Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

‘Zombie Boy’, modelo famoso por estar repleto de tatuajes, se suicida

El modelo canadiense Rick Genest, que mendigaba para pagar sus tatuajes, fue lanzado a la fama tras participar en el video 'Born This Way' con Lady Gaga.
vie 03 agosto 2018 09:42 PM
Colaboración
Colaboración Lady Gaga filmó junto al artista el clip 'Born This Way' que lo lanzó a la fama.

MONTREAL - Zombie Boy, el modelo y artista canadiense conocido por sus tatuajes que le cubrían de la cabeza a los pies, dándole el aspecto de un cadáver, se suicidó a los 32 años de edad, informaron medios de Canadá.

El hombre, cuyo verdadero nombre era Rick Genest, murió este jueves, según la cadena Canadian Broadcasting Corporation (CBC), que cita a fuentes policiales que "clasifican su muerte como un suicidio".

Lady Gaga, quien filmó junto al artista el clip Born This Way que lo lanzó a la fama, dijo estar "devastada" por su muerte.

Lee: Lady Gaga crea una fundación contra el acoso en EU

"El suicidio del amigo Rick Genest, Zombie Boy, es más que devastador. Debemos hacer más para cambiar la cultura, poner en primer plano la salud mental y suprimir la estigmatización que hace que no se pueda hablar de eso", escribió Lady Gaga en su cuenta de Twitter.

Publicidad

La agencia de Zombie Boy, Dulcedo Management, lo describió como "un ícono de la escena artística y del mundo de la moda".

"Toda la familia de Dulcedo está conmocionada y de duelo por esta tragedia", señaló la agencia en su página de Facebook.

Zombie Boy, quien mendigaba para pagar sus tatuajes, se había hecho un nombre en el mundo de la moda y el espectáculo al incursionar en esos medios de la mano del diseñador francés Thierry Mugler y de la multifacética Lady Gaga.

Recomendamos: ¿Los tatuajes limitan las opciones laborales?

Genest nació y se crió en un suburbio de Montreal. A los 15 años, sufrió de un tumor cerebral, según los medios locales. Un año más tarde, se hizo su primer tatuaje y se lanzó a las calles con su alias, Zombie, mientras vivía en edificios en su mayoría abandonados y se sumergía en la escena punk underground de Montreal.

En unos pocos años, sus tatuajes ya habían crecido hasta cubrir el 90% de su cuerpo, lo que le valió dos menciones en el Libro Guinness de los Récords. Obtuvo la máxima marca mundial por tener la mayoría de los huesos tatuados en su cuerpo, y la mayor cantidad de insectos tatuados.

Aparente suicidio
Aparente suicidio El modelo fue hallado sin vida en su residencia de Plateau Mont-Royal.

Según Dulcedo Management, el tatuador de Montreal Frank Lewis fue "el responsable de realizar la mayoría de los diseños".

En general, eran tatuajes mórbidos: una calavera en su cara, un cerebro en la cabeza y varios huesos e insectos carnívoros. Su aspecto característico, de a poco atrajo la atención del mundo de la publicidad, la moda y el espectáculo.

"Los Zombies, para muchos, representan una xenofobia omnipresente. Como en mi vida, a menudo fui marginado, odiado o malinterpretado"

dijo en una entrevista en con la revista Wonderland en 2012.

En 2011, su aparición en un video de Lady Gaga lo lanzó a la fama internacional.

De París a Milán, Berlín a Nueva York, el modelo apareció en un número creciente de desfiles de moda, en especial para Thierry Mugler y para la colección prêt à-porter del cantante Jay-Z.

Lee: La forma de ayudar a alguien que puede suicidarse

En 2012, apareció en un anuncio de L'Oréal que se viralizó en redes sociales y que incrementó su número de seguidores a nivel mundial (cerca de un millón de suscriptores en su página de Facebook).

El año siguiente, apareció en la película 47 Ronin con Keanu Reeves.

Su doble de cera está en exhibición en el Museo Grevin de Montreal, que envió condolencias a familiares y fanáticos, diciendo: "Nos divertimos mucho cuando salimos ocasionalmente con Zombie Boy desde la inauguración del museo".

El artista británico Marc Quinn está diseñando una escultura de bronce de 3.5 metros de Genest que se exhibirá en las nuevas Galerías de Medicina del Museo de Ciencia de Londres a fines del próximo año.

"No lo encuentro aterrador", dijo Quinn a The Guardian para una historia publicada a principios de este año. "Lo encuentro bastante sorprendente. Es un artista. Su obra de arte es él mismo, y seamos sinceros, se ve muy bien".

No te pierdas de nada
Te enviamos un correo a la semana con el resumen de lo más importante.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Ha ocurrido un error, por favor inténtalo más tarde

Publicidad