¡Oh, oh! El vino será más caro en 2018 por culpa del clima

España, Italia y Francia —que producen más de la mitad del vino del mundo— se preparan para sus peores cosechas en décadas.
Consumidores afectados  Los consumidores ya están resintiendo los efectos, ya que el precio de algunas variedades de vino ha aumentado este año hasta en 10%.  (Foto: iStock/debyaho)
IVANA KOTTASOVÁ
LONDRES (CNNMoney) -

Aquí hay malas noticias: el mundo se enfrenta a una escasez de vino.

España, Italia y Francia —que en conjunto producen más de la mitad del vino del mundo— se preparan para sus peores cosechas en décadas después de que las uvas fueran dañadas por el clima extremo.

Los problemas en Europa, combinados con una mediocre producción en el hemisferio sur y los incendios forestales en la región vinícola de California, ha hecho que los analistas teman una escasez y precios más altos.

Dos jóvenes escapan de los incendios forestales en California

“Todavía prevemos un dramático descenso en la disponibilidad de vino en 2018”, dijo Stephen Rannekleiv, estratega mundial de bebidas en Rabobank. “Esperamos que la disminución [del consumo] sea más tangible en los niveles con precios más bajos”.

La Comisión Europea dice que se espera que la cosecha regional de este año sea la peor desde 1982. Europa estima producir 14,500 millones de litros de vino este año, una caída de 14% respecto a 2016.

Italia, el mayor productor mundial, registrará una caída de sus volúmenes de 21% a poco más de 4,000 millones de litros. La producción en España y Francia se reducirá en aproximadamente 15%.

“No ha sido desacostumbrado que uno de estos tres productores tenga un año malo, pero rara vez hemos visto cosechas tan pobres para los tres simultáneamente”, dijo Rannekleiv.

Lee: ¿Es saludable el vino?

Los viñedos europeos fueron apaleados por fuertes granizadas y duras heladas en la primavera. En abril, los viticultores de Borgoña se vieron obligados a desplegar enormes ventiladores y calentadores para proteger su cultivo.

Muchos de los viñedos que se salvaron en la primavera fueron más tarde dañados en las devastadoras sequías de verano. El problema es más severo en la isla italiana de Sicilia, donde la producción fue un tercio más baja que el año pasado.

Un clima excepcionalmente cálido significa que muchas uvas maduraron temprano y eran más pequeñas de lo habitual.

“Todo el mundo está cosechando temprano este año, lo que generalmente conlleva un menor rendimiento”, dijo Richard Halstead, cofundador de Wine Intelligence, una firma de investigación de mercado y consultoría.

Los consumidores ya están resintiendo los efectos, ya que el precio de algunas variedades de vino ha aumentado este año hasta en 10%.

“El aumento de los precios del vino al mayoreo en Italia y España es particularmente notable y comenzó tan pronto como en mayo, cuando las primeras amenazas a la producción se materializaron”, dijo Rannekleivn.

Los devastadores incendios en California significan que Estados Unidos —el cuarto productor mundial— no podrá compensar la escasez en otros lugares.

Aunque la cosecha está alrededor del 90% completa en Sonoma y Napa, existe la posibilidad de que las uvas restantes puedan perderse o quedar contaminadas por el humo.

“El verdadero peligro es la posible pérdida o daños de las viñas en los próximos años”, dijo Michael Kaiser, vicepresidente de WineAmerica.

Los productores mundiales suelen producir más vino de lo que se consume cada año. Parte de esa producción es liberada al mercado en los años siguientes, mientras que el resto se destila o se utiliza en otros productos.

El superávit fue de alrededor de 2,000 millones de litros en 2016, según datos de la International Organisation of Vine and Wine.

“Si Italia, Francia y España registran bajas, eso consumirá este excedente y es posible que veamos escasez”, dijo Halstead.

Ahora ve
Científicos europeos descubren un exoplaneta que podría albergar vida
No te pierdas
×