Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Desde AT&T hasta Banco Azteca admiten que proteger datos de clientes es un reto

Los hackers o la delincuencia organizada aprovechan las vulnerabilidades de las aplicaciones, las redes o los sistemas operativos para obtener información que luego es utilizada para cometer delitos.
vie 17 junio 2022 05:00 AM
(Imagen temática de ciberataque)
El robo de datos personales a través de los servicios o plataformas de comunicación se ha convertido en uno de los principales retos para los operadores de telecomunicaciones y empresas de tecnología.

Para hackear una cuenta de WhatsApp ya no es necesario compartir el código de verificación con nadie. Ni siquiera hace falta el teléfono de forma física. Basta con tener el control del buzón de voz de la línea para obtener el código de verificación que se queda grabado cuando la llamada no es contestada o desviada.

Por desgracia, hackear un buzón de voz es algo sencillo en muchos operadores, sobre todo si el propietario de la línea no cambia el PIN genérico por otro personalizado. Telcel, por ejemplo, permite consultar el buzón de voz de una línea móvil desde cualquier teléfono, incluso uno fijo, con solo digitar la clave genérica que tienen los buzones de voz, que puede ser 1234 o 0000.

El robo de datos personales a través de los servicios o plataformas de comunicación se ha convertido en uno de los principales retos para los operadores de telecomunicaciones y empresas de tecnología. Los hackers o la delincuencia organizada aprovechan las vulnerabilidades de las aplicaciones, las redes, los sistemas operativos o el hardware para obtener información que luego es utilizada para cometer delitos.

De acuerdo con la consultora Silkin, en el primer semestre de este año se incrementaron en 41.9% los intentos de ciberataques por semana. Las entidades con más ataques en el país fueron Ciudad de México, con 22%; Jalisco, 18%; Nuevo León, 12%; Puebla, 7%; Guanajuato, 7%; Estado de México, 6%, y Michoacán, 5%.

Publicidad

Martín Mariano Cortés, Head de BI y Big Data de Telefónica Movistar México, aseguró que el manejo de datos es un reto para las compañías, tanto que admiten que "es necesario" regular la protección de los datos ante robo y posible mal uso por parte de las compañías o sus empleados. Esto, dice, se tendría que hacer notificándoles a los usuarios cuando su datos fueron vulnerados, además de recordarles que tienen derecho a la privacidad de su información y qué tipo de data es la que está usando la compañía para sus estrategias de servicio y cuáles no. Finalmente habría que notificarles que tienen derecho a que se borre su información.

Los operadores avanzan en la materia. Jerónimo Diez de Sollano, director de Sistemas de Información de AT&T México, dice que al interior de la compañía hacen ejercicios de simulaciones de vulneración de datos para que cuando ocurra algún suceso, sus colaboradores sepan cómo reaccionar y resolverlo, pues ninguna compañía está exenta.

Grupo Salinas establece sanciones para empleados

Hace un par de meses, Leslie G. se enteró por casualidad que estaba en el buró de crédito. A ella le sorprendió la noticia porque tenía los pagos a sus tarjetas de crédito al corriente y no tenía ningún crédito pendiente. O eso es lo que ella pensaba, porque tras indagar un poco se dio cuenta de que alguien había usurpado su identidad y había solicitado un préstamo a su nombre en Banco Azteca.

"Alguien utilizó una copia de mi credencial de elector y le cambió la foto. La imprimieron y plastificaron". Con ese documento apócrifo, Banco Azteca le otorgó un préstamo de 35,000 pesos que nunca pagó.

No solo las firmas de tecnología o los operadores de telecomunicaciones son un blanco para los hackers, también los las instituciones financieras y retailers son un blanco de la ciberdelincuencia.

Felipe Octavio Gutiérrez, director de TI en biometría de Grupo Salinas, explica que debido a que la data se ha convertido en "el nuevo petróleo" para las empresas, porque soportan sus estrategias de venta y porque les permiten comprender mejor a los usuarios, la compañía ha creado un comité ético de gestión de datos para evitar que se haga un mal uso de esa data.

“Es fundamental tener transparencia con los usuarios, explicarles por qué se le está llamando y por qué tenemos sus datos. Ellos nos dan información de su INE, su domicilio, sus transacciones, por eso les ofertamos ciertas cosas, pero tenemos que tener una estrategia de prevención y de ética en nuestro talento”, apunta el directivo de Grupo Salinas, quién añadió que la compañía ha establecido protocolos para evitar que los empleados no hagan mal uso de la información de los clientes.

"Si se descubre que alguien hace un mal uso de esta información en automático la compañía pena al trabajador", dijo.

Los directivos coincidieron que así como la data está ayudando a las compañías a optimizar sus estrategias de venta y de inversión también les representa un reto el manejo de esa información.

“Hay que ver qué información necesitamos para la empresa y por qué todos los días llega mucha”, comentó el directivo de Grupo Salinas.

 

Tags

Publicidad
Publicidad