Asesinos por naturaleza: frutas y vegetales que pueden intoxicarte

Los lichis no son los únicos alimentos con el potencial de envenenarnos si se comen demasiado inmaduros o sin procesar.
Precaución  La cosecha de caña de azúcar en sí no es perjudicial para comer, pero comer canela de azúcar con moho tiene un riesgo de envenenamiento a causa de un hongo común.  (Foto: iStock)
Meera Senthilingam
(CNN) -

Debajo de su erizado exterior, la fruta es lisa, jugosa y maravillosamente dulce. Los picos del lichi - también conocido como litchi - puede ser disuasorios para algunos animales, pero para los seres humanos dispuestos a pelarlo, es una pulpa exótica y sabrosa. Y a menudo, uno no es suficiente.

Pero si se comen demasiado verdes, particularmente por alguien en ayunas o por un niño en estado desnutrido, esta fruta aparentemente dulce puede ser tóxica y a veces fatal, como quedó evidenciado hace poco por una enfermedad misteriosa que afectó a la ciudad de Muzaffarpur en la India, la mayor región productora de lichi del país.

Lee: ¿Es saludable el aceite vegetal?

Cada año, cientos de niños en la India llegan a ser hospitalizados con fiebre, convulsiones y convulsiones. Un informe reciente reveló que probablemente se debía a las toxinas de lichis inmaduros. Combinadas con niveles bajos de azúcar en la sangre o malnutrición, estas toxinas pueden resultar en niveles aún más bajos de glucosa o hipoglucemia. Bloquean la producción corporal de azúcar, algo especialmente peligroso cuando dormimos y nuestros niveles de azúcar en la sangre caen de forma natural.

Maduración
Maduración  Los lichis no maduros contienen toxinas que pueden causar un nivel extremadamente bajo de azúcar en la sangre.  (Foto: iStock)

Esto podría conducir a una encefalopatía, un cambio en el funcionamiento del cerebro, dijo la Dra. Padmini Srikantiah de la oficina de Centros para el Control y Prevención de Enfermedades en la India, quien dirigió la investigación en Muzaffarpur.

"Las toxinas que se producen naturalmente en la fruta del lichi están asociadas con la toxicidad que provocó esta encefalopatía", dijo. "Es muy posible que cuando el metabolismo de la glucosa se altera, se da la acumulación de otros metabolitos que podrían tener algunos efectos tóxicos". Cuando la víctima es joven y malnutrida, el impacto es mayor.

Pero los lichis no son los únicos alimentos con el potencial de envenenarnos si se comen demasiado inmaduros o sin procesar.

Lee: La controvertida historia de la soya y lo que la ciencia dice sobre ella

"La idea de que todas las cosas naturales son buenas para uno es basura... Estamos comiendo frutas y vegetales que potencialmente contienen cosas malas", señaló Peter Spencer, profesor de neurología y ciencias de la salud en la universidad Oregon Health and Science.

"(Muchas) plantas no están aquí para nuestro beneficio, sino para protegerse de los depredadores", dijo.

Cuando el ackee es un enemigo

El ackee inmaduro contiene la misma toxina que el lichi, denominado hipoglicina, dijo Srikantiah.

La naturaleza tóxica de la fruta de ackee es bien conocida en Jamaica y África Occidental, donde se cultiva la planta. Es nativa de África occidental y fue traída durante la trata de esclavos.

Como fruta y símbolo nacional de Jamaica, es ingrediente clave del plato nacional: ackee y pescado salado. Pero los lugareños saben bien que no hay que acercarse a una fruta inmadura o incluso sin cocinar. Se come hervida y como un plato sabroso.

Lee: ¿Son saludables los frutos secos?

"Es bien sabido en Jamaica que si tu hijo come una fruta de ackee sin madurar o sin abrir [al madurar la piel se abre], es mejor prepararse para llevarlos al hospital o darles una cucharada de azúcar para subir la glucosa", comentó Spencer.

El grupo demográfico más afectado es, otra vez, los niños, especialmente los malnutridos, que son menos capaces de reponer los azúcares bloqueados por las toxinas. La hipótesis es que esto puede "relacionarse con la masa corporal", lo que significa que los niños "podrían requerir una dosis más pequeña".

