Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Le Pen retirará a Francia del mando unificado de la OTAN si gana la presidencia

La candidata de ultraderecha asegura que debe haber un acercamiento estratégico entre la alianza y Rusia, una vez que se acabe la guerra con Ucrania.
mié 13 abril 2022 06:26 PM
(Marine Le Pen, candidata de ultraderecha)
Marine Le Pen se defendió de las críticas de ser pro-Putin en una conferencia de prensa sobre sus propuestas de política de exterior.

La ultraderechista francesa Marine Le Pen apostó este miércoles por un "acercamiento estratégico entre la OTAN y Rusia" "en cuanto la guerra entre Rusia y Ucrania termine y se logre un acuerdo de paz" y reiteró que Francia dejará el mando único de la OTAN si gana la presidencia.

"Es por el bien de Francia y de Europa, pero también creo que Estados Unidos no tiene ningún interés en ver emerger un tratado chino-ruso", dijo la candidata a la presidencia francesa, que presentó el miércoles su visión de la política exterior francesa.

Publicidad

"Hay que interrogarse sobre el papel de la OTAN después de la caída del Pacto de Varsovia. Por eso, después de la guerra en Ucrania, abogaré por una aproximación entre Rusia y la OTAN, que además le interesa a Estados Unidos", anotó.

Le Pen reiteró que pretende que Francia abandone el mando integrado de la OTAN, lo que implicaría un cierto distanciamiento en las decisiones y las operaciones de la Alianza.

Además, se mostró dispuesta a poner fin a la participación francesa en los programas conjuntos de armamento, entre ellos, el nuevo avión de combate europeo.

Desde los glamurosos salones Hoche de París, la aspirante a la presidencia francesa habló durante una hora y media ante unos 160 periodistas, muchos de ellos de la prensa internacional.

A Le Pen, que disputa la presidencia a Emmanuel Macron en los comicios del 24 de abril, se le ha reprochado a menudo su visión anti-UE y cercana a la Rusia de Putin. De hecho, al final del acto, se formó un revuelo por el desalojo de dos activistas que criticaron su proximidad con el mandatario ruso.

Marine Le Pen aseguró que no desea ni una "sumisión a Moscú" ni a Estados Unidos.

¿Cercana a Vladimir Putin?

Pero la líder del movimiento Agrupación Nacional es acusada a menudo por sus rivales de una cierta proximidad con el gobierno ruso.

Su rueda de prensa de este miércoles fue justamente interrumpida por un colectivo de izquierda que le reprochó su "complacencia" hacia Putin.

 

La candidata, que el próximo 24 de abril se enfrentará en las urnas al actual presidente centrista Emmanuel Macron en la segunda vuelta de las elecciones, considera que las acusaciones contra ella con respecto a su relación con Rusia "son particularmente injustas".

"Soy totalmente independiente de cualquier relación, de cualquier potencia, de cualquier gobierno de cualquier nacionalidad", aseguró.

La dirigente de la Agrupación Nacional (el antiguo Frente Nacional) se defendió de las críticas de ser pro-Putin.

"Sólo lo he encontrado una vez en mi vida" (en 2017, antes de las presidenciales de aquel año), aclaró Le Pen, quien también habló sobre el préstamo de 8 millones de euros que le concedió un banco "checo-ruso", como ella misma detalló.

"Ningún banco francés aceptó financiarnos (...) Estuve obligada a firmar un préstamo en el extranjero", sostuvo la candidata, que ahondó en que las condiciones del mismo no son muy ventajosas con una tasa de interés del 6%.

Le Pen ha condenado la invasión rusa de Ucrania y se ha mostrado favorable a acoger refugiados de este país en Francia, pero no está a favor de sanciones económicas contra Rusia para no perjudicar el poder adquisitivo de los franceses.

Un 'brexit' francés no está en su agenda

Por otra parte, la candidata ultraderechista también respondió este miércoles a Macron, que la acusa de querer sacar a Francia de la Unión Europea (UE).

 

"Somos claramente europeos", garantizó, subrayando que un brexit a la francesa no estaba en su agenda, pero que sí se mostraba a favor de una transformación de la UE en una "alianza de las naciones europeas (...) respetuosa con las naciones libres y soberanas" y no una "Europa que amenaza y hace chantaje".

Después de su derrota en las presidenciales de 2017, Le Pen descartó una salida del euro, algo que contemplaba en su anterior programa.

La ulraderechista subrayó que prevé reforzar las relaciones bilaterales más que las multilaterales. "Macron es el único que cree en la soberanía europea", agregó.

Le Pen abordó también la relación con Alemania, considerada junto con Francia el motor de la UE.

"No albergo ninguna hostilidad hacia la nación alemana", aclaró la candidata, quien, no obstante, asumió que hay "diferencias irreconciliables" estratégicas con Berlín como sobre su visión de la OTAN o en política energética.

La líder de la ultraderecha francesa, a la que se le reprocha poco interés en el medio ambiente, aclaró que pretende continuar en el Acuerdo del Clima de París de 2015.

Según tres sondeos publicados el miércoles, Macron está aumentando su ventaja con respecto a Le Pen y tendría entre 53 y 55% de intenciones de voto, frente a los 45-47% para Le Pen.

Los dos candidatos intensifican su campaña desde el lunes y confrontarán sus programas cara a cara en un debate en televisión el 20 de abril.

Ambos intentan captar sobre todo los votos del líder de la izquierda radical, Jean-Luc Melenchon, que logró un 22% de los sufragios el pasado domingo en la primera vuelta.

Publicidad
Publicidad