Publicidad
Publicidad

Las requisitos requeridos para una vacante provocan segregación ocupacional

‘Activo’, ‘desafiante’ y ‘decidido’ son palabras relacionadas al sexo masculino, mientras que ‘comprensivo’, ‘colaborador’ y ‘acoplado’, se leen como femeninas, según investigadores.
division genero
division genero Los estereotipos pueden ser tan fuertes que tienden a dividir a hombres y mujeres en diferentes posiciones y campos. (Foto: FotografiaBasica/Getty Images/iStockphoto)

‘Líder’, ‘campeón’, ‘colaborador’.

Estas y otras palabras ‘de moda’ se dicen en el trabajo todo el tiempo.

Pero según investigadores, ciertas palabras usadas para describir a un empleado o trabajo, tienen significados ocultos que a menudo se interpretan como masculinos o femeninos.

Esos estereotipos pueden ser tan fuertes que tienden a dividir a hombres y mujeres en diferentes posiciones y campos, lo que tiene como consecuencia una “segregación ocupacional”.

Los sociólogos usan el término para describir cómo algunas industrias están dominadas por hombres (como la construcción y la ingeniería), mientras que otras son predominantemente femeninas (como educación y cuidado).

“Estas divisiones se observan a primera vista en un anuncio de trabajo”, dice Danielle Gaucher, profesora asociada de psicología en la Universidad de Winnipeg.

Publicidad

Lee: Reducir la brecha de género repuntaría el PIB de México

Gaucher describe las ofertas de trabajo como "una forma de mantener el control". Los interesados con frecuencia buscan en las bolsas de trabajo en una empresa en particular, un título determinado, puesto o industria entera.

Gender Decoder, una herramienta en línea creada por Kat Matfield y basada en la investigación de Gaucher, intenta decodificar estas palabras y sus significados. La herramienta en línea descifra los anuncios de trabajo palabra por palabra, destacando las palabras particulares que podrían categorizar el anuncio como "de inclinación femenina", "de inclinación masculina" o "neutral".

‘Activo’, ‘asertivo’, ‘desafiante’ y ‘decidido’ pueden verse como palabras masculinas asociadas con el poder y la agresión. Pero los términos como ‘comprensivo’, ‘colaborador’ y ‘acoplado’ se pueden leer como femeninos, porque tradicionalmente se asocian con los roles de apoyo que se esperan de las mujeres.

Veamos una industria como el marketing en redes sociales, un campo dominado por las mujeres. Investigaciones recientes comparan el rol de un administrador de redes sociales con el de las operadoras telefónicas de épocas pasadas, dice Brooke Erin Duffy, profesora asistente en la Universidad de Cornell.

Las operadoras telefónicas conectaban las empresas con el mundo exterior, pero debido a que estos roles solían estar ocupados por mujeres, el trabajo se consideraba menos valioso.

Publicidad

Ahora, dice Duffy, los administradores de redes sociales tienen un rol similar en los lugares de trabajo modernos, pero su trabajo a menudo no se reconoce. Por ejemplo, varias de las vacantes en medios sociales incluyen requisitos específicos de trabajo emocional, como calmar a los clientes frustrados o responder a los comentarios de los trolls.

Recomendamos: El sentir de las mujeres que ganan menos que los hombres

Algunas de estas descripciones de trabajo incluso requieren ‘pasión’ e ‘impulso’ para manejar las crisis en línea.

"En lugar de verlo como una falla lo están celebrando", dice Duffy.

Matfield dice que creó Gender Decoder para que cualquier otra persona pueda replicarlo, porque "parece que hay mucha investigación sobre el sesgo de género, pero es difícil aplicar los hallazgos en la vida cotidiana".

Pero el simple hecho de evaluar las palabras por género no resolverá el problema, dice Gaucher. Nuestra comprensión de lo que significan estas palabras y por qué, podría cambiar con el tiempo. Y para algunas mujeres, el daño ya puede estar hecho.

Publicidad

Pero las empresas pueden corregir esta percepción.

"Lo importante para las empresas es cómo la redacción utilizada en sus anuncios particulares se percibe entre hombres y mujeres que buscan empleo", dice Gaucher.

"Creo que en un mundo ideal, las empresas escribirían sus anuncios con la intención de eliminar el lenguaje problemático y luego evaluarían empíricamente sus anuncios de trabajo como una cuestión de práctica".

¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

has quedado suscrito al newsletter.

Publicidad
Publicidad