Publicidad
Publicidad

Nuestras Historias

¿Brecha salarial? No en el tenis, dice Rafael Nadal

Para el tenista español, la brecha salarial entre hombres y mujeres no es un tema a discutir al menos en el mundo del tenis, el cual considera el deporte más igualitario.
brecha genero
Pago equitativo. El primer torneo de Grand Slam en equiparar salario para mujeres y hombres fue el US Open en 1973, y fue hasta 2007 cuando los otros tres torneos hicieron lo propio.

QUINTANA ROO (Expansión). - Hace casi una década que la brecha salarial en el tenis se cerró por completo en los cuatro grandes torneos del circuito ATP. Para el segundo tenista del ranking ATP, Rafael Nadal, eso basta para que este se vuelva el deporte más igualitario en el mundo.

Para el español, “no hay deporte en el mundo que esté más igualado que el tenis; no hagamos historia donde no hay”, dijo el lunes en conferencia de prensa con motivo de la inauguración del Rafa Nadal Tennis Centre en Costa Mujeres, Quintana Roo.

“A mi me importa cero que una mujer gane más que un hombre o que un hombre gane más que una mujer. Si las mujeres venden más que los hombres, estoy encantadísimo que ganen más que nosotros y de eso se trata la igualdad, no de querer que te regalen las cosas, sino de ganar las cosas por tu trabajo y lo que vales”, comentó.

Lee: La transparencia en salarios por género beneficia a las mujeres

En los cuatro torneos que conforman el circuito de Grand Slam, US Open, Roland Garros, Australian Open y Wimbledon, la brecha salarial comenzó a cerrarse desde 1973, arrancando con el torneo estadounidense y luego con los otros tres hacia finales de las década pasada.

Nadal reconoció que el tenis femenino vive un gran momento y que hay tenistas de gran nivel que están generando buenas ganancias. La tenista número uno de la WTA, Naomi Osaka con 20 años y su primer título de Grand Slam, firmó uno de los mayores contratos con una marca deportiva para una mujer con Adidas por un valor de 8.5 millones de dólares, de acuerdo con reportes de prensa estadounidense. En contraste, Roger Federer, recién firmó un contrato con la japonesa Uniqlo por 300 millones de dólares por una década.

Publicidad

“Esto de las brechas o no brechas, partiendo de una base en que todos somos iguales, cada quien gana lo que se merece o al menos así debería ser, ni por ser hombre debes ganar más ni por ser mujer debes ganar más”, recalcó.

Aún queda camino por andar, pues pese a que en los Grand Slam no hay diferencias, en lo otros 58 torneos del circuito aún hay brechas que en el recuento final impactan sobre las ganancias que generan hombres y mujeres.

¿Ya lograste tu ascenso?
Te enviamos la información para que alcances tus metas profesionales.

has quedado suscrito al newsletter.

Ha ocurrido un error, por favor inténtalo más tarde.

Publicidad