"Un tema común que se ve es que los niños más pequeños no saben que la fruta inmadura pueden ser dañina", agregó Srikantiah.

Cuidado con la yuca

Conocida en África, América del Sur y partes de Asia, la yuca es la tercera fuente más importante de calorías en estas regiones después del maíz y el arroz, según el Banco Mundial, alimentando a más de 600 millones de personas a nivel mundial cada día.

Lee: ¿Qué tan saludable es comer arroz?

También conocido como “casava”, es un tubérculo que es delicioso frito, hervido o cocido, de textura gomosa, almidonada. También es molido en harina.

Pero puede ser venenosa si no se procesa correctamente.

Ingrediente
Ingrediente  La yuca contiene cianuro y debe ser cuidadosamente procesado.  (Foto: iStock)

La planta contiene naturalmente cianuro de hidrógeno, explicó Spencer, y es objeto de estrictas normas sobre su procesamiento y producción para disminuir las concentraciones de este veneno.

"Alimenta a millones de personas en todo el mundo", comentó. "Pero si eres muy pobre y no tienes tiempo para procesarla, entonces caes enfermo".

El proceso implica métodos de fermentación, pelado, secado y cocción para eliminar las toxinas de la raíz. Comer la raíz cruda o sin procesar significa comer cianuro y metabolizarlo, lo que a su vez puede afectar las hormonas tiroideas y dañar las células nerviosas del cerebro relacionadas con el movimiento, dijo Spencer. Las toxinas del tubérculo también pueden causar parálisis repentina e irreversible, según los Institutos Nacionales de Salud.

Lee: La dieta mediterránea vuelve a ganar, es buena para los huesos

El trastorno neurológico causante de la parálisis es conocido como konzo y es frecuente en ciertas regiones en desarrollo, incluida la República Democrática del Congo, donde la sequía, el hambre y el conflicto pueden aumentar la probabilidad de que las personas coman la raíz sin procesar.

Spencer teme que este problema pueda aumentar en otras partes de África, Asia y América Latina a medida que los climas cambian y las sequías aumentan.

La carambola no es para todos

Esta fruta proviene de Asia y también es conocida como fruta estrella por su forma.

Se utiliza como remedio para una serie de dolencias en ciertas partes de los trópicos, pero si es consumida por alguien con enfermedad renal, puede ser fatal.

Riesgo
Riesgo  Esta fruta contiene toxinas que representan un riesgo significativo para las personas con enfermedad renal.  (Foto: iStock)

Contiene toxinas que afectan el cerebro y pueden causar trastornos neurológicos, apunta la National Kidney Foundation en Estados Unidos. Estas toxinas son procesadas y eliminadas en las personas con riñones sanos, pero las personas con enfermedad renal crónica no pueden eliminar las toxinas de la fruta, con el potencial de daño grave o incluso la muerte.

"Es un riesgo para cualquier persona con enfermedad renal", dijo Spencer sobre la carambola. Estudios recientes han encontrado algunos casos en los que la gente la usó para tratar otras condiciones, como un remedio herbal, y desarrolló enfermedad o falla renal después de un consumo excesivo o prolongado.

Lee: Las 9 tendencias en la industria de alimentos y bebidas

Los síntomas de la intoxicación por carambola incluyen hipo, confusión y convulsiones.

El fatal hongo de la caña de azúcar

No es malo comer caña de azúcar, pero comer caña mohosa tiene efectos negativos. Comer caña de azúcar enmohecida o muy vieja conlleva riesgo de envenenamiento gracias a un hongo común que crece en la planta cuando se almacena durante más de unos meses.

"Si un niño come ese hongo, puede causar la muerte o enfermedad neurológica de por vida", indicó Spencer. La toxina es nociva para todas las edades, aunque los niños y los jóvenes son las víctimas más comunes.

El hongo, llamado Arthrinium, produce toxinas que pueden causar vómitos, convulsiones, espasmos y coma, según la Organización Mundial de la Salud.

