Publicidad
Suscríbete

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

López Obrador busca revocar una concesión a 100 años a una empresa portuaria

Bajo un discurso que califica a los gobiernos anteriores de corruptos y generosos en entregar contratos y concesiones a inversionistas privados, el mandatario ha pedido eliminar diversos convenios.
mar 18 agosto 2020 04:42 PM
(Obligatorio)
El presidente de México dijo el lunes que el contrato de suministro entre Pemex y Braskem-Idesa era leonino. Sin embargo, la empresa negó la existencia de actos corruptos.

El presidente Andrés Manuel López Obrador intentará revocar una concesión a 100 años a una empresa privada para el manejo del puerto de Veracruz, en el Golfo de México, en aparente alusión a una unidad del operador CK Hutchison Holdings Limited.

Publicidad

El mandatario declinó dar la identidad de la compañía en su conferencia de prensa diaria, pero cuestionó que una firma particular pudiera asegurar una licencia por tanto tiempo.

"Claro, hay que buscar que se revoque ese contrato para el manejo del puerto", dijo el mandatario, que ha sugerido de forma reiterada que gobiernos precedentes, a los que califica de corruptos, fueron demasiado generosos en entregar contratos y concesiones a inversores privados.

No es el primer contrato que quiere recovocar el gobierno. Ayer insistió en que se revisará el acuerdo de suministro entre Pemex y la empresa Braskem-Idesa, filial de Odebrecht.

"Ese contrato se tiene que cancelar, o sea, es mi opinión, por ser un contrato leonino, se tiene que revisar", dijo el mandatario sobre la planta Etileno XXI ubicada en Veracruz, la cual supuso una inversión de 5,200 millones de dólares y está envuelta en el caso de corrupción contra el ex director de Pemex Emilio Lozoya.

Desde Braskem-Idesa negaron la existencia de actos de corrupción en el contrato de suministro con Pemex. En su lugar, hicieron énfasis en su disposición por invertir.

“(Braskem Idesa) está dispuesta inclusive a realizar inversiones para desarrollar una terminal de importación de etano, que es la única solución para esta situación”, indicaron.

Publicidad

En marzo, López Obrador convocó a una consulta para definir el rumbo de la plata cervecera de Constellation Brands en Mexicali, Baja California.

Con 27,973 votos, el gobierno federal decidió no otorgarle a la compañía los permisos correspondientes para operar y aseguró que subsanaría los daños causados a la empresa que invirtió 1,500 millones de dólares en la construcción de la planta.

La consulta se dio después de que agricultores de la región e integrantes de la organización Mexicali Resiste acusaran a la tercera cervecera más grande de Estados Unidos (y es dueña de las marcas del mexicano Grupo Modelo en ese país) de no contar con un permiso de uso de suelo y de provocar problemas de suministro de agua en las ciudades y zonas rurales.

Con información de Reuters.

Publicidad
¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Hubo un error. Por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad