Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

"Hay que pensar que estamos en el mejor trabajo de nuestras vidas"

Raymundo Cavazos, CEO de Volvo Cars México, ha desarrollado sus más de 20 años de carrera en solo tres empresas. Estas son las claves que le llevaron a liderar la marca automotriz.
lun 28 junio 2021 05:00 AM
La estabilidad de Raymundo Cavazos, CEO de Volvo Car México
El mayor aprendizaje que dejó la pandemia del coronavirus a Raymundo Cavazos fue no esperar a que se den las cosas, sino acelerar los procesos y ejecutar.

Raymundo Cavazos se define como una persona fiel. El regiomontano, CEO de Volvo Cars México, cuenta con más de 20 años de trayectoria profesional, pero solo ha pisado tres grandes empresas a lo largo de su vida.

A pesar de ser un hombre estable, las decisiones que ha tomado responden a lo que está sucediendo en el momento, siempre con el afán de estar preparado para cualquier tipo de cambio. Por ejemplo, decidió estudiar Comercio Internacional en el Tecnológico de Monterrey, inspirado en la firma del entonces Tratado de Libre Comercio (TLCAN). Su objetivo era comprender cómo giraría el mundo de los negocios, tras esta alianza entre México, Canadá y Estados Unidos.

Después estudió una maestría en Tecnologías de la Información en el mismo centro de estudios y, posteriormente, un máster en Administración de Empresas, en el Instituto de Estudios Bursátiles (IEB) de España.

Publicidad

En esos años comenzaban a hacer eco los sistemas ERP y los procesos de tecnología dentro de las plantas productivas. Y si bien, batalló al principio para poder programar, se enamoró de ello. “Ahora me da risa porque la tecnología de ese tiempo no se compara con lo que tenemos hoy”, dice.

Su primer empleo fue en Femsa, como coordinador de compras de aluminio y acero. El aluminio lo utilizaban para fabricar las latas de Coca-Cola y de cerveza, y el acero para hacer las corcholatas.

Ahí estuvo por casi ocho años, hasta que en 2007 entró a Harley Davidson como responsable de las operaciones de la firma de motocicletas en México. Poco a poco Cavazos fue abriéndose paso en la compañía hasta ocupar la dirección general para América Latina.

Luego de diez años de haber laborado para Harley Davidson, ingresó a la industria automotriz premium para dirigir Volvo Cars México. Actualmente lleva más de tres años en ese cargo, y en sus planes no está bajarse del vehículo.

“Femsa me educó, Harley Davidson me dio la libertad de pensar fuera de la caja y Volvo me da la madurez de preocuparme por las personas. Coincidimos en que lo más importante que existe en el mundo somos nosotros y por eso hay que cuidarnos”, expresa.

Su estabilidad laboral la asocia con ser fiel a los proyectos y a los diferentes objetivos que se establecen desde un principio. Para que te vaya bien, dice, "hay que pensar que estamos en el mejor trabajo de nuestras vidas". Levantarse con la idea de que hoy vamos a sacar lo mejor de nosotros y disfrutar el trayecto.

“Actualmente represento a Volvo México, pero yo soy Raymundo Cavazos, no soy Raymundo Cavazos Volvo. Yo soy importante como persona, pero la empresa también. Así es como se hace este complemento, donde cada quien pone de su parte. Es un acuerdo”, menciona.

Un CEO que tuvo tres largas y diferentes etapas en una empresa asegura su estabilidad y continuidad en el mercado laboral, opina Patricio Garretón, senior partner en la firma de reclutamiento especializado Page Executive, que destaca el conocimiento y formalidad que un director puede adquirir al tener en su hoja de vida este tipo de trayectoria.

“Es interesante porque hay una curva de aprendizaje, que permite capitalizar ciertas habilidades en management y liderazgo. Ya sea en una misma industria, cambio de ella o sectores complementarios”, comenta.

Además, en los C-levels, la constancia es muy importante en una compañía, porque los planes muchas veces son quinquenales, agrega. Es posible que un CEO que dura dos o tres años en una empresa no llegue a la consecuencia de todos los objetivos planteados.

Publicidad

Sin autos de gasolina para 2030

Para Cavazos, su mayor aprendizaje del año pasado fue no esperar a que se den las cosas, sino acelerar los procesos y ejecutar. Aún en tiempos de pandemia, crisis económica y variables externas hay áreas de oportunidad.

De acuerdo con el directivo, en 2019 la marca creció 23%, en 2020 lo hizo 4%, y a mayo de 2021, un 102%, el mejor desempeño que Volvo ha tenido en México desde hace 20 años, aunque debido a la baja base comparativa del año pasado. Sin embargo, a sabiendas que se va ir regulando el mercado, la expectativa es cerrar el 2021 con un 25 o 30% de crecimiento.

Cavazos adjudica estos números al trabajo en equipo y el complemento de talentos. “Lo que nos pusimos en mente fue 'suelta lo que hay que soltar y ejecuta lo que hay que ejecutar'”, señala.

La estrategia consistió en hacer cambios en la plantilla laboral y en la red de concesionarios. Volvo México también abrió nuevas plazas y aumentó la oferta de su producto, sobre todo cuidó tener más volumen de los vehículos que tenían mayor demanda en el mercado mexicano.

“La diversión está en los mercados donde suceden cosas increíbles e inesperadas que nos ayudan a ser mejores y más competitivos. Yo creo que en México hay mucha competitividad con gente que está muy preparada. El reto es coordinar la orquesta para que siga funcionando y tocando una buena melodía”, opina.

Con esta visión, la marca sueca lanzará en septiembre el modelo XC40, su primer automóvil 100% eléctrico. La estrategia de red de recarga para Volvo es una iniciativa regional en Américas, que contempla en una primera etapa 300 puntos públicos para México.

A partir del lanzamiento del XC40, la marca planea lanzar anualmente un vehículo 100% eléctrico al mercado mexicano. El objetivo es que para el 2025, el 50% de la ventas totales en México sean electrificadas, y para 2030, lo sea el 100% de las ventas y fabricación de automóviles eléctricos. Hoy día, los modelos híbridos enchufables representan una quinta parte de las ventas de la marca.

El directivo se muestra confiado porque los cargadores ya vienen en camino. Por ello, estima que la instalación se complete a finales de octubre. Además, asegura que hay toda una infraestructura detrás, que incluye elegir estratégicamente los puntos de recarga a nivel nacional.

Publicidad
No te pierdas de nada
Te enviamos un correo a la semana con el resumen de lo más importante.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Ha ocurrido un error, por favor inténtalo más tarde.

Publicidad