFi, actualmente el punto de acceso a Internet más débil ante el cibercrimen.
Un mundo hiperconectado  Para 2020 habrá cinco veces la cantidad de dispositivos inteligentes conectados a la red en comparación con los que hay actualmente.  (Foto: iStock by Getty Images)
Gabriela Chávez /
LOS GATOS, CALIFORNIA (Expansión) -

En 2025, 50% de los sensores encargados de conectar todo tipo de objetos a la red se enlazará a esta vía WiFi, lo cual implica una urgencia para que proveedores de servicio y empresas en general inviertan en robustecer sus redes inalámbricas además de blindarlas contra ciberataques.

“Actualmente las empresas dan por sentado dos equipos por persona, en 2020 será el doble y el internet de las cosas cambiará radicalmente como se usan las redes de WiFi. Pero estos cambios traen riesgos. (...) solo se necesita un punto de acceso abierto para que alguien entre a tu empresa desde el estacionamiento”, dijo Stephan Pratch, vicepresidente de producto de la firma de ciberseguridad de Silicon Valley, Netscout.

Si bien actualmente, los puntos de acceso WiFi, son la forma de conexión más común para que los usuarios ingresen a Internet, también son los puntos más vulnerables ante el cibercrimen. La firma de seguridad Symantec, detalló en su reporte global de tendencias de ciberseguridad al cierre de 2015, que espera que se incrementen los ataques a través del internet de las cosas, pues serán los más difíciles de detectar, ya que explotan las vulnerabilidades de la conexión, ya sea Bluetooth o WiFi además del sistema operativo.

Recomendamos: El 'narco' y los hackers, en los ciberataques mexicanos

“Será la ruta preferida para llegar a la organización y potencialmente la más difícil de reconocer y remover”, cita el reporte.

En México, el WiFi es el punto de conexión más común. Según datos de la IAB este tipo de conexión es el que usa 88% de los internautas mexicanos.

Para contrarrestar las vulnerabilidades del WiFi, el ejecutivo de Netscout dijo que, además de la inversión necesaria para poder brindar redes que soporten un tráfico masivo –en donde predominará el video y los datos sin estructura–, las empresas deben de invertir en sistemas de monitoreo de tráfico que les permitan verificar si hay alguna puerta abierta a los hackers entre sus empleados o visitantes.

“Las tres preocupaciones en las empresas para el uso de WiFi es que puedan acceder a la red cuando lo necesitan, que ésta tenga la rápidez y la capacidad para todos los que se conecten y la seguridad”, dijo.

De acuerdo con datos de Cisco, el Internet de las Cosas crecerá exponencialmente: para 2020 habrá cinco veces la cantidad de dispositivos inteligentes conectados a la red que existen hoy y el tráfico móvil crecerá diez veces, lo que representará tres cuartos del tráfico total global.

Lee: La peor ciberamenaza por el momento

Por otro lado advirtió que es crucial que los empleados de todo tipo de empresas, encargados del área de sistemas se profesionalicen en el manejo de redes para poder hacer frente a esta nueva realidad.

“Se requiere mayor capacitación en redes para que los encargados de las tecnologías de información puedan manipular y mantener seguras estas redes”, dijo el analista.

Ahora ve
Con la toma de posesión de Emmerson Mnangagwa, terminó la era Mugabe en Zimbabwe
No te pierdas
×