Preocupaciones por las cicadáceas

Un producto más popular de la planta cica es el sagú, un extracto de almidón obtenido del tallo interno de la palma de sagú y se come en varias formas. Tal vez tengas buenos recuerdos del pudding de sagú.

Las plantas cícadas - incluyendo la palma de sagú - son plantas ancestrales ampliamente cultivadas en todo el mundo, según Spencer, y son una fuente común de alimentos y medicinas. Pero al igual que la yuca, requieren un tratamiento para eliminar una serie de toxinas que contienen naturalmente.

Derivado
Derivado  El sagú de perlas, una forma de almidón de tapioca.  (Foto: iStock)

"Esta es una planta antigua, pero es una de las plantas más tóxicas del planeta", dijo Spencer. "Está fuertemente implicada en la inducción de la enfermedad neurodegenerativa". Podría jugar un papel en la enfermedad de Guam, una enfermedad neurológica común en la isla de Guam que se asemeja a las enfermedades de la neurona motora tales como Alzheimer y Parkinson.

Dos toxinas en la planta, conocidas como cycasin y BMAA, deben eliminarse antes de que cualquier parte pueda ser ingerida con seguridad. El proceso de desintoxicación varía según la región, pero puede incluir lavado, fermentación, cocción y añejamiento.

Esta necesidad de procesamiento extensivo hizo que las plantas tuvieran un valor comercial reducido. Se conocen comúnmente como un alimento de la escazes, pues prosperan en condiciones de sequía. Spencer teme que las cicadáceas puedan ser otra causa de preocupación, ante el cambio climático y la frecuencia de las sequías, para las personas que viven en las partes más afectadas del mundo.

Hoy, una de cada nueve personas se va a dormir con el estómago vacío, y una de cada tres padece desnutrición, según el Programa Mundial de Alimentos.

"Con el control estricto de los suministros de alimentos en Estados Unidos y Europa, tenemos poco que temer por aquí. Pero tenemos que pensar en el resto del mundo", apuntó.

Un paréntesis sobre las papas

Tal vez no sorprenda que un favorito de nuestros platos, la papa, puede ser venenosa, sobre todo cuando han echado brotes o son de color verde.

Su toxina, la solanina, se encuentra en toda la planta, pero plantea un mayor riesgo en las papas verdes o estropeadas y con brotes, de acuerdo con los Institutos Nacionales de Salud.

Los síntomas de intoxicación incluyen vómitos, dolor de estómago, alucinaciones e incluso parálisis.

Ojo con las alubias rojas

Muchas especies de frijoles contienen la toxina fitohemaglutinina, pero las concentraciones son particularmente altas en las alubias rojas (red kidney beans) crudas. Los niveles se reducen significativamente en los frijoles cocidos. Una cantidad tan pequeña como cuatro o cinco alubias crudas pueden causar síntomas, según la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA).

En un lapso de una a tres horas, las personas pueden presentar náuseas, vómitos y diarrea, lo que puede derivar en dolor de estómago. El impacto es menos severo que con la exposición a las toxinas que se encuentran en alimentos como la yuca o la carambola. Las personas se recuperen rápidamente, dentro de las tres o cuatro horas posteriores a la aparición de los síntomas. Sin embargo, algunas víctimas han sido hospitalizadas, informa la FDA.

Estar informado sobre los riesgos

Srikantiah cree que todos, no sólo los funcionarios del sector salud, deben ser conscientes de los riesgos que representan los alimentos que contienen toxinas perjudiciales para nuestra salud, vigilando mejor los brotes de enfermedad para ayudar a los funcionarios a hacer mejores recomendaciones de estilo de vida.

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe nuestros artículos sobre viajes, moda, lujo, cultura y estilo.

"Hay preguntas sin respuesta", dijo, refiriéndose a la reciente epidemia causada por el lichi en la India. "¿Se están presentando estos problemas en otro lugar y no lo estamos detectando?"

Mientras tanto, revisa lo que comes… y si está bien procesado.

Ahora ve
A partir de diciembre, el salario mínimo en México sube 8.32 pesos
No te pierdas
×