Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Mexicanos sufren el impacto del 'cripto invierno', pero seguirán invirtiendo

Dos mexicanos y un californiano cuentan su desazón ante el desplome de las criptomonedas y cómo pasaron de invertir en Bitcoin a poner sus esperanzas en 'monedas meme', influenciados por Elon Musk.
mar 17 mayo 2022 01:22 PM
Mexicanos sufren el impacto del 'cripto invierno', pero seguirán invirtiendo
En la última semana, el Bitcoin perdió más del 50% en comparación con el máximo alcanzado a finales de 2021.

“Mi cartera está sangrando bastante. Ahorita voy perdiendo, voy en números negativos. Ahora mi portafolio de inversión está en menos 8,000 dólares. Pero entre 2020 y 2021, las criptomonedas me dieron ganancias muy altas (…) seguiré invirtiendo más que nunca” dice Isaac Cabriada, un economista mexicano que trabaja en California, Estados Unidos, y que está pasando el trago amargo del ‘invierno cripto’.

Un mexicano en Estados Unidos, su hermano y uno de sus amigos estadounidenses contaron a Expansión cómo les está afectando el desplome general de criptomonedas como el Bitcoin, Ethereum y la casi desaparición de la stablecoin Luna.

Publicidad

El auge de las criptomonedas representó para muchos estadounidenses la oportunidad de liberarse de las cadenas que supone un trabajo asalariado. Hasta noviembre de 2021, se calculaba que el 4% de la fuerza laboral en Estados Unidos había abandonado su trabajo formal gracias a las criptomonedas, según un estudio de Civic Science.

Pero el desencanto llegó con 2022, cuando una serie de factores monetarios y hasta geopolíticos, como la guerra en Ucrania, hizo que el Bitcoin perdiera el 50% del valor que había alcanzado unos meses antes. Pasó de valer 67,566 dólares, a finales de 2021, a solo 30,948 dólares al 15 de mayo de 2022.

Los mexicanos no fueron ajenos a la fiebre del ‘oro’ virtual de las criptomonedas. Hasta octubre de 2021, se calculaba que el 12% de la población adulta en México poseía criptomonedas, de acuerdo con un estudio de la plataforma Finder.

Por eso, no debería sorprender que, ahora, cuando se habla de un ‘invierno cripto’, haya miles de mexicanos preocupados por la pérdida de sus inversiones, ahorros y, por supuesto, libertad financiera.

De la afición, a las ganancias y luego a las pérdidas

Isaac contó su historia a Expansión. Él es originario de la Ciudad de México y egresado de la Facultad de Economía de la Universidad Nacional Autónoma de México. Se mudó a California antes de la pandemia, donde reside con su esposa, también economista.

Publicidad

Isaac tuvo la fortuna de comprar bitcoins baratos y obtener grandes ganancias tras el boom que trajo la pandemia para los criptoactivos y las acciones tecnológicas en general.

Comenzó a invertir en criptomonedas hace 6 años, aproximadamente, en las más conocidas de ese entonces, como Bitcoin o Etheruem. Pero la inversión más formal fue en 2019, cuando comenzó a hacer sus portafolios, basándose en investigaciones propias.

Al principio cometió el error de invertir parte de su salario, pero después aprendió a ahorrar y dedicar un presupuesto específico para este fin. Aún así, las pérdidas le causan un dolor que espera que se vaya.

El 2021 fue un año dorado

“Las mayores ganancias las obtuve de Bitcoin. Es (una moneda) pionera y es en la que la gente confía. Después de BTC, las monedas que más ganancias me dieron fueron ETH y ADA Cardano, sobre todo en los años 2020 y 2021”, dice Isaac, enumerando los tokens que más beneficios le dieron en la fiebre bticoin que significó 2021.

Por fortuna, cuando Isaac decidió invertir en el mercado de las criptomonedas, compró “bitcoins baratos” y por eso pudo beneficiarse del crecimiento exponencial que experimentó la moneda en 2021, cuando llegó a afirmarse que era el nuevo ‘oro’. Una especie de activo virtual que funcionaba como reserva de valor.

Entre 2020 y 2021, “el Bitcoin me dio un rendimiento de aproximadamente 121%. Ethereum me dio el 230% de ganancias, aproximadamente”, precisa Isaac.

