Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

Cherie Blair: "En lugar de cerrarse, la brecha de género se está agrandando"

La abogada y defensora de los derechos de las mujeres califica de preocupante que este desafío pueda tardar casi dos siglos en eliminarse.
mar 11 junio 2019 05:00 AM
Sigue el apoyo.
La Fundación para la Mujer que preside Cherie Blair tiene como meta apoyar a otras 100,000 mujeres en los próximos tres años. FOTO: Cortesía.

En 2018, la Organización de las Naciones Unidas (ONU) hizo un cálculo aproximado: cerrar la brecha de género tomaría más de 200 años. Para Cherie Blair, abogada y defensora de los derechos de las mujeres, es preocupante que este desafío pueda tardar casi dos siglos en eliminarse y duda que las nuevas generaciones sean capaces de lograrlo.

"En lugar de cerrarse se está agrandando. Y no estoy contenta con eso. No quiero vivir en un mundo el que no haya equidad de género. A ese ritmo, mi nieta y mi bisnieta vivirán en un mundo en el que todavía no exista la equidad", señala la presidenta de la Fundación para la Mujer Cherie Blair que, en alianza con la Fundación ExxonMobil y la start-up mexicana Bedu, han capacitado a 680 mujeres emprendedoras de México desde 2018.

Publicidad

En entrevista, Blair comparte los motivos que la llevaron a asumir esa misión, en la que resalta las palabras de la ex secretaria de Estado estadounidense, Madeleine Albright: ‘hay un lugar especial en el infierno para las mujeres que no ayudan a otras mujeres’.

En los últimos 10 años, la fundación ha apoyado a más de 150,000 mujeres de 100 países. Y su meta es alcanzar 100,000 mujeres en los próximos tres años, muchas de ellas mexicanas, revela la esposa del ex primer ministro británico Tony Blair.

Expansión: ¿Por qué se interesó en apoyar a las mujeres emprendedoras?

Cherie Blair: Porque soy mujer y creo firmemente que toda la sociedad sufre cuando no hay igualdad entre hombres y mujeres. Seas primera dama o no. Eso muestra que las mujeres no son valoradas de la misma manera que los hombres. Madeleine Albright decía que ‘hay un lugar especial en el infierno para las mujeres que no ayudan a otras mujeres’.

Además, porque yo me considero emprendedora también. En el mundo hay muchas mujeres con ideas para llevar a cabo pero que no tienen las herramientas. Hay cada vez más mujeres emprendiendo, pero muchas de ellas siguen en la economía informal y la idea es ayudarlas a que entren a la economía formal para que, a su vez, ayuden a la economía de sus países.

Publicidad

Para mí esto es algo muy importante. Soy abogada de derechos humanos y lo hago —apoyar a las mujeres— no sólo porque es una cosa buena, sino porque es la cosa más inteligente que hay que hacer.

Muchos estudios demuestran que cuando le das financiamiento a las mujeres, ellas cuidan mejor el dinero, generan mejores rendimientos e invierten en sus familias y sus negocios.

E: ¿La tarea de impulsar a la mujer se está haciendo bien? ¿En qué deberían enfocarse los esfuerzos?

CB: No sé qué sea lo mejor para el negocio individual de cada mujer, pero lo que sí sé es que podemos equiparlas con habilidades, información, acceso a la tecnología y redes de apoyo. Todo lo que necesitan para tomar las decisiones correctas para su propio negocio.

Las dificultades de las mujeres emprendedoras se presentan porque la sociedad ha decidido educar diferente a sus niños que a sus niñas. Incluso hay obstáculos legales. Por ejemplo, hay países donde las mujeres no tienen permitido hacer ciertos trabajos o tienen que pedir permiso a los hombres para hacerlos.

Publicidad

Hay un gap tecnológico en muchos países donde las mujeres requieren permiso para acceder a los teléfonos móviles hasta el día de hoy. La fundación es de las primeras organizaciones en hacer estudios sobre ese tema.

E: ¿Qué resultados han tenido con la fundación?

CB: En 10 años hemos impactado a más de 150,000 mujeres de más de 100 países con diferentes programas. Algunos de ellos son de mentoría global que se lleva a cabo de forma virtual, de entrenamiento de negocios y de capacitación, como el que estamos llevando aquí en México. Se llama ‘Camino al Crecimiento’ y desde 2018 hemos llegado a 680 mujeres en este país con capacitación presencial y en línea.

El domingo, durante un evento, conocí a casi 200 emprendedoras. Me dio mucho gusto. Las mujeres con la que platiqué mencionaron que tenían dificultades con los estados financieros y que la capacitación que les dio la fundación les ayudó a clarificar eso. También mencionaron que un grupo de mujeres se ha ayudado entre ellas, han logrado hacer networking y trabajar entre ellas.

Me contaron historias de cómo los negocios han crecido y se han desarrollado desde que están en el programa. Por ejemplo, una de estas mujeres ganó un premio de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) y cuando fue a la entrevista le preguntaron sobre sus indicadores financieros, gracias al programa no sólo sabía lo que significaba, sino que también tenía todo listo para poder aplicar.

E: ¿Cuál ha sido la mayor lección que ha tenido en estos 10 años apoyando a mujeres emprendedoras?

CB: Cada vez que hablo con las mujeres que apoyamos aprendo cosas nuevas. El trabajo de la fundación, más allá de decirles qué hacer, es escucharlas y ayudarlas. He aprendido que no podemos ni siquiera comenzar a imaginar cómo se vería el mundo en el que todas las mujeres potenciaran sus capacidades. Encontraríamos resultados muy sorprendentes y diferentes a los que hoy tenemos.

E: Los estudios dicen que vamos a tardar años en cerrar la brecha de género ¿Cuál es su expectativa?

CB: El Banco Mundial publicó recientemente un estudio que dice que tardaremos más de 200 años para cerrar la brecha de género y eso es preocupante, porque en lugar de cerrarse se está agrandando. Y no estoy contenta con eso. No quiero vivir en un mundo el que no haya equidad de género. A ese ritmo mi nieta y mi bisnieta vivirán en un mundo en el que todavía no existe la equidad.

Pero con la ayuda de las mujeres emprendedoras y del programa de la fundación nos vamos a asegurar de que ese gap se cierre mucho más rápido. Comenzando por el ambicioso proyecto que tenemos de alcanzar a 100,000 mujeres en los próximos tres años y muchas van a ser de México.

¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Hubo un error. Por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad