Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

Nueva ley en China promete protección a empresas extranjeras

Mientras la nueva ley ofrece garantías como dejar de obligar a los extranjeros a desvelar tecnología crítica, empresarios extranjeros manifiestan dudas e inquietudes.
(Obligatorio)
El recrudecimiento de una guerra comercial entre EU y China afectará a la economía mundial.

Daniel Shane

HONG KONG- China afirma que está a punto de crear condiciones equitativas para las empresas internacionales, pero muchas de ellas aún dudan en expandir su presencia en la segunda economía más grande del mundo.

Beijing ha prometido que una nueva ley de inversión extranjera introducirá medidas para proteger mejor a las compañías extranjeras que operan en China. El país afirma que la ley, que se aprobó el viernes, incluye mejores garantías para la propiedad intelectual y el fin de la práctica de obligar a las empresas internacionales a entregar tecnología crítica a sus socios chinos.

Lee: La reunión entre Trump y el presidente de China, ¿se tambalea?

El trato que China da a las empresas extranjeras se ha convertido en un punto crítico en la disputa comercial del país y Estados Unidos. La creciente economía de China se ha convertido en un gran mercado para las principales compañías estadounidenses como General Motors, Boeing y Apple.

¿Se aprobó apresuradamente la ley para apaciguar a Trump?

Publicidad

La comunidad empresarial internacional en China considera que la ley es un paso positivo en general, pero también ha presentado sus inquietudes acerca de partes de ella.

Los grupos empresariales extranjeros dicen que la legislación fue aprobada de forma apresurada con poca atención a sus puntos de vista.

La Cámara de Comercio de Estados Unidos en China, que representa a unas 900 empresas estadounidenses, dijo esta semana que la ley estaba siendo aprobada sin "una amplia consulta y aportes" de empresas extranjeras en el país.

Lee: El pacto de China con EU para no usar la devaluación monetaria

Se propuso por primera vez en 2015, antes de ser archivada por el gobernante Partido Comunista de China. Luego volvió a aparecer repentinamente en diciembre, fue aprobada el viernes, cerca del final de la reunión anual del parlamento de China, y está previsto que entre en vigor a principios de 2020.

El abrupto retorno y la rápida aprobación de las nuevas reglas se producen en un momento en que China está tratando de negociar el fin de su guerra comercial con Estados Unidos. Las dos partes impusieron aranceles a las exportaciones por valor de cientos de miles de millones de dólares el año pasado.

Los expertos dijeron que la nueva ley parece ser parte de los esfuerzos de Beijing para apaciguar al presidente de Estados Unidos, Donald Trump, cuya administración ha acusado repetidamente a China de adquirir injustamente tecnología estadounidense.

Lee: Trump dice que ‘no tiene prisa’ por cerrar un acuerdo comercial con China

"La prisa por aprobar la ley de inversión extranjera en esta etapa seguramente se debe a la presión de la guerra comercial entre Estados Unidos y China", dijo Wang Jiangyu, profesor asociado de derecho en la Universidad Nacional de Singapur.

Mucho espacio para la interpretación

Los grupos empresariales dicen que temen la vaguedad de la nueva ley significa que no será capaz de abordar sus preocupaciones acerca de hacer negocios en China.

Algunas partes no son lo suficientemente específicas sobre temas como la protección a la propiedad intelectual, a pesar de una serie de revisiones al primer borrador, según Jacob Parker, vicepresidente del Consejo Empresarial China-Estados Unidos.

La ley es más corta que la versión que se propuso hace cuatro años y carece de algunos de los detalles que contenía, dijo Parker, cuya organización representa a unas 200 empresas estadounidenses en China.

"El lenguaje vago deja mucho espacio para la interpretación y dificulta el cumplimiento", agregó.

En una encuesta realizada en noviembre y diciembre para la Cámara de Comercio de Estados Unidos en China, un tercio de las compañías que respondieron dijeron que estaban limitando sus inversiones en China debido a las preocupaciones sobre el robo de propiedad intelectual y las transferencias tecnológicas forzadas.

Los funcionarios chinos han rechazado las acusaciones de que las empresas extranjeras reciben un trato injusto, argumentando que los secretos tecnológicos entregados formaban parte de acuerdos mutuos.

Protección para las empresas chinas

Las empresas extranjeras en China también se quejan a menudo de que las empresas chinas de propiedad estatal se benefician de ventajas injustas, como los subsidios gubernamentales y el trato preferencial.

"La protección de China de la industria nacional es una preocupación prolongada en los negocios extranjeros”, dijo Diana Choyleva, economista jefe de la firma de investigación Enodo Economics. Pero la nueva ley "no aborda" ese problema, agregó.

La ley incluye disposiciones sobre seguridad nacional, que a algunas empresas les preocupa que podrían utilizarse como excusa para impedir que empresas internacionales participen en ciertos proyectos o para confiscar inversiones por completo.

"Se podría usar fácilmente como un pretexto para discriminar a las compañías extranjeras", escribieron los analistas de la consultora Trivium China en un comentario esta semana.

Pero algunos expertos dicen que estos temores son exagerados. Wang dijo que China "nunca ha nacionalizado ningún proyecto de inversión extranjera" desde que comenzó a abrir la economía china al mundo hace más de 40 años.

Steven Jiang contribuyó a este reportaje.

¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Hubo un error. Por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad