Publicidad
Publicidad

Nuestras Historias

En lo económico hay contradicciones en el discurso de AMLO, dicen expertos

Falta que aclare qué modelo sustituirá al neoliberalismo y cómo hará para empezar a obtener recursos de erradicar la corrupción.

Si bien el nuevo presidente Andrés Manuel López Obrador dejó claro en su discurso de toma de protesta por qué el modelo neoliberal que el país siguió desde 1983 ha sido “un desastre” no es claro en qué modelo lo sustituirá, más allá del conjunto de programas sociales y los proyectos de inversión de su gobierno, además de tener contradicciones y ser poco realista en algunos de sus planteamientos, coincidieron economistas entrevistados.

“Plantea una presencia del Estado como rector de las directrices económicas, su referencia es el desarrollo estabilizador. Pero no deja claro cuál sera el nuevo modelo. Pensar que son los nuevos proyectos es insuficiente”, dijo José Luis de la Cruz, director del Instituto para el Desarrollo Industrial y el Crecimiento Económico.

Saber cual es el nuevo modelo y sus objetivos sera fundamental para que la administración publica alinee sus esfuerzos y para que el sector privado tenga claro cuáles son las nuevas condiciones y mecanismos que fomenten la inversión.

Lee: Trenes, pistas aéreas, refinerías y hasta gansos en el discurso de AMLO

El discurso de que mantendrá la disciplina fiscal, no aumentará la deuda pública y respetará la autonomía de Banco de México son postulados del neoliberalismo, por lo que se contradice con la crítica que hace a ese modelo, dijo por su parte Gabriel Pérez del Peral, profesor-investigador de la Escuela de Gobierno y Economía de la Universidad Panamericana

Al mismo tiempo que manda un mensaje tranquilizador a los inversionistas, no logra disipar del todo la incertidumbre por las contradicciones y porque sus expectativas de gasto son muy altas, desde proyectos como el rescate de refinerías, la construcción del Tren Maya, las becas para jóvenes, duplicar las pensiones para adultos mayores, no aumentar el precio de las gasolinas hasta bajar los impuestos en la frontera.

Publicidad

“No logra disipar el clima de incertidumbre, no concreta. Eleva las expectativas en sus seguidores y aumenta la preocupación de sus detractores porque no consigue detallar cómo cumplirá algunas de las metas que establece”, refiere Rodolfo de la Torre, economista del Centro de Estudios Espinosa Yglesias

En su discurso asegura que se respetarán los contratos que ya se concretaron y los accionistas tendrán inversiones seguras y con rendimientos, sin embargo dejó ver que la inversión privada, como se planteó en la reforma energética, terminará.

Lee: Carlos Slim dice que hay confianza en México, pero Claudio X. González

Hay varios elementos en la ecuación que no son consistentes, agrega De la Torre, pues quiere gastar más, pero no quiere subir impuestos ni endeudarse, y planea obtener más recursos mediante la lucha contra la corrupción, pero aún no dice cómo.

En su discurso, el nuevo presidente de México planteó como una de sus principales fuentes de ingresos la política contra la corrupción, sin embargo los resultados de ésta no serán inmediatos como sí lo será la necesidad de un mayor monto de recursos para dar salida a sus proyectos sociales, coincidieron los expertos.

“Persiste la duda de qué tan alcanzable es toda la serie de gasto social y aumento de inversión. No son dudas que se puedan resolver hasta el 15 de diciembre con el nuevo presupuesto”, dice De la Cruz.

Publicidad

Respecto a la propuesta del nuevo gobierno de bajar el IVA de 16 a 8 por ciento y reducir el ISR a 20 por ciento en la franja fronteriza del norte del país de 3,180 kilómetros, abrirá un boquete en las finanzas públicas de 2019 del orden de 144 mil millones de pesos, advirtió Pérez del Peral.

Es un planteamiento contradictorio, según De la Torre, respecto a las declaraciones que ha hecho sobre desarrollar el sur del país. "Reduciendo impuestos en la franja fronteriza da estímulos a la actividad económica del norte y faltaría relocalizar la actividad económica hacia el sur".
.
Para que esa medida pueda traer los beneficios a la región, y no solo la mudanza de empresas, deberá acompañarse con programas complementarios y candados para que no solo se use para obtener beneficios fiscales, según De la Cruz.

Sobre la idea de aumentar los salarios por arriba de la inflación, si no está sustentado este incremento con aumentos en la productividad se corre el riesgo de que aumente el desempleo y la inflación coincidieron los expertos.

¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

has quedado suscrito al newsletter.

Publicidad
Publicidad