Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

El banco suizo UBS recibe multa de 4,200 mdd en Francia por fraude fiscal

La institución es acusada de ayudar a sus clientes franceses a esconder miles de millones de euros ante las autoridades fiscales del país.
mié 20 febrero 2019 08:58 AM
UBS sign
Acusaciones La fiscalía financiera afirmó que el banco y sus directores estaban perfectamente al corriente que estaban incumpliendo la ley francesa.

PARÍS - La justicia francesa decidió condenar este miércoles al banco suizo UBS a una multa de 3,700 millones de euros (4,200 millones de dólares), una suma récord en Francia, en un caso de fraude fiscal.

El grupo fue condenado por ayudar a sus clientes franceses a esconder miles de millones de euros a las autoridades fiscales del país.

Lee: Wall Street pinta para vivir un mal 2019 y un 2020 aún peor, advierte experto

El juicio empezó a finales del año pasado tras siete años de investigaciones que empezaron cuando un exempleado denunció presuntas ilegalidades.

El inicio de la investigación coincidió con una ofensiva de las autoridades europeas contra la evasión fiscal y ciertas prácticas bancarias tras la crisis financiera global de 2008.

Recomendamos: ¿Qué asusta más a los líderes de Davos? Los bancos centrales

Publicidad

La presión llevó a Suiza a renunciar a su secreto bancario y a unirse a los más de 90 países que acordaron compartir automáticamente sus datos bancarios entre ellos.

En el caso de UBS, las autoridades francesas determinaron que el banco había escondido más de 10,000 millones de euros al control del fisco entre 2004 y 2012.

Lee: Suiza señala las fallas de Credit Suisse en la lucha contra el lavado de dinero

La fiscalía financiera afirmó que el banco y sus directores "estaban perfectamente al corriente que estaban incumpliendo la ley francesa" buscando clientes y ayudándoles a evadir impuestos.

La filial de UBS en Francia fue multada por su parte a 15 millones de euros por complicidad en los hechos.

El tribunal también atribuyó al Estado francés, uno de los demandantes, una suma de 800,000 euros en concepto de daños y perjuicios.

Publicidad
Publicidad