Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

SpaceX despide a varios empleados que se quejaron de Elon Musk

Los involucrados enviaron una carta a sus colegas criticando las conductas del empresario en Twitter, además de los señalamientos que ha tenido por acoso sexual.
vie 17 junio 2022 10:00 AM
Elon Musk asegura que su iniciativa espacial será capaz de llevar al hombre a Marte en 2029.
La presidenta de la empresa dijo que el documento hizo sentir incómodos a los compañeros que lo recibieron.

La empresa aeroespacial SpaceX despidió a varios de sus empleados que redactaron una carta abierta criticando a su CEO, Elon Musk, donde también pedían a los ejecutivos que cambiaran la cultura laboral de la compañía para que fuera más inclusiva.

De acuerdo con un correo electrónico de la presidenta de SpaceX, Gwynne Shotwell, a The New York Times, la empresa investigó y “despidió a varios empleados involucrados” con la carta por hacer que otros miembros del personal se sintieran “incómodos, intimidados y acosados, y/o enojados porque la carta los presionaba a firmar algo que no reflejaba sus puntos de vista”.

Shotwell también describió que la carta era como “activismo extralimitado”, además de que ese tipo de acciones al interior de la empresa eran innecesarias. “Cubrir a miles de personas en toda la empresa con correos no solicitados y pedirles que firmen cartas y completen encuestas no patrocinadas durante la jornada laboral es inaceptable (...) Realizamos una investigación y hemos despedido a varios empleados”, escribió.

Publicidad

La carta generó mucha controversia al interior de SpaceX por las demandas que planteaba. Una de ellas, de acuerdo con Reuters, era que la empresa debía “separarse rápida y explícitamente de la marca personal de Elon Musk”.

Al respecto, los empleados criticaron el comportamiento del multimillonario en la esfera pública e incluso mencionaron que sus acciones son una fuente frecuente de “distracción y vergüenza para nosotros”, incluidas sus publicaciones en Twitter.

“Como nuestro CEO y vocero más destacado, Elon es visto como la cara de SpaceX: cada tuit que envía es una declaración pública de facto de la compañía. Es fundamental dejar en claro a nuestros equipos y a nuestro potencial grupo de talentos que su mensaje no refleja nuestro trabajo, nuestra misión o nuestros valores”, se lee en el documento.

Los empleados no se refieren a sus intenciones de comprar Twitter, sino a sus publicaciones donde se burlaba de otros empresarios, como lo hizo con Bill Gates o Jeff Bezos.

 

Otras de las demandas también tenían relación con la cultura laboral al interior de la empresa pues pedían que todos los líderes fueran responsables de que SpaceX fuera un “excelente lugar de trabajo para todos”, además de responder de manera uniforme “a todas las formas de comportamiento inaceptable”.

A mediados de mayo, un informe destacó que SpaceX presuntamente pagó 250,000 dólares a una azafata con el fin de que no hablara o demandara a la empresa tras una supuesta conducta sexual inapropiada por parte de Elon Musk, quien le habría propuesto tener relaciones sexuales en 2016.

La carta se compartió a través de un canal interno de Microsoft Teams con más de 2,600 empleados bajo el argumento de que la compañía no estaba cumpliendo con su polìtica de tolerancia cero contra comportamientos como el acoso sexual. La misiva generó más de 100 comentarios, pero no se dio a conocer el número de firmas que recabó.

A pesar de ello, en el documento se afirmó que los empleados de “todos los espectros de género, etnia, antigüedad y roles técnicos” habían colaborado en la redacción, mientras que Shotwell solicitó a los empleados informar sobre las quejas en torno a sus líderes, a los departamentos de recursos humanos o legales.

 
Publicidad
Publicidad