Publicidad

Codicia y efecto Elon Musk

Isaac sigue pensando que las criptomonedas seguirán siendo una gran oportunidad de inversión. Esto pese a que el desplome de las criptomonedas en 2022 ha ocasionado pérdidas por miles de dólares a diversos inversionistas en Estados Unidos y el mundo. Ahora, la “cartera está sangrando” mucho, dice Isaac, a quien en un momento le “ganó la codicia”.

Con los números del bitcoin volando durante 2021 y pronósticos que apuntaban a que, durante 2022, la criptomoneda alcanzaría los 100,000 dólares, Isaac incrementó su inversión justo cuando el bitcoin cotizaba en 55,000 dólares. Ahora su valor ronda los 30,000 dólares.

“Me ganó la codicia”, reconoce. Y detalla que también le ganó la codicia cuando decidió invertir en Shiba Inu, la “moneda meme” cuyo valor fue alentado en su momento por el apoyo del dueño de Tesla, Elon Musk.

Las peores pérdidas fueron con Shiba, “entré en un mal momento, me ganó la codicia, no supe leer el mercado, ni las gráficas y me fui como borrego, creyendo en que Elon Musk iba a seguir impulsando a esta moneda. Compré demasiado arriba, pero en adelante comenzó a registrar pérdida tras pérdida, tras pérdida y no se ha recuperado”.

La trampa de las 'monedas meme'

Las ‘monedas meme’ y la influencia de personalidades como Elon Musk han sido parte importante del desastre financiero para muchas familias y pequeños inversionistas en Estados Unidos y el mundo.

Publicidad

Al principio, todo era ‘risa y diversión’ con ‘monedas meme’ como Shiba Inu o Doge Coin. Estos tokens se caracterizan por ser proyectos aficionados, sin mayor respaldo que el de las comunidades virtuales de pequeños inversionistas en canales de Reddit, como wallstreetbets.

Joseph Harvert, un amigo estadounidense de Isaac y quien trabaja en una inmobiliaria de California, también decidió invertir en Doge Coin, guiado por videos de YouTube, ‘analistas’ de Twitter y canales de Reddit. Todo iba bien, hasta que llegó el desplome.

“Invertí en Ethereum, Bitcoin y mi favorita Doge Coin. Mi hermano y yo lo hicimos (…) Él hizo mucho dinero con Doge Coin. De hecho, vimos en Reddit cómo especulaban acerca de Doge Coin, de que iba a subir, y pensamos que íbamos a hacer más dinero”, contó Harvert.

Joseph agradece haberse salido a tiempo de este tipo de inversiones, a las que no piensa volver nunca más. En 2021, estuvo a punto de pedir un préstamo por más de 50,000 dólares al banco para comprar un bitcoin completo. No lo hizo y ahora respira aliviado de no haber perdido un dinero que, de por sí, ya había apartado para realizar sus inversiones.

Desde ahora ya no estoy invirtiendo en nada, saqué mis fondos. No me gustó estar concentrado en hacer dinero con criptomonedas, eso estaba controlando mi vida, y por eso decidí ya no invertir más dinero
Joseph Harvert

Ven una oportunidad de seguir invirtiendo

Ahora mismo, la cartera de Isaac registra un saldo negativo de 8,000 dólares, un aproximado de 160,000 pesos mexicanos.

Ricardo Cabriada, geólogo de profesión, siguió los pasos de Isaac y ahora mismo también reporta pérdidas de las inversiones que hizo con las remesas que le enviaba su hermano.

Sin embargo, ambos dicen estar pacientes y optimistas, pues en este contexto económico y geopolítico es “lógico” que “la gente tiene miedo” y están recogiendo ganancias. Además, argumenta que el hecho de que bitcoin y otras monedas sean usadas ya como medios de pago es una señal de que llegaron para quedarse.

Para ellos es solo un momento, del mismo modo que se trata de una coyuntura para las acciones de las empresas tecnológicas, las cuales también han sufrido una fuerte corrección a la baja en las últimas semanas.

“Seguiré invirtiendo más que nunca” ahora, “más que nada, lo veo como una oportunidad y esperaré a que se recupere todo el mercado”, dice Isaac de cara al futuro, negando que el desplome del 90% de la stablecoin Luna signifique un momento Lehman Brothers para el mundo cripto.

Publicidad
Publicidad